¿Qué pasaría si George Floyd y Derek Chauvin fueran venezolanos?

Posiblemente, producto de la incertidumbre que genera el COVID-19 donde los principales temas de discusión se llevan al ecosistema fisiológico, en Venezuela los nombres de George Floyd y Derek Chauvin son desconocidos ahora bien, decir que George Floyd es un afrodescendiente Estadounidense que por la sospecha de pagar con un supuesto billete falso fue víctima del exceso policial de Derek Chauvin al estrangularlo con su rodilla hasta ocasionarle la muerte, seguramente muchos unísonamente exclamarían ¡otro Negro que cae a manos de un Policía Blanco en EEUU! Lamentablemente la recurrencia pareciera algo normal sobre todo al ver el país que se abroga ser el protector del mundo otorga cierta flexibilidad judicial para condenar a los autores materiales intelectuales de este homicidio.

Tan blandengue medida es co-responsable de 3 días de protestas donde se han visto quemas de edificios públicos, saqueos, trancas de avenidas, que mas que ser dialogadas y buscar justicia, es masificada la ira por el racista e irresponsable discurso del Presidente de EEUU al calificar a los manifestantes como "Matones" y amenazar en un mensaje de Twitter refiriendo "cuando comienza el saqueo, comienza el tiroteo" ignorando claramente que las protestas fueron motivadas por el asesinato de un policía a un ciudadano afroamericano, sin duda alguna el calificar a los protestantes como Matones cuando en realidad son víctimas del acoso policial es tan o por lo menos parecido al calificar al COVID-19 como Gripecita y después culpar a China por los efectos del Nuevo Coronairus.

Entrando en materia, sería irresponsable afirmar que en Venezuela no hay delitos por excesos policiales, claramente si los hay, pero a diferencia del Gobierno Estadounidense que califica a los protestantes de "Matones" expresando que "cuando comienza el saqueo, comienza el tiroteo" en el caso venezolano cuando han existido acciones referidas al abuso de la fuerza pública, el primero en ordenar una investigación sin llamar matones o amenazar con tiroteos a las víctimas del delito es el propio Presidente de la Republica, pero en analogía ¿Qué Pasaría si George Floyd (la Victma) y Derek Chauvin (el Policía) fueran venezolanos?.

Hago esta pregunta de acuerdo a que Cuando Enrique Capriles llamo a la ARRECHERA, cuando Leopoldo López llamo a la SALIDA en 2014 o las GUARIMBAS de 2017, se quemaron Edificios de Organismos Públicos, como también producto de ese llamado irresponsable a la irracionalidad murieron venezolanos, lo que seguidamente, un sin número de Organizaciones de Derechos Humanos, La Organización de Estados Americanos, Relatores supuestamente independientes de la ONU, los Comisionados de los Derechos Humanos de la ONU, entre otros, salieron todos a coro a repudiar y sin ser jueces a culpar al Presidente Nicolás Maduro por las consecuencias o por no dejar que se perpetuaran esos intentos de golpes de estados.

En Comparación con los disturbios en Minneapolis o el asesinato a George Floyd, no se observa ni se escucha ninguna declaración del Secretario General de La Organización de Estados Americanos, de Michelle Bachelet Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, u otras organizaciones que ante el mínimo detalle en la Republica Bolivariana de Venezuela (que por supuesto sea en contra del Gobierno) pregonaban los mas histriónicos discursos en la defensa de los derechos humanos, silencio tan sepulcral se percibe como cuando fue quemado Orlando Figuera por un sector racista que tomo como alegato que dicha acción fue porque la victima parecía ser Chavista.

En atención a lo referido y como defensa al supremasismo, Tutelaje y Racismo, abanderado por el extremismo de la Derecha en Venezuela, solicito a las autoridades Académicas de la UNESR y amparado en el Artículo 19 de la Constitución de la Republica Bolivariana de Venezuela el cual refiere "El Estado garantizará a toda persona, conforme al principio de progresividad y sin discriminación alguna, el goce y ejercicio irrenunciable, indivisible e interdependiente de los derechos humanos. Su respeto y garantía son obligatorios para los órganos del Poder Público de conformidad con esta Constitución, con los tratados sobre derechos humanos suscritos y ratificados por la República y con las leyes que los desarrollen." Integrar en las reformas de los Pensum de estudios dos cátedras sumamente inherentes al Profesional necesario egresado de esta casa de estudio:

Defensa Integral de la Nación: El cual promueva el amor a la patria, el conocimiento del legado heroico de nuestros Libertadores, el conocimiento e investigación de nuestra historia, cultura y costumbres, la posición Geoestratégica, Geopolítica, Geocomercial de la Republica en el contexto mundial, afín de preservar defender el bien más preciado que hemos conquistado después de 200 años como lo es la independencia Nacional.

Cátedra de los Derechos Humanos: el cual permitirá de acuerdo a la formación, forjar una ontología de paz, libertad, de derecho y justicia, mediante el reconocimiento y respeto entre los sujetos sociales y valorando la necesidad de hacer una sociedad más justa, unida y antagónica a la fragmentación promovida por el capitalismo

Dicha propuesta es totalmente factible de acuerdo al fortalecimiento de la Praxis Andragógica desarrollada en la UNESR donde mediante la incorporación de principios como:

Dialógico: donde enmarcado en el carácter horizontal de la UNESR permite a los sujetos educativos (Facilitador-Participante) integrarse, conocerse, reconocerse y articularse en la construcción de un conocimiento pertinente.

Recursivo: se enmarca en el carácter participativo de la UNESR donde se visiona la necesidad e importancia de la suma de todas las partes para edificar ese necesario todo.

Reflexivo: entender que las luchas deben ser de carácter sostenido, cada victoria es un punto de partida en función de mejorar, masificar y garantizar la mayor suma de estabilidad y felicidad posible a la sociedad.

Para muchos pudiera ser un planteamiento quijotesco, pero como bien refiriera Maturana "el Mundo en que vivimos no es el mundo que encontramos sino el que construimos" por esta razón y parafraseando al Che, si somos capases de temblar de indignación cuando se comete una injusticia en el mundo pero a su vez consideramos que podemos hacer algo para que no siga ocurriendo, estamos en la misma lucha.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 742 veces.



Marcel Doubront

Profesor UNESR Bolívar

 marceldoubront@gmail.com

Visite el perfil de Marcel Doubront para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: