El salvo conducto también es un derecho de Julián

El asilo otorgado a Julián Assange, es la voluntad soberana de un país que somete a Estados Unidos y a sus socios a un riguroso examen sobre su capacidad de ofrecer respuestas de igualdad a un mundo que es completamente distinto al de las colonias.

Cada vez mas países toman decisiones soberanas en esta parte del mundo, estamos pues, ante un proceso revolucionario en Ecuador, Venezuela, Bolivia, que comienza con tomar decisiones libres a pesar de las advertencias de los satélites de EEUU. Son hechos políticos libres y soberanos, Ecuador hizo su jugada hay que esperar la respuesta del Reino Unido y la decisión de los gobiernos de Sudamérica con UNASUR en vez del TIAR.

El ejercicio de la soberanía es un pilar fundamental para construir nuestra democracia que necesita descansar sobre la base del respeto para un trato diplomático en igualdad de condiciones, se trata de buscar una y otra vez la soberanía, autonomía, libertad y respeto. A lo largo del tiempo es la misma intención que guía la constitución sobre la búsqueda de los derechos humanos, es una estrategia destinada a hacer visible el dialogo para resolver contradicciones.

Ecuador otorga el asilo político al fundador de Wikileaks Julián Assange y desata la ira de Londres, incluso llegan a decir que tienen una ley que les faculta a invadir una embajada o simplemente no entregaran el salvo conducto para que Julián se traslade al aeropuerto y llegue a Ecuador.

El gobierno del presidente Rafael Correa solicito a Washington, Londres y Estocolmo elementos de juicio para analizar si los procesos y acusaciones llevados contra Julián Assange en estos tres países estaban dentro de las condiciones de respeto a la integridad natural de la libertad y al derecho a la vida, la respuesta de EEUU fue que ese era un asunto que concierne a los gobiernos de Inglaterra y Suecia con Ecuador, y que las acusaciones de Washington contra Julián no conciernen a Quito, en ese contexto como la libertad y la vida de Julián se encuentran en riesgo el gobierno de Ecuador en voz de su canciller Ricardo Patiño tomo la decisión de conceder asilo político a Julián Assange.

La decisión de no conceder el salvo conducto a Julián parte de una presunción de superioridad que ha convertido el terreno por el que se transita en agreste y que históricamente ha separado a la gente rica de la pobre o a las naciones ricas de las pobres, porque, estos gobiernos tecnológicamente desarrollados no han desarrollado su estado mental para sembrar a nivel internacional una cultura democrática por el esquema político del capital que los hace inconscientes, carecen de ética para practicar relaciones de igualdad, rinden honores a la monarquía, moralmente aceptan la existencia de una clase superior y esa es la cultura que asimilan y practican en la diplomacia emitiendo juicios xenofóbicos y racistas.

Los latinos buscamos hace siglos una verdadera democracia por las condiciones de desigualdad en la que nos desenvolvemos motivo por el que las colonias, monarquías y clases sociales nos molestan tanto porque nos llevo más de 300 años librarnos de España, Inglaterra, Francia y Portugal, dominio salvaje al que fuimos sometidos nos hace una región que ha cobijado por múltiples razones a hordas y a grupos de europeos en las 3 Américas.

Mareas de europeos llegaron a nuestras costas después de las guerras mundiales y en actos humanitarios fueron acogidos para que pudieran tener derechos humanos y, a pesar de las crisis de nuestros países jamás a los europeos y estadounidenses se los ha tratado mal o se los ha expulsado como lo están haciendo en algunos países de Europa y en EEUU a pesar que se creen superiores, nuestro pueblos nobles los tratan con respeto.

Inglaterra, es uno de esos países mentalmente estancado a nivel de su gobierno, creen que pueden atacar territorio extranjero si EEUU les autoriza como lo hicieron en las islas Malvinas, hoy, advierten lo harán con la embajada de Ecuador en Londres, esta gente no nos puede tratar como iguales y lanzan bravuconadas porque son solo eso, saben que la región les responderá en conjunto no solo el gobierno de Quito, motivo por el que se frenan en sus intensiones “superiores” de allanar la embajada.

Las relaciones de nuestros países con EEUU han producido emociones y sentimientos de admiración por la tecnología adelantada y de odio y rebeldía por la explotación a la que nos sometieron desde el siglo XIX. Década tras década el Che Guevara encabeza las revoluciones contra el imperio y sus socios, nos invaden con Coca Cola, comida chatarra y rubias tipo Marilyn, prohíben que se consuma coca por ser materia prima para la cocaína y se oponen vía Londres a que un pequeño país como Ecuador, otorgue asilo político a un periodista que los desnudo como nadie nunca antes con su porquería diplomática y fuerza militar contra civiles en Irak, Afganistán y Guantánamo.

Cualquier advertencia de EEUU y sus aliados llega muy tarde, con otros gobiernos las amenazas tenían efecto inmediato, hoy, con los gobiernos revolucionarios respaldados por sus pueblos esas amenazas no rinden ningún resultado; las decisiones que hoy se toman son libres y no importa si EEUU, Reino Unido, Suecia o el G7 se sienten afectados, en Sudamérica se vive un proceso de integración libre y soberano.

UNASUR tiene nuevamente la oportunidad de demostrarlo así como la organización del ALBA, de la OEA personalmente no espero nada…mejor así.

rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2470 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: