Banesco: ¿otro aguaje preelectoral?

Si hace dos años o más se hubiera intervenido Banesco y el BOD, como una pequeña muestra de voluntad por resolver algunos problemas hacia el lado revolucionario, nos hubiésemos evitado muchos males con la moneda y el efectivo. Si hace dos años o más hubiéramos confiscado algunas empresas de manufactura y distribución de alimentos y medicinas, y estatizado algunas de las redes de supermercados más importantes, los capitalistas hubiesen reculado, no hubiese tanto relajo en el universo de los mercachifles capitalistas y tantos bachaqueros. ¡Es difícil creer en la sinceridad de esta intervención!... cuando todo el pasado reciente ha sido aguaje, una "ladradera" detrás de los burladeros.

Maduro hasta hoy no ha tocado a los empresarios privados conspiradores y ladrones, y menos a los banqueros, ¡ni con el pétalo de una rosa! No obstante sigue insultando y retando a la oligarquía, a los pelucones, a los ricachones. Pareciera que son dos cosas distintas: los negocios, por un lado, y la lealtad de clase, por el otro. Con los banqueros y mercachifles se hacen acuerdos y negocios a la sombra, pero en público se jura a gritos lealtad a la clase proletaria… Vicios privados, pública virtud.

Juan Carlos Escotet viene a aclarar las cosas con el gobierno, a "defender a sus muchachos" ¡Por qué no lo ponen preso!! En un banco, en una estructura administrativa "tayloreana", súper jerarquizada, va el gobierno a romperla por el medio, poniendo preso a un vicepresidente y a un gerente ¿Pasando por encima de Escotet, presidente y dueño del negocio? En otra situación, digamos si se quiere entregar una oferta de compra del banco, eso sería un insulto, pero como se trata de cárcel a sus subalternos, es un gesto amable, una deferencia para la dignidad del señor capitalista ¿Por qué tanto alboroto con la Operación "manos de papel", si "el jefe" vino a poner las cosas en orden ahí, donde tú sabes, en los asuntos privados?

Para mí, Juan Carlos Escotet ha debido estar preso hace mucho tiempo; desde que fundó el banco. Pero la "Operación Manos de Papel" dejó bien claro "quién manda a quién". Hay otro banquero por ahí "prófugo" que no puede entrar al país porque tiene una orden de captura en su contra, sin embargo el banco, su banco, "está vivito y coleando", robusto con muchas cuentas del Estado, especulando con ellas y con el efectivo que le entrega el BCV, robando, como siempre, haciendo lo suyo. Es que para Maduro los banqueros privados tienen una especie de encantamiento, un manto especial que no les permite a nadie, incluyendo al gobierno, tocarlos; mientras, como las orugas Doncellas, comen todo lo que pueden, hasta que revientan y salen volando como una linda mariposa.

Bien, Escotet vino a poner orden. Y seguro, luego "de dejar en claro las cosas", se irá tranquilo y feliz, como una mariposa. La operación manos de papel ¡Perfecto!, tiene manos de papel de seda, y aun así no tocan al mayor de los delincuentes. Ese bullicio pre electoral parece que se acallará después del 23 de mayo, dejando de por medio un día de descanso y festejos.

Después de las elecciones, de parte del gobierno todo será mucho más "¡Prudencia!". La operación "manos de papel" será historia electoral. El billete de 2 bolívares soberanos no comprará ni siquiera un cigarrillo, ni pagará un pasaje corto en Caracas. Después del 20 de mayo seguirá sobrecalentándose el cable de la sociedad y vendrá, de parte del gobierno el ciclo de postración a los capitalistas.

Alguien dijo que cuando Maduro dice "Vamos a acabar con las mafias del efectivo" es porque está pasando todo lo contrario, es decir, en privado, del otro lado del espejo, los mafiosos está buchones. Que cuando Maduro dice que defenderá con un fusil en la mano la independencia y la soberanía de Venezuela, es porque desde ahora está buscando una covacha en algún rincón del mundo, para cuando vengan por él… Son las nuevas consignas de PDVSA, que hablan de nacionalización de la industria, justo cuando la están privatizando. Es el reflejo de sus deseos que se invierten en el espejo: lo que aquí está a la izquierda en el espejo existe, pero a la derecha.

Y llegó Escotet con paso de conga, tumbando caña. Es indignante que este sujeto venga a Venezuela a poner las cosas en claro, cuando debería estar preso hace rato. La voluntad del gobierno por corregir los entuertos desde los verdaderos causantes del desastre económico, no existe, solo hay que verle la cara al banquero. El gobierno es un desastre político, un barco a la deriva…, o como se prefiera, un autobús que anda sin chofer hacia un barranco.

La verdadera crisis del gobierno es política, olvídense de petróleo barato, de "guerra económica", "sanciones": todo eso funciona mientras este gobierno no se define políticamente. Luego viene la crisis económica, la cual se resolverá para el lado de los ricos, si no hay una respuesta política clara en contra del capitalismo, sin dobleces. Pero eso no va con Maduro, si no hace trampas no puede jugar... "Vicios privados, pública virtud" esa es su divisa.

Es increíble el poder distractor que tienen las elecciones en este pueblo altamente reprimido, existe la tensión pero ¡No hay como un juego Caracas Magallanes para aliviar tensiones! Ese es el "efecto electoral", descargar todo, como fanáticos, sobre unas preferencias políticas superficiales, cuando los contendientes prácticamente ofrecen lo mismo, y se ofrecen como lo mismo: mentirosos: varios jugadores jugando para un solo apostador.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2716 veces.



Marcos Luna


Visite el perfil de Marcos Luna para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Marcos Luna

Marcos Luna

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social


Revise artículos similares en la sección:
Economía



US mp N Y ab = '0' /contraloria/a262715.htmlCd0NV CAC = Y co = US