“Golpe histórico a las FARC” dicen…verdad o falso

“Contundente golpe a las FARC o demoledor golpe a las FARC” son entre otros los títulos de los medios de comunicación repetidos por el gobierno colombiano con todo el poder mediático cada vez más sofisticado desde la captura de Simón Trinidad en Quito, o de Sonia en el 2004 o por la muerte del negro Acacio, Martin Caballero, Martin Sombra, Milton Sierra, en el 2007, Raúl Reyes, Marulanda, Iván Ríos asesinado por su guardaespaldas y por el rescate de Ingrid Betancourt y tres estadounidenses en el 2008, mismo encabezado cuando mataron a Domingo Biojo en el Putumayo; en la era Santos, se repiten los títulos en los medios anunciando el fin de las FARC cuando bombardearon al mono JoJoy en el 2010 y en el 2011 a Alfonso Cano, “ éxitos de las gloriosas FFAA y gobierno colombiano” dicen.

Con Cano y Gadafi por citar los últimos revolucionarios asesinados, sabemos que lucharon por aquí y por allá que cometieron aciertos y errores, vemos sus vidas como una historia todavía no escrita, pero, se sabe el principio y el final eso dice el análisis desde que los conquistadores españoles llegaron a nuestras playas; luego el imperio norteamericano tomo la posta en la conquista y ante la imposibilidad de rápidamente cambiar esa realidad el resultado final radica en la fuerza moral de los revolucionarios para conservar el espíritu de lucha sustituyendo al caído.

Desde Huayna Capac, Huáscar, Atahualpa, Rumiñahui, Montec Zumac, Bolívar, Sucre, Martí, Sandino, Villa, Zapata, Lenin, Castro, Marulanda, Arenas, Pizarro, Chávez, Morales, Correa y miles más, así sean asesinados la lucha continuara.

Los arriba mencionados no son personajes de ficción como los que tiene EEUU, partiendo desde Superman hasta llegar a los Seals, los nuestros son personajes amados por las masas humilladas por la pobreza y la desigualdad, nos negamos a aceptar su desaparición, sabemos que ya no existen físicamente pero actuamos con sus pensamientos, fortaleza y convicción, son los muertos que hablan, luchan y viven en todas las generaciones como el Che Guevara,

Mas, sin embargo, en el caso de las FARC todavía con gran capacidad ha sufrido golpes que de ninguna manera significan el fin de la guerrilla; Santos entendió desde que era ministro de defensa que se requiere dinero, inteligencia, tecnología y constante presión militar para abatir a quien más oportunidad ofrezca, atacar a la cúpula del secretariado no es tan difícil como se especulaba rodeados de docenas de guardaespaldas en amplios anillos de seguridad detectados por los satélites, triangulados por las comunicaciones e infiltrados por la fuerza pública el dinero facilita la traición.

Así, la guerrilla, lejos de combatir un gobierno opresor facilita réditos políticos de enorme envergadura a Santos, desatando una enorme publicidad del poder mediático que critica los procesos revolucionarios. La actual situación de las FARC con manzanas podridas en sus filas, sin armamento antiaéreo es fácilmente penetrada dividiendo los anillos de seguridad y afectando la poca eficacia militar demostrada en estos últimos años para combatir un sistema de gobierno dibujado en Washington, para desestabilizar Venezuela.

Con las muertes de Reyes, JoJoy, Cano, Santos logra introducirse en UNASUR con fuerza y realiza declaraciones que “Chávez es su nuevo y mejor amigo” después de normalizar relaciones con Ecuador, el presidente colombiano es un hábil negociador preparado por la CIA para implementar otro tipo de estrategia diferente a la estrategia de Uribe, el actual mandatario colombiano es mas solapado e hipócrita lo que lo hace mas peligroso.

UNASUR tiene un miembro Colombia, que generalmente actúa según sus intereses políticos-económicos inmediatos, últimamente por las ventajas económicas y por el TLC con EEUU no le permite a Bogotá sujeta como esta honestidad y transparencia; Colombia es para la región con las bases militares estadounidenses un vecino nada fiable, además, por sus negativos fenómenos sociales desparramados por toda la región en donde constantemente aumenta la inseguridad y la violencia, fenómenos sociales que enfrentamos sin éxito porque el narcotráfico es un elemento utilizado para desestabilizar gobiernos con la cocaína colombiana usada como arma de guerra de baja intencidad.

La clave no es si tenemos UNASUR o no, la clave es redefinirla, nos impusieron las bases militares norteamericanas en Colombia y no supimos negociar con eso, la opción de la Unión de Naciones del Sur no debe llevar a minimizar menos a olvidar esto, porque las bases continúan en ese país, esperando…por el contrario, la mejor estrategia de UNASUR es definirse más respecto a la integración con sistemas económicos-políticos sur-sur en donde Colombia como miembro pleno acepta las condiciones o se va, esa la nueva UNASUR que la región reclama.

Esto exige no hacer cálculos del momento sino tener perspectivas históricas sin modelos cada 4 años como los implementados por Washington, con los acuerdos con cada país para luchar contra el narcotráfico que incide en la geopolítica regional por su lógica de poder y por la “ayuda” económica a las FFAA que no es otra cosa que la compra de algunas consciencias a favor de la CIA perjudicando las instituciones militares- políticas en los países.

rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2333 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: