Antes adeco, copeyano o masista; ahora chavista

ANTES ADECO, COPEYANO O MASISTA, AHORA CHAVISTA

Como reconocer a quienes antes comulgaron con los partidos tradicionales y hoy día se alzan con las banderas del proceso revolucionario, según ellos(as) por que son Chavistas:

1) FANATISMO: Son mas papistas que el Papa, y defienden a ultranza el proceso sin dar espacio a ninguna crítica o duda sobre los proyectos y programas que se llevan a cabo en la actualidad. Ni el propio Presidente les llega a los talones en eso de defender el proceso.
2) INFLEXIBILIDAD: En la misma tónica que el anterior, y producto de las prácticas anteriores de sus partidos, se caracterizan por la rigidez de sus posiciones. Dogmáticos al extremo.
3) ANSIAS DE PODER: Mejor que soldados rasos, que en muchos de los casos, es quizás para lo que mejor servirían, luchan por alcanzar altos cargos en cualquiera de los escenarios en los que se insertan: Cooperativas, Círculos Bolivarianos, Ministerios, Institutos Autónomos, etc.
4) DISCURSO AMBIGUO: Un revolucionario hurga en el presente para construir el futuro de la Patria, estos personajes permanentemente hurgan en el pasado para rescatar las viejas prácticas que según ellos funcionaron y pueden seguir funcionando.
5) DESINFORMADOS (AS): Manejan medianamente la Constitución de la República Bolivariana, y cuando se trata de la reforma del Estado y sus instituciones, desconocen el cuerpo de planes y leyes que se ha diseñado para construir una nueva institucionalidad, comenzando por desconocer el Plan de Desarrollo Económico y Social de la Nación 2002-2007, y leyes como; Ley de Planificación, Ley de la Administración Pública, Ley sobre la Simplificación de los Tramites Administrativos, Ley de los Consejos Locales, Ley de los Consejos Estadales, etc.
6) CENTRALISMO: A pesar del principal mandato de la Constitución en relación a la participación protagónica del pueblo, prefieren desconocer este derecho, o hacerse la vista gorda. Y cuando recurren a él, quieren dirigir como va a instituirse esa participación, es decir entubarla, inclusive recurriendo al amedrentamiento.
7) DIOS Y EL DIABLO: La ambigüedad los caracteriza, siempre quieren estar bien con todo el mundo, probablemente por una fuerte aspiración interna de ser considerados “monedita de oro”, y a fin de cuentas, que las cosas feas las diga el Presidente, y que se gane los enemigos él.
8) ESCURRIDIZOS (AS) o SÍNDROME SHAKIRA: La mayoría padece de este síndrome que consiste en estar: Ciega(o), sorda (o) y muda (o). “Yo no me di cuenta” es el lema que acompaña este síndrome a la hora de dar respuestas a ciertos ilícitos.
9) DEPENDENCIA: Ante cualquier presión de medios de comunicación, amigos o conocidos, reculan y dudan. De lunes a sábado se les enredan las ideas, pero Chávez los vuelve encaminar el domingo. Lamentan que “Alo Presidente” se transmita un solo día a la semana.
10) UNIVERSALISMO: Pregonan en voz baja, la necesidad de parecernos a cualquier país desarrollado del Planeta: Canadá, Francia, Australia, especialmente USA, según y que para no quedarnos fuera de este asunto de la globalización. Cuando de apariciones públicas se trata, no hay nada mejor que el casabe y un buen joropo zapateao (¿?)

Así siguen una serie de elementos que pudieran enumerarse, pero aquí se reseñan los mas resaltantes. Así que ¡ MOSCA, OJO PELAO !, con los “Chadecos”, Chapeyanos” o “Chasistas”.

NOTA: Algunos compatriotas pueden caer eventualmente en las categorías 1 y 2, especialmente cuando se encuentran con un opositor disociado, o ante una de esas situaciones insoportables como las mentiras diarias que inventan los medios de información antivenezolanos

(*)Animadora Sociocultural


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3795 veces.



Tibisay Maldonado Lira(*)


Visite el perfil de Tibisay Maldonado Lira para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas