La Tecla Fértil

Dólar y pensamiento mágico, el espectro de la realidad venezolana

Hay quienes desean romper con la armonía de carácter espiritual en el planeta, incluso médicos y gente que se dicen psíquicos. Alteran nuestra imaginación para causar estrés, esos mensajes determinan una postura por factores biológicos, de la naturaleza y más allá la intimidad familiar. El Bloque del Este, desea frenar los esbozos propagandísticos sobre el COVID- 19 por los niveles de alarmas existentes. Más que un bien, resulta que es un vinculante de los laboratorios integrales para causar envenenamientos y virus en las regiones de clima templado. El aire está lleno de bacterias, ácaros, microbacterias y los afectados son los ciudadanos de tercera edad, no importando sí adquirieron viviendas para esta etapa del existir, digo esto, porque estando residenciado en Los Andes, veía llegar grupos familiares que habían adquirido casas de campo en La Grita, Táriba, Tovar, El Vigía y en los caseríos de Mérida.

Lo escrito sobre este virus raya en el terrorismo y en el tiempo viene adquiriendo una fuerte resistencia y definiciones emanadas por empíricos del tema. Lo cierto es que estas divergencias han traído malestar, divergencias, represalias y obstrucción por parte de los organismos internacionales.

Pero, la disciplina intelectual no ha sido tomada en cuenta y, los objetivos trazados comprometen los recursos financieros a gran escala.

Berlín, (Alemania), trata de lograr una armonía en los países europeos a pesar de que España refleja un contraste por la disputa entre la Monarquía y el movimiento de izquierda representado por Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, pero, el conflicto va más allá de lo biológico, representa un criterio tecnológico, económico, religioso. Todo, viene representado por una falacia y una dimensión trágica del pensamiento.

Entonces, nos pasaron a una situación de conflicto, de monismo ante el conflicto en sí. Hay valores enfrentados por el avance del virus y la nueva Ruta de La Seda que incorpora el desierto del Sahara, cruza los mares hasta llegar al Amazonia, teniendo como punta de llegada el Altiplano Andino, integrado por Perú y Bolivia. Simplemente a China le interesa hacer un camino que llegue a los muelles y aeropuertos chilenos. Es una nueva combinación política que implica definiciones muy concepcioneras del fascismo en su doble faz ideológico.

Por lo tanto, se constituye en un conflicto de obligaciones, manejado por una tipología del caos, que podemos llamar trágicas y su presencia no solo llegó a USA, sino también a los países llamados progresistas. Los laboratorios poco fueron a sus fuentes filosóficas, menos políticas. Hay muchas impugnaciones de ámbito especulativo, especialmente en el terreno de la teoría política, ya que una fase va al monismo como tema de debate y, hay quienes desconocen las formas de barrer los espectros del pensamiento político.

Son controversias y maneras del tratamiento del problema, es el manejo de las causalidades y accidentes del asunto. Quienes venían manejando el tema de los virus a nivel mundial olvidaron los correctivos y buscaron vengarse de los imperios. En el caso de EEUU, Trump es solo un representante de La Casa del Tesoro y de los magnates judíos que desean acelerar sus programas económicos para establecerse en el territorio de Los Mapuches en Argentina.

El conflicto se va diluyendo, pero, la escenificación por las muertes, elevan criticas entre economistas y filósofos. Es cuestión de principios y espacio vital. En Berlín, hay otro modelo de pensamiento y la antítesis y síntesis es que hay una tragedia humana.

La cultura occidental fue forjada a un yunque jurídico. Es una memoria chasqueada de una estrategia europea para lidiar con el conflicto, por la vía de una resolución. Por lo tanto, debemos saber diferenciar entre lo público y privado. Entre lo moral y el derecho. En consecuencia, el virus es una forma de politizar la realidad.

La pandemia, es una acuñación de un gran movimiento político de diversas nacionalidades que desean un control Monetarista y de los recursos energéticos a nivel global y, un error de los catequistas de Hillary Clinton nos llevó a tendencias individualistas de tensión en los requerimientos provenientes de la pertenencia comunitaria.

Sí bien no pasa Berlín por alto la dificultad que existe en reducir el pensamiento de los filósofos franceses del siglo XVIII a una suerte de programa unificado, donde aparecen rasgos comunes que permiten, sin violencia, utilizar una designación para identificar a todo este vasto movimiento y el de Europa de las luces con un espíritu critico desconfianza hacia la religión y un enorme interés por el conocimiento, darnos un concepto trascendente de la subjetividad y al determinismo histórico, estamos embriagado por una crisis gripal y le llamaríamos COVID- 19.

II

China, ante un socialismo que no se desarrolla con la amplitud de sus sueños imperiales y ante las frustraciones de Irán y Rusia de concluir un megaproyecto de inversiones desde La Cuenca del Caribe hasta el Territorio Mapuche, no quedo de otra que planificar un conjunto de acciones que implicaría un determinismo histórico y no repetir la experiencia de Gadafi en Libia que diluyo sus fuerzas, creyendo en el buen corazón de las prescripciones ideológicas de los movimientos populares socialistas, igual le paso a Salvador Allende en Chile y al Doctor Ernesto Guevara de La Serna en Bolivia. Había que buscar alternativas de confluencias ante la arremetida de Donald Trump por el cobro de aranceles y el traslado de compañías norteamericanas en China hacia sus tierras de orígenes.

Lo demás son argumentaciones y por lo tanto, tenemos que ser pragmáticos porque hay una esfera fundamental de acción y de compromiso como fuerza dogmática para darle un carácter técnico a la realidad mundial, todo es referente a la burbuja financiera. Este virus viene ascendiendo desde 2012, tiene un carácter progresivo y esos criterios fueron sujetos a tensión permanente y ya sabemos los resultados.

Pero, China comprendió el triste papel de los presidentes progresistas en el Sur y su planificación y afirmación de La Ruta de La Seda en su movidísima activación mercantil tuvo que detenerse para asumir medidas atenuantes, pero los acuerdos internacionales al respecto no resguardaron las bandas de seguridad, llevando al mundo global a una crisis biológica y de crisis emocional porque se atrajo lo financiero.

Después de esta pandemia o en su apogeo de ola alta viene un blanqueo en los países del Sur, tanto Cristina, Evo y Rafael Correa estimulados por Ignacio Lula Da Silva cometieron errores garrafales y crisposos en el desenvolvimiento de la izquierda latina. Algunos temas programados por el Foro de Sao Paulo y, ahora con un ala del derechismo incrustada en inversionistas que fueron favorecidos en el pasado se ejecutaran programas populistas, pero, los mismos no mejoraran al pueblo y comunidades primitivas en el marco del Indigenismo. Ahora desean restablecerse de nuevo y necesita, como exprese, blanquearse con elecciones electorales o sin ellas, claro, con el aval de los socialdemócratas y cristianos, quienes tendrán sus cuotas en los palacios legislativos por Región.

España y Argentina la hundieron, Zapatero y Unidas Podemos fracasaron junto a Pedro Sánchez. Por la otra ruta, Juan Guaido se burlo de Donald Trump y engaño a los movimientos populares de Venezuela, debe ir a una prisión abierta como la afamada Isla del Burro para que cultive y alimente de las fuerzas de sus manos y no de la comunidad venezolana.

Cristina- Argentina- esta muy comprometida con los Talibanes en Las Pampas cedió hectáreas de los Mapuches a estos grupos de procedencia oriental y por el otro, nos encontramos con una colonia judía y soldados norteamericanos que firmaron acuerdos y alianzas para su estadía allí y darles seguridad a los ingleses de las Islas Malvinas.

Es una covacha de ideas.

Las reflexiones dadas recientemente por Berlín, acometen el tema de la declinación de las utopías, se debe caminar en un solo sentir y necesitamos especialistas politólogos para que nos expliquen la sacralidad del saber y la crisis del virus. Simplemente nos encontramos en un conservadurismo encubierto de líderes derechistas en el Sur que se rehabilitan gracias a la izquierda y necesitan avatares electorales para lograr un puesto público ya sea en gobernaciones o asambleas legislativas o nacional, como es el caso de Venezuela. Mientras, seguiremos con chavistas detenidos y otros sin trabajo. Es la exclusión social hacia los propios camaradas, por el otro lado, tenemos el autoritarismo militarista, cuyos hombres controlan los alimentos y las tierras productivas del país.

El virus durará meses, no se cura, se estabiliza y solo de nuestra parte se puede llegar a una mínima expresión en base a plantas como medicamentos, no pastillas químicas, hay que regenerar pulmones e hígado, darle fluidez al torrente sanguíneo y tomar jugos de frutas, comer menos harinas y proteger el organismo, consumiendo vegetales que le den creación a los anticuerpos, aléjese de personas con crisis gripales y sus espacios son de conflictos, generan estrés.

A China, no le interesa lo que expresa Berlín sobre el determinismo histórico. Es saber manejar las tendencias y competir con La India en la distribución de los fármacos. Al mundo no alienante. Es saber manejar las ideologías y presentar sus contingencias como una necesidad natural, nos ofrecieron mucho dinero en calidad de préstamo por nuestras insuficiencias económicas, pero nunca tuvieron la voluntad de colaborar en la adecuación de Planta Centro colocando dos turbinas que hacían falta, de todas maneras se llevan nuestro oro y petróleo, tienen casi cuarenta años en esa historia, simplemente no son nuestros amigos, son chatarreros y comerciantes mezquinos de una realidad global.

Hay que reparar al mundo con una verdadera filosofía política tal como es.

Hay una estructura económica bloqueada, pero la burguesía con su política neoliberal se hace millonaria en un país socialista bajo controles de esferas comunistas internacionales por el otro camino. Uno para engañar a las comunidades en forma populista y como exprese, un neoliberalismo salvaje que deja el salario en menos de 0.45$, sin derecho a medicamentos.

Lo que sucede en el mundo global es consecuencia del devaneo de la izquierda actual que no quiere asumir su rol histórico con el pueblo. Desean mantener el status de sus amigos liberales y darle un sentido contestatario, lo increíble es que en nuestro caso, no se le dio libertad a ningún chavista detenido, menos militar. Pero, hay corrientes dominantes y habituales que se apartan de sus carriles y se empozan, como ha venido con el Polo Patriótico. Simplemente, como dije, han sido jalonados por el peso de la historia y las vertientes del pensamiento político se encuentran muy alejadas de las teorías revolucionarias.

Hay puntos de vistas antagónicos. Pero la socialdemocracia y la democracia cristiana han derrotado a los revolucionarios. Quienes creyeron en Venezuela tiene3 problemas de valores hoy, son ejes diferentes de participación política, pero, con un eje común de acción, atrás quedaron los fallecidos, hoy, es otra realidad y los padres de esos muchachos deben guardar silencio. Ya sus hijos no están a su lado. Muchos, no lo tenemos, estamos alejados del mundo visionario revolucionario. El oficialismo y la posición reflejan las mismas coincidencias, muchos chavistas, familias me refiero, se me acercan a pedir alimentos o ayudas, estoy en igual condición, no puedo. Ganamos muy poco para ayudar y medicamentos costosos. La mayoría inscritos en el Psuv no tienen trabajo fijo, venden helados o recogen plásticos en los depósitos regados por la ciudad. Somos una realidad pérdida, el gabinete presidencial es burgués y neoliberal. Mandan a exportar alimentos e internamente no lo tenemos, las neveras están vacías y los costos muy alto, el dólar fronterizo o del narcotráfico es costoso.

No obstante, con esta nueva alianza con la derecha, el presidente Nicolás Maduro Moros obtendrá una mayoría en la Asamblea Nacional y todos los poderes alineados bajo un solo eje. Los votos que le darán el triunfo serán cerrados y controlados porque es un compromiso de la simbiosis Capriles- Guaido. Le he consultado a quince activistas del Psuv y me manifestaron que son chavistas, más no irán a sufragar por la situación precaria del país y la libertad de opositores y no de gente de Chávez.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 925 veces.



Emiro Vera Suárez


Visite el perfil de Emiro Vera Suárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: