Tarde rebuznaste pollinito

La fisonomía es la interpretación de la apariencia externa, especialmente los rasgos de la cara, para descubrir el temperamento y el carácter predominante de una persona. En tanto la fisiognomía, portación de rostro, está basada en la idea de que por el estudio de la apariencia externa de una persona, sobre todo su cara, puede conocerse el carácter o personalidad de ésta, asina la fisiognomía de los hombres y mujeres con la cara de muchos animales, y generalmente los pueblos nunca se equivocan cuando a las personas le endosan los cognomentos de car’e burro, car’e onagro, car’e asno, car’e jumento, car’e pollino. Avístase: https://blogs.20minutos.es/trasdos/2016/04/19/humanos-animales-fiseiognomia-giambattista-della-porta/ Un manual de 1586 que compara a humanos y animales. Avístese:https://www.google.co.ve/search?q=Las+caras+del+burro+con+la+de+los+hombres&tbm=isch&tbo=u&source=univ&sa=X&ved=2ª. No de otra suerte que como cuando, al entender de este cura, la fisiognomía de Sancho Panza con la cara de su Jumento y la de Don Quijote a la de Rocinante, y que exprofeso aparece en el texto de Cervantes la cara de burro de los dos compadres regidores a uno de los cuales se le pierde uno de los jumentos, en que ambos se proponen a buscarlo, uno por la izquierda del monte y el otro por la derecha de la otra parte del monte, silbando ambos o rebuznado maravillosamente tan igual a un burro o a un preciso y precioso pollinito onagro, Lucho Almagro, que de trecho en trecho rebuznaban, a que el onagro burro perdido, perdido Almagro, respondiera, en el monte cucuteño colombiano. Helo aquí Lucho Almagro, una pequeña peladura, Quijote (II, 25), en donde se apunta la aventura del rebuzno: "Dividiéndose los dos regidores compadres, según el acuerdo, sucedió que casi a un mesmo tiempo rebuznaron, y cada uno engañado del rebuzno del otro, acudieron a buscarse, pensando que ya el jumento había parecido, y en viéndose, dijo el perdidoso: «¿Es posible, compadre, que no fue mi asno el que rebuznó?». «No fue sino yo», respondió el otro. «Ahora digo —dijo el dueño— que de vos a un asno, compadre, no hay alguna diferencia, en cuanto toca al rebuznar, porque en mi vida he visto ni oído cosa más propia.» «Esas alabanzas y encarecimiento —respondió el de la traza— mejor os atañen y tocan a vos que a mí, compadre, que por el Dios que me crió que podéis dar dos rebuznos de ventaja al mayor y más perito rebuznador del mundo: porque el sonido que tenéis es alto; lo sostenido de la voz, a su tiempo y compás; los dejos, muchos y apresurados; y, en resolución, yo me doy por vencido y os rindo la palma y doy la bandera desta rara habilidad.» «Ahora digo —respondió el dueño— que me tendré y estimaré en más de aquí adelante, y pensaré que sé alguna cosa, pues tengo alguna gracia, que puesto que pensara que rebuznaba bien, nunca entendí que llegaba al estremo que decís.» «También diré yo ahora —respondió el segundo— que hay raras habilidades perdidas en el mundo y que son mal empleadas en aquellos que no saben aprovecharse dellas.» «Las nuestras —respondió el dueño—, si no es en casos semejantes como el que traemos entre manos, no nos pueden servir en otros, y aun en este plega a Dios que nos sean de provecho.» Esto dicho, se tornaron a dividir y a volver a sus rebuznos, y a cada paso se engañaban y volvían a juntarse, hasta que se dieron por contraseño que para entender que eran ellos, y no el asno, rebuznasen dos veces, una tras otra. Con esto, doblando a cada paso los rebuznos, rodearon todo el monte sin que el perdido jumento respondiese, ni aun por señas. Mas ¿cómo había de responder el pobre y mal logrado, si le hallaron en lo más escondido del bosque comido de lobos? Y en viéndole, dijo su dueño: «Ya me maravillaba yo de que él no respondía, pues a no estar muerto, él rebuznara si nos oyera, o no fuera asno; pero a trueco de haberos oído rebuznar con tanta gracia, compadre, doy por bien empleado el trabajo que he tenido en buscarle, aunque le he hallado muerto». «En buena mano está, compadre —respondió el otro—, pues si bien canta el abad, no le va en zaga el monacillo.» Con esto, desconsolados y roncos se volvieron a su aldea, adonde contaron a sus amigos, vecinos y conocidos cuanto les había acontecido en la busca del asno, exagerando el uno la gracia del otro en el rebuznar…" Ahora, desde esta esquina caliente y tocando es aut, como decía el sancarleño Rafael Samuro Cabriales, y en el decir de Rosa María de la calle Alegría, parafraseando a miguelhomero en los parajes límite contradictorios: "¡Que Dios me perdone! pero uno de los regidores compadres hubo de ser Pepe Mujica y el otro Lucho Almagro, y el burro perdido profundo cervantino, el tercio incluso aristotélico, Aristóbulo, en que Lucho Almagro trasciende, como canciller uruguaya de Pepe a la OEA, cuando Pepe Mujica Presidente, tiende al tercio incluso aristotélico, Aristóbulo, del golpe feroz cesarvallejoiano hacia la concepción deformada de la OEA yanqui go home, con obligatorio retiro de Venezuela. Además, de las multisápidas coñerías a la Patria de Bolívar y de Chávez, desde la Organización, en que tarde rebuznaste pollinito onagro, Lucho Almagro.", aseveraba afirmativa, tan segura como la como la certidumbre más firme whitmaniana, la caletrera vieja sancarleña caletera Rosa María. Y es que ya EEUU y militares traidores venezolanos fueron los primeros en la conspiración para derrocar a Maduro, como lo reseña el diario The New York Times, que reconoce la disposición del gobierno de Trump de reunirse varias veces con militares lo que podría ser interpretada como un respaldo claro a los golpistas. Según el diario, un diplomático estadounidense se reunió al menos en tres oportunidades con los golpistas, la primera de ella a finales de 2017, el segundo encuentro también fue el año pasado y la tercera a principios de este 2018, en que no se descartaba la intervención militar a la desaparición del Estado. Avístase: http://www.escambray.cu/2018/ee-uu-y-militares-traidores-venezolanos-conspiraron-para-derrocar-a-maduro/. Todo esto concretízase hacia el objetivo central, el magnicidio al presidente Maduro, que se convierte en grado de frustración. Fallaba el objeto, fueron inhibido los bribones drones cabrones, mas todos los agentes, las personas involucradas en el hecho homicida criminal, tocaron su fin con el acontecimiento en pleno desarrollo waltermartineziano, el 04/08/2018, a las cinco en punto de la tarde, en la avenida Bolívar de Caracas.

Si el 04/08/2018, día de Santa Perpetua y de la Guardia Nacional Bolivariana, se perpetraba el homicidio calificado en grado de frustración con el magnicidio al presidente Nicolás Maduro, en que nunca se descartaba la intervención militar, entonces sea dicho que Lucho Almagro, vestido de Santa Perpetua, desde Cúcuta Colombia, 14/09/2018, ha pretendido perpetuarse en perpetrador de la intervención militar en Venezuela. Entonces sea dicho Lucho Almagro: ¡QUE TARDE REBUZNASTE POLLINITO ONAGRO, LUCHO ALMAGRO! Entonces sea dicho que Lucho Almagro, vestido de Santa Perpetua, ha pretendido perpetrarse y también retractarse de la intervención militar en Venezuela, díjolo el 17 de septiembre de 2018, como impresionante llaga de San Francisco a las cinco en punto de la tarde desde la OEA, pero ¡TARDE REBUZNASTE POLLINITO ONAGRO, LUCHO ALMAGRO!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 826 veces.



Miguel Homero Balza Lima


Visite el perfil de Miguel Homero Balza Lima para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Miguel Homero Balza Lima

Miguel Homero Balza Lima

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a269508.htmlCd0NV CAC = Y co = US