Reflexiones ingenuas

Del secuestro del camarada Carlos Lanz a la activación de mecanismos de inteligencia y seguridad popular

"La libertad es siempre la libertad de aquellos

que piensan de otra manera"

Rosa Luxemburgo

Unidos a los sentimientos de angustia, preocupación y desesperación de sus familiares y amigos del camarada Carlos Lanz Rodríguez, los militantes del proceso revolucionario levantamos nuestros gritos de solidaridad solicitando al ejecutivo nacional alguna información concreta de los avances en las investigaciones que están haciendo los organismos competentes, sobre el caso.

Entendemos que hay hermetismo oficial debido a lo delicado del caso, pero es necesario que la colectividad nacional, especialmente los sectores comprometidos con la revolución, sientan que hay un apoyo por parte del Gobierno Nacional, a fin de cuentas son estos sectores los que garantizan la permanencia, vigencia y continuación de la Revolución Socialista Bolivariana, a pesar de los escollos que se presentan para su prosecución y avance.

De todos es conocido la labor que el camarada Lanz ha realizado desde muy joven para ayudar a construir una sociedad consustanciada con los principios de igualdad, inclusión, justicia social, identidad nacional, participación ciudadana, libertad…

Su militancia en el movimiento revolucionario data de los años sesenta cuando parte de las FALN. Es importante reseñar que durante los años setenta mantuvo secuestrado a Williams Niehous, alto ejecutivo de una empresa de Aluminio norteamericana. Posteriormente estuvo prisionero en el Cuartel San Carlos de donde se fugó con un grupo de guerrilleros, lo que constituyó la segunda fuga del San Carlos.

Carlos Lanz estuvo apoyando al Gobierno del Presidente Chávez en el Ministerio de Educación y en la Corporación Venezolana de Guayana, Gerente de ALCASA y VENALUM.

Lanz mantuvo militancia en los movimientos y colectivos de izquierda en los cuales realizó labores de formación política y filosófica.

Ha contribuido con la revolución a través de la elaboración y publicación de obras muy importantes para la construcción de una visión socialista del país entre las cuales se destacan folletos de autogestión obrera, participación ciudadana y gestión comunitaria, agricultura urbana y otros. Quizás su obra más importante desde el punto de vista político militante y del enfrentamiento contra el imperio la constituye sus folletos de contrainteligencia y medios de comunicación, en los cual devela los mecanismos de penetración, control, sabotaje con que los E.U. y los países vasallos intentan destruir el proceso revolucionario venezolano.

Cabe destacar que Carlos Lanz tuvo una participación importante en la investigación, develamiento de los planes e intentos de invasión recientes realizados parte del Gobierno Norteamericano, en complicidad con los gobernantes de la narco oligarquía colombiana y militares golpistas venezolanos, denominado Operación Gedeón, aspecto importante que resaltar ya que entre los objetivos de dicha acción estaba liquidar, desaparecer, asesinar miembros del Ejecutivo Nacional, Regional y Local, Comunas, Consejos Comunales, Asamblea Nacional, militares leales al gobierno, dirigentes políticos, líderes urbanos, campesinos, obreros y militantes de los partidos políticos que apoyan el proceso, Consejos Comunales, Ubchs, Claps, Colectivos Revolucionarios, etc.

Como elemento interesante es necesario destacar que Carlos Lanz, además de tener una formación política excepcional, también, por su experiencia en la lucha guerrillera, tiene, intuición política y facultades y formación táctica para cualquier amenaza contra su seguridad, la de su familia y la de su entorno familiar, social y político.

Es muy extraño la forma como desapareció nuestro camarada lo que nos obliga hacer el siguiente análisis:

Uno de los elementos que debemos destacar es el retroceso político que se está viviendo dentro de la Revolución Socialista Bolivariana. Acciones tales como la reprivatización de las empresas del estado, antiguamente expropiadas, constituye un indicador importante para saber el rumbo que lleva el proceso. Igualmente la devolución de las tierras expropiadas a los terratenientes, asesinato de líderes indígenas, de campesinos, la persecución, apresamiento y amenazas a los comuneros en diversas partes del país y la ocupación de las tierras de las comunas por fuerzas de seguridad; la persecución, hostigamiento y apresamiento a miembros de los colectivos revolucionarios por reclamar sus derechos y defender los habitantes de los barrios.

Uno de los aspectos más importantes de esta situación lo constituye la aparición de grupos de poder político y económico que controlan la economía local constituyéndose en una nueva burguesía que se viene adueñando de empresas, almacenes, estaciones de servicio, farmacias, pequeñas empresas de producción y confección de uniformes, zapatos escolares, control de los medicamentos, alimentos, insumos importados por el gobierno nacional.

El control, por parte de altos funcionarios del gobierno nacional (vinculados con el aparato productivo del estado) de ciertas áreas estratégicas para el desarrollo nacional y el impulso de la economía del país (semillas, alimentos, fertilizantes, lubricantes, transporte, equipos) así como de las estaciones de servicio para el suministro de la gasolina, ha generado desabastecimiento en las empresas, productores agrícolas, pecuarios, se servicio, y cada día el desabastecimiento es mayor y la población sufre en consecuencia dicha anomalía. Y por ende la profundización de los mecanismos de dependencia económica, social y cultural del país.

Las amenazas a los campesinos, obreros, comuneros, luchadores sociales, líderes populares que denuncian estas irregularidades constituyen el pan de cada día, incrementándose los mecanismos de represión al pueblo.

Y muchos revolucionarios sufren en carne propia estas amenazas, detenciones, hostigamiento, agresiones.

Por otra parte, dentro de las fuerzas de seguridad del gobierno han aparecido grupos destinados a la ubicación, detección, y localización de quienes se atreven a denunciar las regularidades que ocurren en el día a día de las comunidades (venta de medicinas, equipos, gasolina, alimentos, etc., sustraídos a las instituciones públicas) por parte de enchufados, empleados públicos, aguantadores para luego proferir amenazas, agresiones, detenciones, enjuiciamiento y prisión.

Y de vital importancia, importantes y numerosos miembros de las fuerzas de seguridad están incrementando sus acciones conspirativas apoyados por sectores de la derecha quienes financian, negocian su deserción así como acciones contra aquellos revolucionarios que tienen un peso importante en el proceso revolucionario bolivariano.

De ahí podemos formular algunas hipótesis o supuestos. La primera, un revolucionario de la talla de Carlos Lanz, adiestrado para la lucha política militante, con una intuición profunda, con pleno conocimiento de los riesgos a los que está sometido, no haya tomado medidas para salir de su casa. Es decir, quien lo fue a buscar es una persona totalmente conocida por él y su entorno familiar, en consecuencia, puede estar enconchado en cualquier lugar seguro ante amenazas ciertas contra su seguridad, vida, o la de su familia. La segunda hipótesis consiste en que, tanto la persona que fue a buscarlo como él fueron secuestrados para que, a través de una operación "pinzas" sacarlos del país a fin de ser enjuiciado en territorio controlado por el imperio. La tercera, la más terrible, que hayan ordenado su desaparición física para deshacerse de un importante obstáculo en los planes de invasión, ocupación y derrocamiento del gobierno nacional, y con ello amedrentar a muchos revolucionarios que están dispuestos a defender el proceso revolucionario de las amenazas internas y externas.

En todo caso, estas conjeturas se formulan a fin de establecer una alerta máxima, una "alerta roja" a los sectores revolucionarios a fin de tomar todo tipo de previsiones para preservar su seguridad personal, familiar y grupal; establecer círculos de militantes para protegernos unos con otros, ubicar "conchas", organizar redes de militantes para el contacto permanente; sitios de aprovisionamiento; vías de escape ante cualquier amenaza o ataque personal o colectivo.

Pero lo más importante, estar alerta, ojo avizor, denunciando ante los cuerpos de "seguridad" (entre comillas) cualquier movimiento sospechoso, presencia de personas extrañas en el sector, movimientos sospechosos…

La situación política del país, en estos momentos reclama acciones colectivas y personales radicales con carácter de urgencia. Por una parte está el rescate de los principios, visión y valores de la Revolución Socialista Bolivariana que hoy están debilitados por una práctica nociva de los grupos de poder que hoy dirigen el aparato del estado; por la otra la defensa y profundización del modelo inclusivo, participativo, protagónico instaurado por el Cte. Chávez; por otra más, el diseño de mecanismos poderosos en defensa, protección y fomento de militantes, dirigentes de base, consustanciados con una práctica social, moral y política genuinamente revolucionaria; de igual manera, la reconstrucción de los mecanismos de participación popular en la construcción, toma de decisiones, participación y protagonismo en la vida nacional, regional, local y comunal.

Desde acá rogamos que el camarada Carlos Lanz Rodríguez en donde quiera que se encuentre, esté gozando de una excelente salud para tranquilidad de su familia, allegados, compañeros de lucha y revolucionarios comprometidos hacer la revolución socialista, sueño de Chávez, Zamora, El Che, Marx, Lenin y muchos otros militantes de la revolución en la historia.

Ha llegado el momento de asumir las armas teóricas y prácticas para la reconstrucción del proceso revolucionario socialista bolivariano. Para luego es tarde.

La lucha es larga y difícil. Sigamos avanzando.

#IrreductiblesNuncaSumisosJamás

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2331 veces.



Carlos M. Rodríguez C.

Estudió en la UCV. Docente jubilado

 carrodcas@gmail.com

Visite el perfil de Carlos M. Rodríguez C. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: