Memorias de un escuálido en decadencia

Evo

¡El cóndor pasa y vuelve arrecho! Poco a poco vamos perdiendo la humanidad y va a ser tarde cuando intentemos recuperarnos. Esa vaina de salir a decir que no hubo golpe en Bolivia y, de paso, apoyar ese golpe, en verdad que es falta de humanidad. La gente nos ha ido descubriendo porque nosotros mismos nos estamos desnudando frente al mundo. Ya autoproclamamos a un tipo aquí que no tiene ninguna gracia, y ahora una señora levanta la mano para autoproclamarse presidenta de Bolivia y salimos nosotros a felicitarla y a reconocerla. Sin importarnos un carajo la violación al derecho internacional y a los derechos humanos. Es que, como decía antes, hemos perdido la humanidad. La política la mandamos para el carajo, y ahora en nombre de la libertad y la democracia, queremos hacer lo que nos da la gana, y lo peor es que salimos dispuestos a seguir quemando gente, y ahora quemamos las casas de los que gobiernan y los amenazamos si no renuncian con quemar a sus hijos y a sus esposas, es que la bestia que estaba dormida en nosotros se puso de pie.

Y tenemos que ser claros. Un presidente como Evo Morales lo estábamos pidiendo nosotros aquí. Incluso, el difunto compañero Teodoro Petkoft, decía que Maduro debía tomar clases con Evo para ver si bajaba la inflación. Y nosotros hablamos también maravillas del gobierno de Lula, y después le caímos encima y apoyamos a Bolsonaro, ustedes han visto esa vaina, ¿ustedes creen que es de humanos apoyar a Bolsonaro?. Carajo, hay que tener el cerebro en el rabo para una vaina así. Con Evo no había ninguna vaina para caerle encima. Un hombre que durante 12 años y pico largo puso a valer a Bolivia donde, antes de él, daban golpes casi todos los meses. Bolivia era el país LP,- long play- 33 revoluciones por minuto. Y llegó a Evo Morales y puso todo a funcionar. Y todas las cifras están a su favor, pero llegó la OEA, es decir Almagrotesco, y le echó esa vaina de levantar un informe técnico diciendo que Evo había ganado pero que había que ir a una segunda vuelta. Seguro que fue el compañero Trump que le dictó esa vaina. Trump también salió a apoyar y a reconocer a la señora autoproclamada. Y Colombia –Duque-Uribe- también salió a reconocer la democracia autoproclamada. Es que somos de una bajísima calaña

Y ahora están hablando pendejadas de que sí aquí también se puede. Ni que vengan los Rastrojos del Autoproclamado pasa una vaina aquí. Es verdad que tenemos apoyo internacional, el compañero Trump volvió a dar la orden de echarle la vaina al dictador, pero la vaina no es así. Tampoco la democracia es así.

El papá de Margot llegó diciendo que "no hay derecho, esa vaina no se hace, qué bolas tienen Camacho y Carlos Mesa de darle un golpe a Evo. Reconozcan su derrota y listo, grandes carajos". Y se fue directo al cuarto y agarró la puerta y le metió aquel coñazo tan fuerte, que en la Feria del libro, en la Plaza Bolívar, una señora dijo: "Carajo, parece que acaba de temblar".

-Ando volando bajo.- Me canta Margot



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1853 veces.



Roberto Malaver

Periodista y escritor. Niega ser humorista, a pesar de algunas evidencias que indican lo contrario. Co-moderador del popular programa "Los Robertos", al cual insisten en llamar "Como Ustedes Pueden Ver". Co-editor del suplemento comico-politico "El Especulador Precóz". "Co-algo" de muchos otros proyectos porque le gusta jugar en equipo.

 robertomalaver@gmail.com      @robertomalaver

Visite el perfil de Roberto Malaver para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a284371.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO