La felicitadera, el “poca cosa” y el Washington Post. El abuelo de Drácula

EL FELICITADOR siempre anda en busca de algo. Se muestra oculto y lleno de aviesas intenciones. Hurga en los sentimientos humanos hasta tocar la tecla a quien va dirigida la felicitación (la vanidad humana no excluye a los gobernantes revolucionarios. Hay quienes hacen de esta actividad, de la felicitadera, toda una profesión aunque no lleguen al colmo de “indio” Tarazona que como guardián pleno se acostaba en el suelo, obstaculizando la puerta para velar el sueño de su amo y señor, el dictador general Juan Vicente Gómez, o actúan como aquel famoso adulante y echador de bromas que se atrevió a refutar al mismo Gómez, cuando este cansado de sus adulancias y felicitaciones decidió mandarlo pal carajo apenas se hiciese presente .Así que el terció se apareció campante y rozagante para clavarle la felicitación del día. El general los espetó en intentó quitárselo de encima. El adulante de marras lo dejó clavado en el sillón cuando le dijo: ¿a caramba mi benemérito presidente hoy amaneció igualito de malhumorado como acostumbraba mi general Bolívar! Ante tal ocurrencia, al general Gómez no le quedó más remedio que soportarlo. El felicitador es uno de los personajes que más daño le hace a la revolución. Actua como adulante, jala mecate o chupamedias aunque hay felicitaciones autenticas, dignas y sinceras como la que le hace Eduardo Galeano a Luís Brito García en el foro “Reflexiones sobre el proceso de cambio en Venezuela y su impacto en América Latina, el Caribe “ publicada, y que usted puede leer en Aporrea por buena y por digna.

LO DE FELICITADOR lo escribimos por la “falta vergonzosa” cometida por el “el presidente Barack Obama al no felicitar al presidente de Perú, Alan García, por el asilo otorgado a Manuel Rosales, quien huyó de Venezuela evadiendo la justicia”
según un editorial del diario derechista y reaccionario “The Washington Post. "Cortejando al señor Chávez", el diario critica a Obama por "ignorar deliberadamente" las acciones de su homólogo venezolano Hugo Chávez, quien según el rotativo pretende "consolidar una autocracia" en Venezuela. Para este periódico en serias dificultades económicas, el delincuente fugao es "un importante opositor" del gobierno venezolano y por ello está siendo "perseguido" y acusado con "dudosas pruebas de corrupción". Como son las cosas, así el “poca cosa” tiene en el norte quien le escriba y lo defienda. Los medios norteamericanos no nos cambian la ya rallada cancioncita del Chávez dictador y represor.Autócratas mediáticos

LA OPOSICIÓN se repite hasta el cansancio el mismo cliché y la misma conducta de quienes fungen de líderes de la misma. El “abuelo de Drácula”, actual burgomaestre de la alcaldía mayor después de prender la mecha de la violencia y el saboteo en una escualidita marcha utilizando como excusa el 1 de mayo, día del trabajador, se fue a los “ranchitos” de Chana a descansar de sus heroicas y gloriosas acciones. No se quedó en la marchita, estaba de parranda. Se fue a meterse sus palitraquis y a preparar el próximo show de la cuales ya tiene acostumbrados y cansados a los capitalinos. El bochinchero terroriata ya se siente con ínfulas de ser el próximo candidato presidencial de la oposición. Considera y mide sus posibilidades al sentir que ya tiene el camino despegado con la huida del “que si me matan, me muero”. Primero tendrá que gobernar, aunque ya ha ejercido estas funciones y como tal ha resultado un desastre. Con gritar y patalear no convencerá a sus seguidores. Ya los veremos pelear como borrachitos por una botella vacía.Ya basta de tanta impunidad. Pa’ adelante y suerte, Jackeline Farías como nueva jefa del distrito Capital.

Antojofel@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1718 veces.



Antonio Fernández Lunardi


Visite el perfil de Antonio Fernández Lunardi para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a77166.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO