Y el asesino es...

Es un Polichacao el asesino de Jorge Aguirre. Lo es todavía, a pesar de haber sido destituido. El tombo se lleva dentro. Y la pistola en la cintura.
No, no es un invento de Jesse Chacón para desprestigiar a los pendejos esos del uniforme caqui que pueblan Altamira y sus alrededores. El criminal está convicto y confeso.
***
Cuando se haga el recuento de los periodistas muertos en el ejercicio de sus funciones, los resúmenes interesados dirán: El Gobierno de Venezuela ha asesinado a tantos periodistas.

Nadie preguntará por el origen de las balas asesinas, y mucho menos por las preferencias políticas de Aguirre ni de su tocayo y compañero de batallas finales, Jorge Tortoza. En el caso de ambos, eso no es procedente; de hecho, invocarlo es ya una descortesía imperdonable. No sucede así con las otras muertes. Las únicas que los venezolanos estamos autorizados y obligados a llorar y a denunciar. La memoria de los muertos sólo vale la pena como memoria militante si esos muertos fueron antichavistas.

No, no hay que politizar el asunto.
Pero para algunos venezolanos Globovisionarios, a Aguirre lo mató Chávez.
Después preguntan por qué tanto asco y por qué tanta repulsión hacia los manipuladores de la información.

http://casadelperro.blogspot.com/


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3930 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /ddhh/a21129.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO