Cáscara Amarga 948

Apocalipsis y tranquilidad

Apocalipsis y tranquilidad. Y, decir apocalipsis y tranquilidad, es tanto como decir el caos y el orden, es tanto como decir la guerra y la paz. Y, hemos de poder nombrar muchos aspectos similaricadentes inmanentes inherentes a los casos correlativos límite límbico grembo fronterizo contradictorios caliginosos de sostenido equilibrio dinámico dialéctico difuso de entre la forma ser y nos ser de Maleo 2001, de la atrevida tesis inédita innovadora novedosa avanzada cojedeña de Cojedes TINACO. En la atrevida Filosofía de las 4E de Maleo 2001 del entendimiento y la estética ética espiritual de equilibrio sostenido. Agora ahora hogaño, y, a los elementos de convicción, hemos de remitirnos, a saber, o sea y es decir, decir al Apocalipsis del adolescente apóstol Juan, la revelación de Jesucristo, que Dios le dio: "Y entonces vi que del mar subía una bestia, que tenía siete cabezas y diez cuernos; y en cada cuerno tenía una diadema, y en cada cabeza un nombre blasfemo contra Dios." Asina ansí así, los 4 Jinetes del apocalipsis, cabalgaban hacia nosotros, trayendo consigo la guerra, el hambre, la peste, la muerte lo que vivimos en los últimos tiempos presentes. Y, el aviso ejemplarizante presente, el reloj del apocalipsis del juicio final de la medianoche amenazante, indignante momento en que en que el capitalismo histórico histérico rapaz en su afán lucro móvil, sobre natura y persona del Libertador Simón Bolívar, habrá hecho inhabitable la Tierra. El reloj del apocalipsis del juicio final de las amenazantes bombas nucleares, en que todas las horas jediondas del reloj del apocalipsis, hieren jieden y la última mata, o sea y es decir, decir lo de la destrucción de la raza humana, de la extinción de la humanidad, de la extinción de la civilización de todos los hombres y de todas las mujeres. Agora ahora hogaño, el radiante ojo avizor culantro de don Francisco, convoca al equilibrio dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético quevedoiano absurdo medular estable profundo, en las mesa misas musas de entre nalgas, de entre gracias y desgracias de don Francisco. Y, asina ansí así, el retorno de Octavio César, año 14 después de Cristo, de entre la guerra y la paz en el tercio medio un medio en de por medio por la calle de en medio en la plausible prudente calma chicha quieta tranquila paz sosegada octaviana absurda medular estable profunda de Octavio César. Agora ahora hogaño, la plausible prudente calma chicha quieta tranquila paz sosegada octaviana absurda medular estable profunda de Octavio César y el radiante ojo avizor culantro de don Francisco, convocan al equilibrio dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético quevedoiano absurdo medular estable profundo, en las mesas misas musas de entre nalgas y de entre gracias y desgracias, sobre la guerra y el conflicto de Rusia y Ucrania, sobre la guerra y el conflicto entre Israel y Gaza, sobre la guerra y el conflicto de Guyana y Venezuela, sobre la guerra y el conflicto entre China y Taiwán, tanto como si fuera lo del adolescente apóstol San Juan, de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

Con digresión y sin digresión, el apocalipsis y la tranquilidad. Agora ahora hogaño, el reloj del apocalipsis del juicio final, el reflejo potencial de una carrera armamentística nuclear mundial y el reflejo potencial de una crisis climática mundial. La plausible prudente calma chicha quieta tranquila paz sosegada octaviana absurda medular estable profunda, convocatoria equilibrada de entre la guerra y la paz de Octavio César, de entre el alfa y la omega, de entre el apocalipsis y la tranquilidad del apóstol adolescente San Juan. El radiante ojo avizor culantro de don Francisco, convoca al equilibrio dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético quevedoiano absurdo medular estable profundo, en las mesa musas misas de entre nalgas, de entre gracias y desgracias, de entre el alfa y la omega del apóstol adolescente San Juan de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

Con divagancia y sin divagancia, el apocalipsis y la tranquilidad. Agora ahora hogaño, lo de la bestia, lo del magnífico en el que muchos creerán y adorarán, en esta Tierra de gracias y desgracias de don Francisco, en que hemos de tener a las figuras representativas del exterminio del hombre y de la mujer, a Joe Biden de los EEUU, a Benjamín Netanyahu de Israel, a Volodimir Zelenski de Ucrania, a Javier Milei de Argentina, a Jair Bolsonaro en Brasil, los connotados y los mas y más grandes desalmados bochincheros genocidas del mundo con pandemia y sin pandemia, con armas de guerra y sin armas de guerra. Lo de la bestia, lo del magnífico en el que muchos creerán y adorarán, que mentara, como tiénese dicho y detentase mentado del adolescente apóstol San Juan de entre el alfa y la omega, de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

Con digresión y sin digresión, el apocalipsis y la tranquilidad. Agora ahora hogaño, lo de la visión de Dios, no ha de estar en la retina de los hombres y en la retina de las mujeres. La visión de Dios, ha de estar en el corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de entre la vida y la muerte, de entre el suelo y el cielo, de entre el fontanero y el fuego, de entre el desierto y el mar, de entre el sujeto y el predicado, de entre la ubicuidad y el espacio, de entre la eternidad y la historia, de entre la inteligencia y el objeto, de entre lo consciente y lo inconsciente, de entre lo concreto y lo abstracto, de entre natura y persona de entre la tesis y la antítesis, de entre el exceso y el defecto, de entre el símbolo y la realidad, de entre la certidumbre y la incertidumbre, de entre la esperanza y la desesperanza, de entre la convicción la duda, de entre lo visible y lo invisible, de entre el principio y el fin, de entre el alfa y la omega de Dios, de entre lo del apóstol adolescente San Juan, de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

Con divagancia y sin divagancia, el apocalipsis y la tranquilidad. Agora ahora hogaño, decir de entre la vida y la muerte, de entre el suelo y el cielo, de entre el fontanero y el fuego, de entre el desierto y el mar, de entre el sujeto y el predicado, de entre la ubicuidad y el espacio, de entre la eternidad y la historia, de entre el principio y el fin, de entre el alfa y la omega de Dios, es decir y nombrar al corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de Dios de entre todos los casos correlativos límite límbico grembo fronterizo contradictorios caliginosos de equilibrio dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético de la atrevida tesis inédita innovadora novedosa avanzada cojedeña de Cojedes TINACO de estabilidad sostenida de Maleo 2001. Es decir y nombrar al corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de Dios de entre el entendimiento y la estética ética espiritual de equilibrio sostenido en la atrevida Filosofía de las 4E de Maleo 2001. Tanto como si el corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de Dios estuviera de entre lo del apóstol adolescente San Juan, de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

Con concordancia y sin concordancia, el apocalipsis y la tranquilidad. Agora ahora hogaño, lo del trono del reino celestial, ha de ser el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de entre el principio y el fin, de entre el alfa y la omega de Dios. Asina asín así, Jesucristo Cordero Hijo Perfecto Puro Maduro Equilibrado Presente Sacrificado Aviso Ejemplar Labra Palabra Salvadora de y en Dios. Ha de ser concordancia y correspondencia biunívoca con el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de Dios como si estuviera de entre lo del apóstol adolescente San Juan, de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

Con etiqueta y sin etiqueta, el apocalipsis y la tranquilidad. Agora ahora hogaño, lo del libro sellado con los siete sellos, las siete copas de la ira, que no de la ironía ofensiva defensiva quijotesca cervantina absurda medular estable profunda de entre la cordura y la locura de don Quijote. Las siete copas de la ira, que han de ser vertidas y vaciadas sobre la Tierra. Lo de las revelaciones lo del Señor Jesucristo. Lo del Hijo del Hombre. Lo de su gloriosa preeminente autoridad poderosa funcional. Lo que ha de suceder pronto en la Tierra. Lo que se ha de vivir sobre la Tierra. Lo de Dios y lo de Diantre. Lo de Florentino y lo del Diablo. Lo de la bacinilla gigantesca de Rosa María la mitad llena de aceite hirviendo y la mitad vacía. Lo del señor de la vida y lo del señor de la muerte. Lo del Padre y lo de su plan de salvación. Lo de Heráclito y lo del apóstol San Juan. Lo de control de la historia. Lo de la filosofía de la historia. Lo de la vida humana, que se mueve en dirección a la consumación de un gran objetivo, de acuerdo con los propósitos de la voluntad soberana de Dios. Y, Dios siempre, en de por medio y por la calle de en medio en el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo como si estuviera de entre lo del apóstol adolescente San Juan, de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

Con quizás y sin quizás, el apocalipsis y la tranquilidad. Agora ahora hogaño, el manifiesto universal de Dios, ha de estar en de por medio y por la calle de en medio en el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo, tanto como si fuera esto del hombre, hecho a su imagen y semejanza. O sea y es decir, decir el equilibrio dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético quevedoiano absurdo medular estable profundo, en las mesas misas musas. O sea y es decir, decir la plausible prudente calma chicha quieta tranquila paz sosegada octaviana absurda medular estable profunda en las mesas misas musas. O sea y es decir, decir el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo como si estuviera de entre lo del apóstol adolescente San Juan, de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

Con digresión y sin digresión, el apocalipsis y la tranquilidad. Agora ahora hogaño, no ha de haber escapatorias ni escondrijos de las premoniciones del adolescente aposto San Juan. Asina ansí así, de nada vale, prepararse para el apocalipsis. De nada vale, construir búnkeres subterráneos. De nada vale, construir armas hasta los dientes. De nada vale, la construcción de preppers de los multimillonarios. De nada vale, construir enorme refugio bajo la Tierra para la supervivencia. De nada vale, la construcción de robot con la supuesta inteligencia artificial. Agora ahora hogaño, lo que se ha de vivir sobre la Tierra. O sea y es decir, decir lo de Dios y lo de Diantre. Lo de la bacinilla gigantesca de Rosa María la mitad llena de aceite hirviendo y la mitad vacía. En que la mitad vacía ha de sr para la voz del cielo y la mitad llena de aceite caliente, que deviene del calentamiento global y el cambio climático, para los corruptos, para los degenerados, para los genocidas, para todos los promulgadores del mal, para el capitalismo histórico histérico rapaz en su afán lucro móvil, no obstante el reloj del juicio final se sostiene, mas y más, como se ha de sostener el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo como si estuviera de entre la bacinilla gigantesca de Rosa María la mitad llena de aceite hirviendo y la mitad vacía. El centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de Dios con lo del apóstol adolescente San Juan, de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

Si el apocalipsis y la tranquilidad, han de ser casos correlativos límite límbico grembo fronterizo contradictorios caliginosos. Entonces sea dicho que el apocalipsis y la tranquilidad, han de tener perpetuo equilibrio dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético. Ergo vergo sea dicho que, asina ansí así, el equilibrio perpetuo dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético ha de estar en la atrevida tesis inédita innovadora novedosa avanzada cojedeña de Cojedes TINACO de equilibrio sostenido de Maleo 2001. Que ha de haber, siempre, el equilibrio dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético en la atrevida Filosofía de las 4E del entendimiento y la estética ética espiritual de Maleo 2001. Que el tercio medio un medio en de por medio por la calle de en medio, la plausible prudente calma chicha quieta tranquila paz sosegada octaviana absurda medular estable profunda de entre la guerra y la paz de Octavio César. Que el radiante ojo avizor culantro quevedoiano absurdo medular estable profundo de don Francisco. Que el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de Dios. Que el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de Dios, convoca al equilibrio dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético quevedoiano absurdo medular estable profundo, en las mesas misas musas de entre nalgas y de entre gracias y desgracias, sobre la guerra y el conflicto de Rusia y Ucrania, sobre la guerra y el conflicto entre Israel y Gaza, sobre la guerra y el conflicto de Guyana y Venezuela, sobre la guerra y el conflicto entre China y Taiwán, sobre el conflictivo calentamiento global y cambio climático. Que ha de estar el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de Dios, como si fuera tanto como de entre natura y persona del Libertador Simón Bolívar. Como si fuera el centro cetro corazón cercano intimidar real inspirativo conectivo deismoiano absurdo medular estable profundo de Dios, de entre lo del adolescente apóstol San Juan, de entre el apocalipsis y la tranquilidad.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 795 veces.



Miguel Homero Balza Lima


Visite el perfil de Miguel Homero Balza Lima para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: