La Sierra Maestra debe ser inicio de todas las futuras revoluciones

En la Sierra Maestra de Cuba se compendia lo más avanzado en el pensamiento y la acción de la Revolución Universal, desde ese punto histórico deben partir todas las Revoluciones futuras.

Fue allí donde se concreta, se concientiza, un fenómeno que es fundamental para las Revoluciones en países con poco desarrollo de las fuerzas productivas, del proletariado. Dice el Che Guevara en El Socialismo y el Hombre en Cuba que en la Sierra Maestra "se proletarizó" la guerrilla. La afirmación nos lleva a un concepto importantísimo: la conciencia, la ideología proletaria, revolucionaria, puede surgir junto a otras existencias diferentes de la fábrica; la guerrilla es una de ellas, el trabajo colectivo voluntario es otra.

La esencia de la conciencia socialista es la comprensión de que "la suerte del todo (la sociedad) depende, va ligada, a la suerte de cada uno. Y el todo se importa por la suerte de cada uno. Esa es la conciencia de pertenencia a la sociedad, la conciencia socialista.

De esta manera se derrota, en la práctica, la tesis reformista de que es necesario alianzas con la burguesía para que el capitalismo eleve las fuerzas productivas, luego cree un proletariado y sólo entonces se puede emprender el camino del Socialismo. Se derrota la tesis de la necesaria convivencia con el capitalismo durante un largo trecho, al contrario, su eliminación debe ser rápida, no es un problema económico, se trata de un asunto de conciencia, espiritual. Se abre el camino para la Revolución en cualquier parte del planeta.

Se coloca a la conciencia, a la espiritualidad, como parte de un complejo con la realidad capaz de influir en ella, se desecha la visión mecánica de que la conciencia es inerme, sólo una mera secreción de la existencia. No es así, conciencia y existencia forman un complejo donde mutuamente se influyen, con diferentes intensidades, pero donde la conciencia es lo determinante.

De esta manera se explica el fenómeno cubano que hizo posible el asombro de existir después de la caída de la Unión Soviética, o de resistir el periodo especial, la crisis de los misiles. Este fenómeno merece estudio, sin su comprensión, que es entender lo más avanzado de la teoría y la práctica revolucionaria universal, no es posible el éxito en las Revoluciones futuras.

La Revolución futura sólo será Revolución si avanza desde Cuba revolucionaria y da concreción universal a la conciencia del deber social. De no hacerlo así, si descuida esa evolución, si no se eleva en su conciencia, será necesariamente atrapada por el capitalismo.

La Revolución de Chávez entendió el importantísimo papel de la conciencia. Nace el 4 de Febrero como un "corrientazo", un llamado a lo más altruista, a la conciencia mejor del pueblo que ayudó a liberar a todo un continente. Toda la búsqueda del Comandante se resume en que junto a paliar las necesidades materiales se deben elevar los niveles de conciencia de los humildes, sentía que allí estaba la fortaleza de la Revolución, de allí las primeras Misiones dirigidas al espíritu. La Misión Robinson nos sacó del analfabetismo, de la prehistoria; la Misión Cultura, la Misión Lectura, Ribas, Sucre, todas guiadas por la máxima cristiana: no sólo de pan vive el hombre.

En esta Revolución se da una feroz lucha entre el nuevo pensamiento revolucionario de considerar la conciencia como eje, enfrentado a corrientes reformistas que postulan como eje la recompensa material y la necesidad de la alianza con el capitalismo... la historia dirá cuál de ellas triunfó.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1621 veces.



Toby Valderrama


Visite el perfil de Toby Valderrama para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: