Se soltaron las furias

La atinada y ágil estrategia diplomática chavista impulsada por el Comandante Chávez y tenazmente desplegada por nuestro Presidente Nicolás Maduro Moros, su importante figuración en el encuentro presidencial celebrado a fines de mayo en Brasil y su reciente gira por países aliados desataron tanto admiración como todo tipo de furias.

Entre estás últimas, la más notoria y mediática, la de Donal Trump aspirante a retornar a la presidencia de nuestro enemigo principal, EEUU. Quien, cual César moderno, volcó su frustración e ira en un dramático y polivalente mensaje/confesión reafirmador del letal y defensivo poderío estadounidense, reforzado hoy por ingresos invisibles provenientes de conflictos armados y del tráfico de drogas, fármacos, armas, personas, secretos militares e industriales… así como por un dominio académico y mediático del imaginario colectivo.

Mensaje/confesión urdido también en función de las contiendas pre electorales correspondientes a los comicios a realizarse en EEUU y Venezuela el año próximo. Dirigido al pueblo estadounidense, a sus contendores republicanos y demócratas, al chavismo, a Maduro, a la oposición venezolana y a naciones potencias rivales que según él están "invadiendo" a "su" América.

Mensaje/confesión que paradójicamente nos ha brindado la oportunidad de demostrar internacionalmente y nacionalmente, con un testimonio irrefutable, el alcance y las terribles consecuencias de los ataques del imperio norteño, y la vileza de los cipayos venezolanos. Eso sí, dejando claro que los enemigos de Venezuela y de todos quienes luchan por liberarse del yugo estadounidense no son los presidentes como individuos sino como gobernantes al servicio de los amos del gran capital.

Mensaje/confesión que, como era de esperarse, también desató la furia de la oposición apátrida, dirigida en este caso más hacia Trump que hacia el Gobierno. Pues su "amigo" los ha dejado desnudos como el rey de la fábula, sin "yo no fui" para cubrirse. No hay IA que pueda borrar sus imágenes despotricando no sólo de los gobiernos chavistas que adversan sino de todos los venezolanos. Clamando invasiones y bombardeos o justificado los montos multimillonarios que nos robaron…

Mensaje/confesión que además ha reactivado la furia más importante y riesgosa desde mi punto de vista. La de los venezolanos comunes y corrientes profundamente afectados por las medidas coercitivas unilaterales que con toda razón y todo derecho reclamamos justo castigo para quienes, habiendo cometido -en connivencia con la administración Trump, otros mandatarios y poderosos grupos extranjeros- todo tipo de desmanes contra la vida de los venezolanos, aún permanecen impunes.

La inhabilitación política sugerida por Hermann Escarrá es válida, sï. Pero sólo como sanción inmediata y parcial para el pequeño grupo de apátridas cínicos y cínicas que pretenden lanzar su candidatura a la presidencia de la República.

¿Y los demás delitos?

¿Y los demás apátridas, piratas y estafadores?

¿Cómo quedan?

Sin Justicia no hay Paz.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1634 veces.



Mariadela Villanueva

Analista y comunicadora. Socialista y chavista. Firme creyente del poder popular

 mariadelav@gmail.com      @mariadvillanuev

Visite el perfil de Mariadela Villanueva para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Mariadela Villanueva

Mariadela Villanueva

Más artículos de este autor