¡Pararle el trote discrecional de chantaje económico al gobierno gringo! (IV)

En la actualidad, y posiblemente en el futuro, los halcones estadounidenses arrecien los ataques a cualquier nación que no obedezca sus decisiones, ya lo dijo una vez el Presidente Barack Obama, "LE TORCEREMOS LOS BRAZOS" En esta situación lo que se tiene que hacer es que los demás países del mundo se una y evitar una moderna esclavitud por los halcones, que en época pasada se llamó el Ku Klux Klan, KKK. Pienso en 2 manera de pararle el trote a los gringos es aplicar el poder, ello es el de imponer una fuerza unificada e imponer un sistema económico, monetario y de financiamiento que coloque al sacrosanto dólar como una moneda de uso interno solo en los Estados Unidos. La otra posibilidad de controlar al imperio yanqui es el hace se declare un derecho internacional a los derechos humanos, aunque con la arquitectura jurídica internacional, existe uno que solo es mero declarativo. No, esta norma internacional tendría que ser respetado como derechos humanos de carácter imperativo; que dentro de la jerarquía normativa internacional estuviera por encima de las normas de comercio e inversiones de las trasnacionales. En síntesis, la diferencia entre el derecho corporativo global y el derecho internacional a los derechos humanos, es que el primero es imperativo y deliberante, mientras que el segundo SOLO es declarativo y moral.

Tanto la firma del TLCAN como la creación de la OMC colocaron a las corporaciones transnacionales de Estados Unidos en una mejor posición frente a los gobiernos y empresas de Latinoamérica, aumentado considerablemente las Inversiones Extranjeras Directas, IED, en la medida que se fueron desdibujando las fronteras nacionales de los Estados periféricos insertos en la dinámica de la globalización capitalista. Las ganancias de las inversiones y los intereses generados por los préstamos de Estados Unidos en Latinoamérica alcanzaron un promedio aproximado de US$ 60 millardos anuales durante la década de 1990. Mientras que la tasa de crecimiento anual en la región fue de 2.9%, lo que representó realmente un decrecimiento respecto a la década de 1960 en que el promedio era de 5.4%. Luego del entusiasmo experimentado por la firma del TLCAN y por la creación de la OMC, el imperialismo estadounidense se preparó para recuperar su hegemonía en el continente, afilando los halcones sus garras y pretendieron utilizar otra treta comercial y económica; la famosa ALCA.

He aquí un ejemplo de lo que puede la unidad de los pueblos, y por operar tal unidad se logró que el Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA) fracasara. Aquí se enumera algunos asuntos que querían imponer: 1) Los países adherentes deben eliminar los subsidios a la agricultura que le otorga el Estado al campesinado. 2) Las empresas de Estados Unidos puedan participar en las licitaciones públicas en iguales condiciones que lo hacen las empresas nacionales. 3) Eliminar las restricciones de importación a Estados Unidos de las materias brutas y primas que se producen y extraen de Latinoamérica. 4) Eliminar los impuestos de exportación para que Estados Unidos pueda vender las mercancías que produce a precios competitivos. 5) Posibilidad de vender las mercancías producidas en Estados Unidos a precios más bajos que los costos de producción. Esta práctica deshonesta que arruina a la competencia se conoce como dumping. 6) Las empresas trasnacionales pueden demandar a los gobiernos en tribunales privados internacionales en materia de derecho corporativo tales como el CIADI. 7) Privatizar los bienes y servicios públicos del Estado y eliminar los monopolios y oligopolios que le permiten a los gobiernos mantener una fuerte política de gasto público. 8) Creación de leyes sobre la propiedad intelectual, entre las que destacan las patentes de plantas y especies, de vital importancia para la industria química-farmacéutica. Hablamos de medicinas, colorantes, pesticidas, fibras, aceites, maderas y alimentos. (MEDIO GURINEY)



Esta nota ha sido leída aproximadamente 983 veces.



José M. Ameliach N.


Visite el perfil de José M. Ameliach N. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José M. Ameliach N.

José M. Ameliach N.

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a264706.htmlCd0NV CAC = Y co = US