ANC revisión política del Comercio Exterior

Hasta ahora el Estado se ha limitado a venderles dólares a los importadores. Y ese mecanismo se ha visto como algo conveniente: el BCV recibe los dólares petroleros, por ejemplo, y bajo Control de Cambio, los vende a la empresa privada a precios subsidiados y por ahora a precios determinados por la oferta-demanda (DICOM).

Cuando así lo ha hecho y siga haciéndolo, no hizo ni hace otra cosa que entregarle a la empresa privada todo el control de esa divisa. Esta ha hecho lo que más se ajusta a sus privados intereses y ya sabemos lo que han hecho: se los han cogido para usarlos como mercancías de alta rentabilidad financiera, para comprar chatarra y no para importar las mercancías necesarias para las que le fueron otorgadas esas divisas, y hasta para financiar guarimbas varias. Todo un lamentable papel y una crasa exhibición de ineficacia financiera por parte del BCV.

El concepto de clases sociales burguesas tiene prioridad para el personal legislativo de la ANC. Sin interiorizar ese concepto estaremos, cual ciego lazarillo llevando al barranco a los demás invidentes, dando zancadas en la solución de la problemática integral de la Economía venezolana y regional.

La malversación de fondos en que se tradujo el cono monetario que no termina de salir y frente al nuevo que no termina nacer, ha sido notoria. Su calderilla fue arrojada a la basura desde el primer día de su lanzamiento al mercado: Eso ha ocurrido porque ella resultó impráctica por la pésima confección de sus monedas y moneditas. La nueva calderilla no sale, no la vemos más que en las pantallas de la TV, y volantes varios; no circula.

Hoy mismo, la banca recibe dos tipos de conos simultáneamente, pero, inexplicablemente sus agencias y sucursales varias aplican corralitos a los usuarios pendejos. Al parecer, hay una suerte de banca privada y pública que opera con dos tipos de usuarios: pendejos y no pendejos.

Eso nos haría hipotetizar sobre una medida tomada, tal vez, por el propio BCV a fin de evitar la fuga de dinero por parte de uno de esos 2 tipos de usuarios. Si así fuere, debería tomar alguna alternativa que no perjudique a los más pendejos porque esa es una práctica que no tiene nada que ver con Socialismo ni chavismo; nos luce muy cuartorrepublicana. Pero podría habilitarse cajeros exclusivos para pensionados; el carnet de la patria se haría valer en estas importantes y tensas circunstancias.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 575 veces.



Manuel C. Martínez


Visite el perfil de Manuel C. Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: