A Edmundo se le acaba el mundo

  • Un candidato de probeta, ilustre desconocido, misógino, racista y homofóbico, respaldado solo por siglas y personajes desgastados de la política, pretenden ahora, mediante laboratorios de guerra sucia, presentarlo como el mesías que salvará Venezuela, construirle una imagen de benefactor, cuando no se le conoce ninguna participación en luchas sociales y reivindicativas a favor del país.

Luego de "sesudas" y agotadoras reuniones la nombrada "pupu" "Plataforma Unitaria", sacó de la manga a un ilustre desconocido para presentarlo como candidato presidencial en los comicios del venidero mes de julio 2024.

La verdad, según los comentarios de sus allegados, es que pujaron para llegar a este acuerdo y que les saliera esta combinación de misógino con homofóbico, que hoy pretenden venderlo como el candidato único de la oposición.

Fue tanto el esfuerzo y la puja que según comentarios de los seguidores de las agotadoras reuniones a Rosales, le salió una hernia en el cerebro a Omar Barboza "Caiman con Sueño", le dio una crisis de insomnio y las rabietas de Mari Cori, tuvo que metérselas en el bolsillo, a regañadientes, porque había ordenes del Norte (que no es una quimera), de llegar a un acuerdo o no había financiamiento. Es decir, que dejaran de soñar con los Benjamines.

La orden imperial, de llegar un acuerdo o no había billetes verdes, dejó en la estocada a Rosales, que ve pasar su última oportunidad, su gran sacrificio ,para ser candidato a presidente y apartó, casi con un empujón, lanzándola al abismo a Mari Cori , quien arrastró en la caída a su sucesora la filósofa, Cori, conocida como la otra Corina.

Desde ya esta especie de emulsión opositora que es la "Plataforma Unitaria", empieza a construir una plataforma de mentiras, para engatusar a los venezolanos. Pretende presentase como la "única oposición", cuando la realidad es que hay once candidatos más de oposición y los que acordaron la postulación de Edmundo González, son solamente, el grupo de rosales, el grupo de vente Venezuela, el grupito de Primero Justicia y los auto exilados, buscados por la justicia, desde el exterior.

De ahora en adelanta prepárense para el maletinazo de billetes, con el que se construirá la imagen de Edmundo González, conocido, hoy, sólo en su casa. Ya a través de los laboratorios de guerra sucia, el uso y abuso de las Redes Sociales y el apoyo mediático internacional, promocionaran las cualidades del ilustre desconocido, colocándolo en un pedestal, que envidiaran los candidatos a la beatificación.

Ya por ejemplo, hablan, después que dijeron todo contra Rosales, del gran sacrificio del filósofo del Zulia, a renunciar a sus aspiraciones y Mari Cori, olvidándose de la filósofa, que quería manipular como candidata, a través de su twitter, declara que ha llegado el momento de salvar a Venezuela, con un candidato, agrego yo, desconocido por todo el mundo, apuraditos, a la carrera, apenas a 24 horas de vencerse el plazo para presentarlo como tal.

Es una "unidad", como dicen en el Oriente venezolano, pegada con Saliva de Loro, que sólo los une el chorro de billetes que vendrán del exterior para promoverlos. Muchos de esos billetes, no llegaran a su destino sino, que se quedaran en el bolsillo de algunos de sus patrocinantes, como la historia reciente nos ha enseñado con los biyuyos de la supuesta "ayuda humanitaria".

Ahora bien, ¿Quién Conoce a Edmundo González Urrutia?

¿Cuál es su trayectoria? ¿Qué lucha social ha emprendido? ¿Se ha sacrificado alguna vez por Venezuela?

Todas esas interrogantes y otras se acumularan a otras ya presentes en el argot venezolano e internacional como: ¿Por donde le entra el agua al coco? ¿Qué fue primero, el huevo o la gallina? ¿Fueron construidas las pirámides por extra terrestres? ¿Existen los Platillos Voladores? ¿Qué sucede en el Triangulo de las Bermudas?

Quedaran por supuesto, sin respuestas. Pero allí es donde los laboratorios de guerra sucia y las Rede Sociales, debidamente financiado jugaran su papel y encontraran milagrosamente respuestas y soluciones.

Pero, por lo pronto, tendrán que hacer milagros para esconder las actitudes misóginas, homofóbicas y racistas, expresadas por el candidato de laboratorio, quien sin imaginarse que podría ser candidato a la presidencia, alguna vez, en su vida, las manifestó mediante un audio, que ahora se hace púbico. De esta manera, comentó las medidas adoptadas por el Consejo Nacional Electoral:

¿Supiste?, le pregunta al interlocutor, la última medidita que nos tiró el Consejo Nacional Electoral esta tarde: Obligatoriamente el 40 por ciento de los postulados a la Asamblea tienen que ser mujeres. El mismo se responde:

"Así sea una burra, así sea una prostituta, así sea huele pega, tienen que ponerla porque tiene una "cuchara"

Agregando más adelante:

"Y si le hacen caso, bueno, entonces mañana se burlarán de otra forma, habrá que meter 20 % de ‘maricones y gays’, y otro 15 % de negros y después indios, cualquier vaina que se les ocurra"

Evidenciado de esta manera no solo la falta de respeto hacia la equidad de género, sino también un rechazo flagrante a la diversidad racial y sexual.

Ya trataran de desmentirlo, como acostumbran ellos, cuando se ponen en evidencia, o los agarran con las manos en la masa: el popular "Yo no fui" ó "Yo estaba en la misa de aguinaldo", ó, "utilizan mis declaraciones fuera de contexto", pero su propia voz, en los audios filtrados lo ponen en evidencia.

Bueno, estos son los primeros botones de la muestra del candidato de probeta, de una parte de la oposición, la golpista, la que ha pedido la intervención militar del país, la que tiene embarrada las manos en los bienes que le han robado a Venezuela. Prepárense para el carnaval publicitario que le atribuirá condiciones excepcionales no sólo para candidato a la presidencia, sino, a la Beatificación.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1626 veces.



Jesús Sotillo Bolívar

Docente en la UCV

 jesussotillo45@gmail.com

Visite el perfil de Jesús Sotillo Bolívar para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Jesús Sotillo Bolívar

Jesús Sotillo Bolívar

Más artículos de este autor