Andrés Izarra y los golpistas de El Nacional

 ¿Quiénes son los golpistas de los medios?

Son los que participaron en la organización del golpe del 11 de abril 2002, se reunieron con Pedro Carmona y los que apoyaron su infame “Acta” para suprimir nuestra democracia y libertad. Son los mismos que estafaron al país escondiendo la reacción popular. Entre ellos los propietarios y directivos del diario “El Nacional”, responsables incluso de una edición que aclamaba al golpe y la dictadura del tirano, que luego fue apresuradamente recogida, incinerada o escondida.

¿Siguen siendo golpistas?

Lo son y siempre lo serán. No tienen marcha atrás porque están a la orden de sus superiores transnacionales, de quienes dependen. Entrarán en todas las conjuras y actuarán, cuando y como se les ordene, aún cuando sepan que el tiempo y el modo sean errados. No pueden mandar como antes y ahora obedecen y se enriquecen aunque el periódico se venda menos que nunca.

Si para derrocar a Allende, el diario “El Mercurio” de Chile recibió un millón y medio de dólares de la CIA-ITT, es obvio deducir que Miguel Enrique Otero es un caso severo de mal de Minamata, la intoxicación con mercurio que explicaría su balbuceo e incoherencia. Que explicaría cómo “El Nacional” se atreve a publicar (bajeza obliga) la bazofia que le envían los gringos, ya se trate de una mentira como la de “cinco venezolanos muertos en enfrentamientos en Bolivia”, de estadísticas trucadas sobre la inseguridad o de los pueriles manifiestos del inmóvil “Movimiento 2-D”. Quizás la única acción realmente independiente de El Nacional sea la que practican desde hace 10 años, esconder lo que ellos deciden que los venezolanos no debemos saber.

 

¿Por qué atacan a Andrés Izarra?

Evidentemente los golpea donde le duele, allí donde tienen el corazón, en el bolsillo. Y porque puso su ingenio en ejecutar y dar órdenes en la batalla de las ideas; porque ganó terreno comunicacional para el Gobierno y el Pueblo. Porque supo ejecutar y dar instrucciones para orientar y aplicar fuerzas y recursos orientados a crear y posicionaron a Telesur en el continente. Porque ellos sienten como agresión cada vez que se les arrebata un privilegio o un monopolio. Atacan a Izarra porque dijo lo que ética, política y sentido común exigían hace tiempo: ni un centavo más para los golpistas. Amén.

En lo más profundo odian a Andrés Izarra porque los mostró con toda su arrastrada miseria, al actuar con dignidad el 12 de Abril 2002 renunciando a su cargo en RCTV por principios personales y ética profesional, negándose a ser cómplice del golpe mediático. La dignidad de Andrés Izarra es, por comparación, la medida histórica de la indecencia de los golpistas de El Nacional.

¿Cómo manifiestan su odio?

Pretenden descalificar a Andrés Izarra llamándolo poco inteligente, diciéndole que usa un “tono doctoral”, acusándolo de golpear la Constitución (donde en ningún lado dice que el Estado está obligado a financiar campañas de desestabilización en su contra), llamándolo “ineficiente” al publicitar la gestión del gobierno (la misma que ellos ocultan, falsifican o calumnian) sin mencionar que Chávez es, de lejos, el presidente que más obras y acciones ha emprendido en toda la historia de Venezuela, quien más problemas ha sacado a la luz, y quien ha propuesto y emprendido más maneras de resolverlos. El Ministerio de Información debe cubrir la vertiginosa agencia nacional e internacional del Presidente y, además y al mismo tiempo, desmontar las campañas difamatorias que el Departamento de Estado adelanta contra Venezuela mediante la SIP, Reporteros sin Fronteras, Transparencia Internacional, Human Rights Watch y otras organizaciones de fachada, utilizando los medios a su servicio, como “El Nacional”.

Lo que es peor (o mejor), los golpistas de El Nacional no tienen manera de enterarse lo que sabe o no sabe el pueblo sobre la obra de Chávez y otros temas importantes que interesan al pueblo de la Revolución Venezolana y Latinoamericana. Por eso fracasaron en 2002 y fracasarán cada vez que cuenten con la antigua ignorancia de un pueblo que despertó y está cada vez más conciente de quienes son los enemigos de su libertad.

¿Quiénes son mercenarios?

Los golpistas de El Nacional insultan, llamándolos “mercenarios”, a quienes pagados o no, expresan sus opiniones críticas desde VTV. Una cosa es segura: existe contabilidad de lo que paga el MINCI, y nadie tiene nada que ocultar o de qué avergonzarse. Pero los dineros de El Nacional son un misterio que más temprano que tarde se resolverá cuando el Derecho a la Información incluya el fin del secreto bancario para los propietarios y directivos de los medios. Los verdaderos mercenarios son los actuales herederos de la “Operación Sinsonte” de la CIA, la larga cadena de palangristas que publican como suyo el material que les mandan.

¿Conclusión?

Andrés Izarra tiene que sentirse orgulloso de ser blanco de los ataques de El Nacional. El es un representante de las nuevas generaciones que aceptaron el reto de Chávez de transformar el mundo y cambiar la vida, de reinventar la sociedad, en paz y democracia. No tiene las manos manchadas de sangre, no ha cerrado medios, no ha censurado ni perseguido periodistas, es Ministro de Comunicación e Información del país con mayor libertad de expresión en el planeta.

Los golpistas de El Nacional no pueden decir lo mismo. Hundieron sus manos en la sangre del 11 de abril, donde también fueron asesinados periodistas. Los golpistas de El Nacional son los últimos representantes de un mundo que no termina de irse al otro mundo, y de un país que sólo existe en su torcida cabeza, llena de un pasado triste y un futuro imposible de paz sin justicia. Los golpistas de El Nacional son ejemplo de la indecencia y la vileza en la manipulación de la información. Son los amos de la prensa que comen miseria para hacerse ricos e importantes.

Yo he visto a Andrés Izarra pasar hambre. Nunca lo vi comer miseria.


rotheeduardo@hotmail.com




Esta nota ha sido leída aproximadamente 2025 veces.



Eduardo Rothe


Visite el perfil de Eduardo Rothe para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eduardo Rothe

Eduardo Rothe

Más artículos de este autor