Mr. Chuzada Uribe No Vino, pero Capriles y Leopoldo Fueron

En Colombia, el término "chuzada" tiene al parecer un sentido distinto al que le damos en Venezuela, pero aunque estas "chuzadas" colombianas y uribista sea aparentemente menos lacerante, fue otro de los proyectos políticos que Uribe Vélez desarrolló en Colombia durante su estancia en la casa de Nariño.

Una "chuzada" en Venezuela es una práctica nada pacífica y humana que lleva a que una persona proceda agredir a otra con un arma blanca. La Chuzada colombiana y Uribista habla de un proyecto de intercesión telefónica que montó Uribe Vélez en Colombia y que entre sus hacederos o hacedoras, estuvo María Pilar Hurtado, mejor conocida como miss Chuzada. Miss Chuzada con Mr. Chuzado intervinieron a tribunales, partidos, diputados, senadores, organizaciones de derechos humanos, periodistas, sindicalistas, magistrados y pare de contar. Uribe tenía a toda Colombia "chuzada".

En Venezuela, según información aportada por Rodríguez Torres, Uribe Vélez disponía más o menos de 3 mil Blackberry para hacerle seguimiento a PDVSA y otros organismos del gobierno.

El "Chucear" a todas estas gentes e instituciones en Colombia era un proyecto político previo. Una vez evaluada la información que se obtenía, el interceptado pasaba a ser parte de otro macabro experimento. La información y la identidad de la persona que era objeto de una "chuzada" era luego entregada a los paramilitares y estos decidían si pasaba a una fosa común.

A miles de personas que fueron objeto de "chuzadas" lo espero una fosa común que era a su vez, la última estación de este proyecto macabro uribista, conocido como los falsos positivos.

Recientemente en Venezuela estuvo Piñera, que no practicó la técnica de la "chuzada", pero compartió con Pinochet un proyecto político igual de macabro. Militantes de la Unidad Popular fueron concentrados en instalaciones deportivas y de ahí desaparecían. Estuvo Luis Calderón, cuyo prontuario es un poco más avanzado que el de Piñera y también estuvo Andrés Pastrana que nada tiene que esconder en estos asuntos, porque tiene una larga historia de masacres y desaparecidos.

Pero la MUD en estos menesteres de desapariciones y de violencia que ejecutaron muy bien entre 1960 y entrado a la década de los noventa del siglo XX, no es que estén actualizándose ahora con Calderón, Pastrana y Piñera. Antes, mucho antes, parte importante de la oposición venezolana, que hoy se define como democrática dejó un historial.

Capriles y Leopoldo, no trajeron a Uribe Vélez para ponerlo a posar en Caracas como un angelito o icono democrático. No vino Uribe Vélez con Piñera, Calderón y Pastrana, pero Capriles y Leopoldo han ido a Colombia muchas veces a recibir lecciones. Es pública y notoria esta intensa relación entre Capriles, Leopoldo López y Uribe Vélez. Seguramente, el descargue de arrechera que ordenó Capriles en 2013 se una aplicación de esas lecciones recibidas de Mr. Chuzo colombiano.

Los cursillos a donde enviaron a "jóvenes" venezolanos para aprender técnica de terrorismo son parte de ese guión de Mr. Chuzo, Pastrana, Calderón y Piñera. Unos vienen otros no; pero los que van hasta ellos, como el caso de Capriles y Leopoldo con Uribe Vélez, tienen el interés de abonar el fascismo en Venezuela.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1429 veces.



Claudio Dominguez


Visite el perfil de Claudio Dominguez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a202584.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO