Encíclica Laudato Sí

Alertas sabias y tempraneras de Fidel Castro silenciadas por el Vaticano, ahora son una bandera del Papa Francisco

"Una importante especie biológica está en riesgo de desaparecer

por la rápida y progresiva liquidación de sus condiciones naturales de vida:

el hombre; ahora tomamos conciencia de este problema cuando casi es tarde para impedirlo."

 

Fidel Castro Ruz

(Río de Janeiro - 12 de junio de 1992)

Sin ánimo de afectar a ningún fiel, menos desmerecer un discurso y esfuerzo de Jorge Mario Bergoglio al frente del Vaticano y su preocupación por la defensa de la naturaleza, solo quiero traer a la memoria la carga histórica de identidad que pesa en un proyecto nuestro americano y caribeño: las alertas tempraneras que nos hiciera el compañero Fidel Castro referentes a este tema; y como una reflexión primero es bueno traer aquella frase de nuestro Eduardo Galeano:

"Nuestra derrota estuvo siempre implícita en la victoria ajena; nuestra riqueza ha generado siempre nuestra pobreza para alimentar la prosperidad de otros: los imperios y sus caporales nativos. En la alquimia colonial y neocolonial, el oro se transfigura en chatarra, y los alimentos se convirtieron en veneno".

En relación a la defensa de la Madre Tierra hace más de 20 años atrás, en la Cumbre de la Tierra realizado en Río de Janeiro, ya nos alertó sabiamente el comandante Fidel Castro exponiendo magistralmente las causas y las consecuencias, y cómo vienen ejerciendo un saqueo dirigido por grandes metrópolis que imponen un orden mundial, ocasión en la que terminó diciendo:

"Cuando las supuestas amenazas del comunismo han desaparecido y no quedan ya pretextos para guerras frías, carreras armamentistas y gastos militares, ¿qué es lo que impide dedicar de inmediato esos recursos a promover el desarrollo del Tercer Mundo y combatir la amenaza de destrucción ecológica del planeta?, unos años más adelante 1990, criticaban duramente la injusticia del capitalismo y el imperialismo diciendo: "Esa es la triste realidad: hombres que no tienen ni zapatos, que no tienen alimentos, que no tienen con qué pagar un médico, que no tienen vivienda, que tienen que estar, muchas veces, en esos barrios insalubres, que constituyen en muchas ocasiones la mayor parte de la población en las ciudades, son instigados por ese tipo de propaganda [de la sociedad de consumo]. Y suerte que no tienen cada uno un automóvil, porque si el petróleo se está acabando, y si, además, se está acabando hasta el oxígeno del aire, y se está transformando hasta la atmósfera por el abuso que han hecho [los países capitalistas desarrollados] de todos estos combustibles, qué sería del mundo –como me he preguntado otras veces- si cada latinoamericano tuviera un automóvil; si cada chino tuviera un automóvil; y cada ciudadano de la India tuviera un automóvil. Son las realidades". "Y ellos preconizan ese modelo de sociedad, que es impracticable y que no puede ser el de las sociedades de nuestros países. Es todo una gran locura impuesta mediante un sistema de fuerza y de prepotencia, de dominio tecnológico, científico, financiero y de los medios masivos de comunicación e impuesta, precisamente, a los países de donde salió la riqueza con que se desarrollaron, y han creado condiciones en el mundo muy difíciles para que los demás se desarrollen". (Discurso pronunciado en la clausura de Pedagogía 90, Teatro Carlos Marx, el 9 de febrero de 1990.)

Y si vamos a tiempos más remotos, hace más de 50 años, Castro reflexionaba sobre el proyecto socialista de Cuba de esta manera:

"(...) el hombre transforma la naturaleza a medida que se desarrolla, a medida que crece su técnica; el hombre revoluciona la naturaleza, más la naturaleza tiene sus leyes, y la naturaleza no se puede revolucionar impunemente. Y es necesario considerar esas leyes como un conjunto, es necesario e imprescindible y vital no olvidar ninguna de esas leyes". (Discurso pronunciado en las honras fúnebres de André Voisin. En: Periódico Revolución, 23 de diciembre de 1964).

¿Sera que también estas sabias advertencias tempraneras fueron solo para robar la bandera del cristianismo por parte de un comunista, tal como afirmó Francisco? O no será que el Vaticano se quiere hoy apoderar de la bandera de la ecología en pleno siglo XXI para confundir en los retos y necesidades de un proyecto auténtico indoamericano del Socialismo del siglo XXI, eminentemente cristiano y humanista como afirmaban el Comandante Supremo, Hugo Chávez, respetando a los humildes creyentes y en honor a un Cristo verdadero, o es posible pensar, en pleno siglo XXI, una complementariedad entre ambos confiando plenamente en el extraordinario coraje del Papa Francisco que desafía a un proceso renovador de la Iglesia Católica en su práctica pedófila y corrupta de los últimos tiempos.

Todo ello sin duda genera reacciones en sectores conservadores del mundo y en la propia Iglesia. Igualmente siguen las interrogantes como hasta dónde se podía llegar desde el Vaticano y los movimientos populares con la bandera del grito de los pobres y el grito de la Tierra en defensa de la casa común si se proyectaran firmemente contra la lógica y reproducción del capital. Hasta el momento, los países llamados desarrollados, la propia ONU (Organización de Naciones Unidas), algunas ONGs, solo buscan una mayor economía de mercado en la ecología y de esa manera continuar destrozando la naturaleza impunemente. Son interrogantes y desafíos que no se abordan ingenuamente y están en pleno desarrollo.

Sin duda estas reflexiones son pertinentes con relación al tema de la injusticia social, los daños ambientales en el continente, que para nadie es un secreto que ocurrieron por obra y gracia de las colonias; en la llamada civilización y desarrollo no faltó tampoco la presencia de las iglesias, sus curas y sus cruces, esos acontecimientos es los que exigen abordar con perspectiva más crítica cuando se trata el tema de la injusticia y las desigualdades.

Necesario es seguir exigiendo a los países hoy llamados del primer mundo, incluido el Vaticano acerca de sus deudas ecológicas palpables y los crímenes de lesa humanidad que protagonizaron en el continente; bajo sus rosarios y sus espadas desaparecieron millones de pueblos originarios. Todo eso deja huellas de dominaciones que impiden que desaparezcan el hambre porque solo se dedicaron a desaparecer a los hombres y a las mujeres de esta tierra, ante esa voracidad sucumbían la dignidad, la soberanía; sin duda hoy todas ellas tienen carga histórica que pesan desde una mirada multicéntrica, pluripolar, en caso nuestro americano solo es posible desde la pluriculturalidad, a los Aymara, Chichas, Guaraníes, Quichuas, Mapuches, Caribes y muchos otros pueblos garantes de la protección de la naturaleza le cortaron sus hojas, sus troncos, pero retoñaron de sus raíces pidiendo hoy derechos a la Pacha Mama, reclaman un equilibrio del planeta, exigen respeto y soberanía y se ponen al frente para seguir combatiendo el extractivismo y el neoliberalismo en la región.

Los problemas de la alimentación, del agua, la tierra, todos los recursos naturales, la contaminación, la vivienda, los problemas del subdesarrollo que se proyectan hacia los años futuros para una gran parte de la humanidad seguirán los retos muy serios si no creemos en un nuevo sistema más humano, más solidario, más justo. Y para ello es preciso creer en nuestra juventud, en nuestras luchas por la independencia, en nuestra sabiduría milenaria, antes que cualquier contemplación de la fe jerárquica eclesial que nunca será inocente en lo ideológico, no esperemos de nadie si no de nosotros mismos, decía Artigas, es necesario seguir vigilante con un amor propio moderado de todas nuestras conquistas del gran proyecto de Bolívar y de Martí para continuar afianzando la patria por la humanidad, el poder no es siempre monolítico, es difuso, es parcelado, es una continua aglomeración y disgregación de consensos, en el actual momento histórico necesitamos profundizar la identidad de los pueblos con confianza plena en sus luchas por la liberación nuestra americana y del Caribe para que de manera sólida se puedan blindar de cualquier intento de manipulación para la restauración del pos-neoliberalismo, antes de querer transformar el Vaticano mejor seguir con las acciones concretas en defensa del gran proyecto nuestro americano y caribeños y que sigan sirviendo de ejemplo y de movilización por la vida, por una Patria Grande y para la humanidad.

"Son muchos los que razonan con sólidos fundamentos científicos que la humanidad no podrá sobrevivir a una guerra nuclear total, no solo por la destrucción directa, sino por la contaminación de las aguas, la tierra y la atmósfera y los colosales desastres ecológicos que traería consigo. Alguien dijo que los sobrevivientes envidiarían a los muertos".

Fidel Castro

"No cambiemos el clima, ¡cambiemos el sistema!

Hugo Rafael Chávez Frías

(XV Conferencia Internacional de la Organización de Naciones Unidas sobre Cambio Climático, Copenhague, Reino de Dinamarca, 16 de diciembre de 2009)

Del Rosario Ignacio Denis. Ingeniero Agroecologico graduado en Instituto Latinoamericano de Agroecologia Paulo Freire (IALA)

Twitter: @yiyoparaguay

Blog del Autor : http://ayvuguasu.blogspot.com/

Notas:

http://w2.vatican.va/content/francesco/es/encyclicals/documents/papa-francesco_20150524_enciclica-laudato-si.html

http://www.epdlp.com/texto.php?id2=549

http://www.ecured.cu/index.php/Cumbre_de_la_Tierra_de_R%C3%ADo_de_Janeiro

http://www.publico.es/internacional/papa-comunistas-han-robado-bandera.html

http://www.voltairenet.org/article163435.html

http://www.telesurtv.net/news/Papa-Francisco-masticara-hoja-de-coca-en-Bolivia-20150628-0040.html

http://peru21.pe/mundo/papa-francisco-escandalos-pedofilia-son-verguenza-iglesia-2165965






 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1734 veces.



Del Rosario Ignacio Denis

Ingeniero Agroecologico graduado en Instituto Latinoamericano de Agroecologia Paulo Freire (IALA) en Venezuela

 yiyodenis@gmail.com      @yiyoparaguay

Visite el perfil de Del Rosario Ignacio Denis para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a210094.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO