Arrastrado

Como se le dice a alguien; que lo único que aprendió fue a delinquir; que no lo haga: si es su naturaleza y esa su formación; donde lo aprendido viene de lo impuesto por costumbres foráneas con líneas precisas de alienación: hasta que un día el azar lo premia o lo condena y no da tiempo de ofrecerle algo distinto a su deformación.

En revolución un ser enfermo, tiene que ser tratado, atendido; antes que el mal lo consuma por completo y siga andando por caminos, donde se hace efímera la posibilidad ¡de qué será mañana!

Esta nota la empiezo en reflexión, para llamar la atención sobre el flagelo que viene socavando la revolución y no es otro que atención a la formación.

Como puede explicársele a un ser que no ha tenido posibilidad de conocer otra opción distinta a la que mantiene: sino es con valores, formación traída de hogares llenos de amor, que lo puede todo.

Desaprender lo que arrastra en el andar y reiniciar una conducta nueva, que le permita entender fórmulas que ayuden a sobrevivir en un mundo que exige conducta de revolución.

Para hacer más explícita esta nota: "De la nada no se crea sino, nada"

En revolución no podemos esperar, que lo que traemos en los genes contaminados; nos sirva para construir las exigencias de una forma de vida, que necesita otra propuesta a encontrar. Fuimos atracados. El imperio derramó todas sus deformaciones en nuestra educación; alienó a nuestros habitantes: Aunque una cultura emergente no le es posible reconocer el mal que lo enfermó; que trastocó nuestros valores con superficialidades, que necesitamos vomitar, para poder aceptar, lo nuevo que tenemos que encontrar en una propuesta a LUCHAR.

El capitalismo es un veneno y no podemos seguir permitiendo, que socave las semillas sembradas hace más de quinientos años y donde hemos puesto las esperanza de construir una PATRIA verdadera en socialismo y olvidar todo lo que ha hecho y sigue haciendo en el mundo y continuara sino dilucidamos nuestras contradicciones, independientemente que sea necesario, aceptar algunas deformaciones de su sistema, para cubrir determinadas necesidades.

Vamos a ser realistas: convertirnos en revolucionarios verdaderos; vamos a explicar y entender que no cambiaremos de un día para otro este mal que tenemos inoculado; pero si podemos empezar a enderezar debilidades, con intenciones de en el menor tiempo posible deslastrarnos con esfuerzos verdaderos: que el pensamiento crítico nos lleve a mantenernos unidos: es la única forma de seguir sobre la marcha construyendo PATRIA O MUERTE, VENCEREMOS Y HASTA LA VICTORIA SIEMPRE.

SIN PATRIA NO QUIERO VIDA.
HAZTE CONCIENCIA



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2309 veces.



Antonio Machuca

Actor y militante revolucionario

 machucamelo@cantv.net

Visite el perfil de Antonio Machuca para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio Machuca

Antonio Machuca

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a197366.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO