Diario de una Cuarentena: Capítulo 284: Mis 15 días de mi retorno a Caracas

A 615 días del inicio de la contingencia en la República Bolivariana de Venezuela producto de la pandemia global de la Covid 19, en la culminación de la semana 88 de la misma, y siendo el sábado 20 de noviembre de 2021, contaré un poco sobre mis peripecias en la capital de la República Bolivariana de Venezuela, Caracas

Las razones que me trajeron por 15 días a la cuna del Waraira Repano tienen que ver con el ejercicio que haremos del voto mañana 21 de noviembre de 2021 en las denominadas megaelecciones. De igual manera, venía para algunas conversaciones con algunas personas, para atender y evaluar alternativas sobre algunas situaciones en lo personal, esto último no fue logrado por los momentos producto de la avasallante agenda. Quedará entre los pendientes para el año 2022.

Lo primero que realice al llegar el 9 de noviembre, fue ir a la XVII Feria Internacional del Libro en la ciudad de Caracas, y además del encuentro de la literatura y del arte en sus más diversas expresiones, pude encontrarme con viejos afectos que tenía tiempo que no veía. Uno de ellos la camarada Adelaida Zerpa, a quien quiero como una madre.

Estando en esa FILVEN, mi querida Adelaida tomó algunas buenas gráficas, las cuales subí por algunas plataformas tecnológicas y redes sociales.

Al día siguiente, miércoles 10 de noviembre, tuve la oportunidad de reintegrarme a mis labores en una importantísima institución donde laboro. Muchos se quedaron sorprendidos ya que el estar en casa junto a mi madre, hermanos y mi sobrina, más mascotas, obro en mí una importante recuperación física en cuanto a masa muscular, que muchos me hicieron notar del cambio positivo que pudieron constatar en mí. A muchos les dio ese gusto y a mí también encontrarlos.

El jueves 11 de noviembre, asistí nuevamente a la FILVEN, para encontrarme con la investigadora Yurani Godoy, viudad de mi amigo y mentor, William Ernesto Izarra, quien estaba presentando en el marco de esta Feria el resultado de sus investigaciones. Me dio un verdadero gusto darle un abrazo a esta extraordinaria camarada, mujer valiosa y muy inteligente que durante más de 16 años acompañó a nuestro inolvidable Comandante y "profe" durante parte de su transitar por esta vida terrenal.

El día viernes 12 de noviembre, en el marco del bautizo del libro "Secuestro Político en América Latina: ¿Dónde está Carlos Lanz?" donde estuvieron buenos camaradas a los que he tenido el honor de conocer: El magistrado Luis Damiani, Rodulfo Pérez, Elías Jaua, Pascualina Curcio, Humberto Vargas, Enrique Tineo Suquet, Mayi Cumare (compañera de Carlos Lanz) e indudablemente un gran amigo a quien quiero más como un mentor como un padre: Me refiero al Dr. Julián Isaías Rodríguez Díaz, ex fiscal general y ex vicepresidente ejecutivo de la República Bolivariana de Venezuela. Fue una buena disertación y reflexiones acerca de la desaparición forzada de Carlos Lanz, y que dicho evento me cargo de una inusitada fuerza.

Confieso que más allá de seguir al Dr. Isaías Rodríguez, hombre sereno, humilde, sabio, es un hombre muy valiente y de convicciones sólidas y muy firmes. Me sorprendió que pese a lo avanzado de su edad y a su condición (los que estuvimos presentes saben a lo que me refiero, pero por respeto no quiero ahondar en la misma) me sorprendió su inusitada firmeza y fortaleza que pese a ese elemento, vi la misma firmeza de aquel 12 de abril cuando bajo la excusa de que iba a presentar su renuncia como Fiscal General, denunció, a riesgo de su propia vida, el Golpe de Estado en contra del Comandante Chávez.

Pero más allá de eso, me sorprendió el tremendo gesto del Dr. Isaías, quien tenía que retirarse para una inauguración virtual de un libro de la FILVEN, y que para dicha actividad virtual se requería un ensayo previo, que él se levantará de su asiento y se dirigiera a donde estaba sentado este humilde servidor par darle un gran abrazo. Gesto noble y que engrandece a un hombre que no me cabe la menor duda, es un profeta (y no solamente porque tiene el nombre de uno) sino que además es un hombre de unas extraordinarias cualidades como ser humano.

El domingo 14 de noviembre tuve la oportunidad de dirigirme nuevamente y por invitación de mis hermanos de la representación diplomática de la embajada de la República de Cuba en Venezuela, estar en un acto especial con autores cubanos en el marco de la Feria Internacional del Libro en Venezuela. Que gusto después de tanto tiempo, haberme encontrado con esos viejos compañeros y viejas compañeras, que producto de la pandemia, habíamos mantenido un distanciamiento físico, mas en lo afectivo y espiritual, siempre nos mantuvimos unidos.

Y el lunes 15 de noviembre, asistí nuevamente a la embajada cubana, para participar en la tribuna antiimperialista en contra de la marcha convocada por la "gusanera" en la isla, con claros fines desestabilizadores. En el referido evento estuvieron presentes la diputada Tania Díaz, María Rosa Jiménez, Luis García, Asia Villegas, José Bracho del PPT, Camila Fabri, esposa de Alex Saab, Pedro Carvajalino, Oswaldo Rivero (Cabeza e Mango), la analista Rosalba Lo Bue Antico (a quien me dio muchísimo gusto reencontrarla) entre otras amistades. La solidaridad que le expresamos a ese hermano pueblo cubano agradó mucho tanto a nuestro amigo, el propio embajador extraordinario y plenipotenciario de la República de Cuba, Lic. Dagoberto Rodríguez Barrera, como del resto de la representación cubana, por lo que nuestra hermandad con ese pueblo está unida con lazos indisolubles y eternos.

Quedó pendiente una conversa con ellos que, de no darse en las próximas horas, seguro quedará para inicios del año 2022.

Puedo resumir que las mejores cosas de la vida a veces se dan de manera inesperada. Pese a que vine a Caracas a votar, a resolver algunas cosas personales, que de momento no logré, sin embargo tuve unos encuentros maravillosos que me permitieron oxigenarme política y personalmente.

Mañana será un día especial no sólo para mí, sino para todas, todos y todes, porque más que un mero acto electoral, tendremos una cita con la historia, y podríamos escribir una página dorada de un gran triunfo para el país. Pero sobre todo, y pese a que será un día intenso, el encontrarse uno con compañeros y compañeras de luchas y camino, hacen las cosas más llevaderas, y le insuflan a uno de las necesarias fuerzas para seguir durante este duro transitar.

Posteriormente, luego de esto, el día 23 de noviembre, día del cumpleaños de nuestro presidente, y de una persona que me acompañó durante una etapa difícil de mi vida, pero que pese a que en estos momentos no está en mi vida la recuerdo con mucho cariño y afecto, regresaré a casa, a Guayana, para aprestarme, como estoy seguro lo harán muchos y muchas, a vivir unas navidades y fin de año un poco mejor que el duro año 2020. No porque este año 2021 no haya sido complejo y difícil, o nos haya arrebatado afectos a quienes siempre llevaremos en el corazón, pero que en lo personal fue mucho mejor que el año pasado, para oxigenar las ideas, replantearme cosas, y abrirme o abrirnos a las mejores cosas que están por venir en el año 2022, que sin duda y estoy seguro será infinitamente mejor que este año.

Ya en enero, más tardar febrero ya me reinstalaré totalmente en Caracas, para muchas tareas y actividades que espero realizar y concretar.

Indudablemente se vendrá una ralentización de las actividades políticas, vi en Caracas un dinamismo que confirma la aseveración del presidente de que el cierre del año 2021 y comienzos de 2022 será infinitamente mejor. Basta pasearse por poner un ejemplo, por el boulevard de Sabana Grande, para constatar el gentío que compra, que camina, que se sienta en el Gran Café y otros restaurantes como signo de la nueva normalidad que nos toca vivir y convivir con esta pandemia. Pero que estoy seguro que nos enrumbaremos hacia un destino y un futuro totalmente mejores que los actuales tiempos.

Pero aprovechemos esa pequeña tregua que vendrá, para compartir en familia, para oxigenar las ideas y prepararnos para los nuevos retos que se nos avecinan. Y que el año que viene sea de dicha, amor y prosperidad para nuestro pueblo.

Y ojo, no quiere decir que esta columna se va de vacaciones. Todo lo contrario, seguirá activa, de hecho tenemos tanto que expresar como por ejemplo desde el caso de la periodista Yolisbeth Concha hasta el análisis post electoral que habrá que hacer una vez conocidos los resultados de las megaelecciones el día de mañana

Ha sido maravilloso estos días, pese a lo convulso, pese a lo atropellado, pese a lo agotador, reencontrarme con tantas personas que tenía tiempo que no vivía, y de vivir eventos que indudablemente me han llenado de una tremenda energía morfogénetica, que me ha recargado y activado en muchas cosas. Por eso, lo que está por venir augura buenas perspectivas de Venezuela en el futuro.

¡Bolívar y Chávez Viven! ¡Y sus luchas y la patria que nos legaron siguen!

¡Independencia y Patria Socialista!

¡Viviremos y venceremos!

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 497 veces.



Juan Martorano

Abogado, Defensor de Derechos Humanos, Militante Revolucionario y de la Red Nacional de Tuiteros y Tutiteras Socialistas. Www.juanmartorano.blogspot.com , www.juanmartorano.wordpress.com , jmartoranoster@gmail.com, j_martorano@hotmail.com , juan_martoranocastillo@yahoo.com.ar , cuenta tuiter e instagram: @juanmartorano, cuenta facebook: Juan Martorano Castillo. Canal de Telegram: El Canal de Martorano.

 jmartoranoster@gmail.com      @juanmartorano

Visite el perfil de Juan Martorano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: