Obama y su guerra contra las drogas

50 Años después, el 11 de mayo Gil Kerlikowske, zar antidrogas informo que “Estados Unidos ya no hará la guerra contra las drogas sino que construirá una política integral de seguridad y salud”.

Esta aparente exhibición de democracia se manifiesta claramente en el Departamento de Estado, la secretaria de defensa y el Tesoro de los EEUU, cuya misión es, embellecer el disfraz demócrata de la política exterior de Obama.

Hace dos meses Obama, quiso reducir las operaciones de la banca algo de difícil ejecución si se quiere revitalizar el capitalismo y darle más fuerza a las corporaciones trasnacionales. La banca son los intermediarios de grandes operaciones licitas e ilícitas con la política, la economía, el negocio de las armas, las guerras y los conflictos, todas juegan un papel muy importante con el petróleo y el narcotráfico.

Antonio Costa, director de la ONUDD, oficina de Naciones Unidas para la droga y el delito dijo al semanario austriaco Profil que, “el dinero del narcotráfico se introduce en el sistema económico, hay indicios que bancos se salvaron de la quiebra por la crisis, es difícil demostrarlo, pero, el dinero sucio es el único capital liquido del inventario disponible como para comprar propiedades inmobiliarias”. El italiano Antonio María Costa, agrego, “el principal problema en el segundo semestre del 2008 fue la falta de liquidez lo que convirtió al capital liquido en un factor muy importante para ayudar al sistema financiero” La ONUDD con sede en Viena dice: “el tráfico de estupefacientes al por mayor mueve más de 90000 millones de dólares que ascienden hasta 320000 cuando la droga llega a la calle”.

El negocio de los bancos y la Compañía de Importación de Cocaína CIA, proyectan los conflictos y no solo por el petróleo, principal causa de las guerras del siglo XX, sino por los actos terroristas y el narcotráfico, la banca concentra la parte del imperio de todos los depósitos capitalistas incluido los 800000 a 1 billón de dólares que el FMI manifiesta se lavan anualmente en el sistema, colocan empréstitos, emiten acciones y compran las deudas de naciones devastadas por las guerras o los conflictos, después, al ponerse de acuerdo, crean gobiernos y potentes monopolios empresariales y bancarios.

Obama quiere pero no puede frenar las operaciones de los 6 mayores bancos de EEUU: Wells Fargo, Goldman Sachs, Morgan Stanley, Deutsche Bank, GMAC, Citigroup y Bank of América, entidad que absorbió a, Merril Lynch, UBS, Citigroup, Credit Agricole, en lo que va del 2010, 30 bancos han quebrado en los EEUU o han sido comprados por los bancos más grandes, papel decisivo cumple la banca en los asuntos globales, especialmente desempeñado por el llamado gran sexteto de Wall Street que, V. Perlo, describe en su libro “el imperio de las finanzas”.

SBG, Saudi Bin Laden Group, corporación creada por la suiza Sico, Saudi Investment Company,quien a su vez creó varias empresas con el National Comercial Bank saudita, BCCI, con participaciones en General Electric, Carbury Schweppes y Norrel Networks. Los recursos económicos de SBG, son manejados por el banco Carlyle Group especializado en compras de compañías aeroespaciales y de defensa. La SBG, gano la mayoría de los contratos de las bases norteamericanas en Arabia Saudita, y para la reconstrucción de Kuwait, según la revista Janes Intelligence del 2005 y Time.

Gustavo Castro Soto, en su artículo “Petróleo, gas y bancos” manifiesta: “Cuando Bush por decreto congelo los fondos de 27 entidades o grupos vinculados al terrorismo en los EEUU, se genero una escalada masiva de fuga de capitales no solo en los EEUU, sino en el mundo”.

La estrategia nacional para el control de las drogas 2010, propuesta por la administración Obama, es pura publicidad al reconocer lo que todo el mundo sabe, el fracaso de la política contra el narcotráfico utilizado mas como un pretexto para sostener la expansión militar, otra estrategia que, en América del Sur, Asia Central y en Irak, es un completo fracaso, porque hay mas drogas, mas consumidores y el poder de los narcos es político, en un gran porcentaje gracias a la Agencia de Importación de Cocaína, CIA. La agencia, es la encargada desde los años 1960 de abrir nuevas rutas para el narcotráfico hacia los EEUU, Europa, por armas, dinero y bombas nucleares.

La CIA, utilizando dinero del narcotráfico financio conflictos contra los Sandinistas en Nicaragua, la invasión a Panamá solo para derrocar a Manuel Noriega, creo y financio a los grupos colombianos PEPES, perseguidos por Pablo Escobar, y MAS, muerte a los secuestradores, que luego formaron parte de las filas paramilitares ayudando a lavar dinero del cartel de Medellín y Cali. La cocaína fluyo en enormes cantidades hacia las calles de las ciudades estadounidenses provocando la segunda gran epidemia de drogas en los EEUU. Misma estrategia empleada por la compañía para ayudar a los guerrilleros afganos que luchaban contra los soviéticos.

Cientos de laboratorios se crearon en Pakistán para procesar el opio afgano, transformado en heroína sirvió para proveer armas y misiles a la guerrilla, según varias fuentes e investigaciones, ese dinero financio también la bomba atómica paquistaní detonada en prueba en 1998 en el desierto de Rajas tan.

La lucha contra el narcotráfico en manos de uniformados no es la solución. La contaminación pasa por ellos, ejército y policía, por una razón, porque el sistema político y financiero está contaminado por los intereses que representan la venta de armas livianas, el negocio más rentable de las armas en donde la banca hace de intermediaria y lava el dinero del narcotráfico en todos los países del mundo.

Este caso se refleja hoy, en México y en los estados de California, Nevada, Florida, Texas, estados que dependen del negocio de las drogas, y la banca del lavado, como es el caso de las Vegas y Miami. De los EEUU salen las armas para los más de 22000 muertos del plan Mérida, en tres años, escalada de violencia que aumenta no disminuye. Mismo caso del plan Colombia, la cocaína fluye normalmente y la corrupción narco política convirtió a ese país en un narco Estado con la ayuda de la CIA y el pentágono.

Desmenuzando el giro político que Obama pretende dar a la guerra contra las drogas, observamos que el sistema capitalista tendría que desaparecer o reestructurarse integralmente y eso es imposible a mediano plazo, de todas formas, títeres como Felipe Calderón, Karzai y el nuevo presidente colombiano… Santos, tienen la oportunidad de usar la nueva estrategia de Obama, para reconstruir la relación bilateral con los EEUU, en materia de drogas y separar el combate al terrorismo, la venta de armas, las beses militares, para ver qué es lo que pasa. Nada no pasa, es pura publicidad en época d elecciones por allá y por acá.

Y, no es pesimismo, que mejor una solución y un acercamiento digno con los EEUU, pero, el monopolio más importante creado después de la segunda guerra mundial. Morgan, Rockefeller, Mellón, Dupont, Kuhm-Loeb, los grupos de Cleveland, Boston, Chicago, dueños de la banca, como intermediarios, siguen concentrando el 40% de las riquezas del país y son los que pusieron a Obama en la casa blanca, decidieron quien lo acompaña en la secretaría de defensa, en el departamento de estado y en el Tesoro, los puestos más importantes del gobierno al servicio de los monopolios.

rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3900 veces.



Raul Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: