Diablos contaminados

Se está cometiendo un sacrilegio (término religioso) con la revolución.
Después de lograr lo que tanto luchamos por alcanzar, nos quedamos en la forma y la consigna.

La indiferencia ante la formación política la confundieron con asistencialismo: todos los principios de aquellos años de juventud, quedaron en el olvido; nos hicimos cómodos desclasados obviando el fondo y el contenido, convirtiéndonos en efectistas; aceptando lo que el capitalismo impuso desde sus madrigueras y no es más que manipular para sostener la ambición: ahora reconocida.

En cualquier sistema capitalista lo que está sucediendo es una normalidad; pero en revolución podría ser normal como "gesto de amor filial" y es humano que así sea. pero es necesario que la preparación y el compromiso estén por encima de lo individual; de lo contrario se actúa obviando principios y valores.

El compadrazgo y la complicidad en tal afinidad, se llama nepotismo y en revolución: así se quiera disfrazar con una eficiencia rebuscada, adquiere nombre propio y es traición.
Resulta que el nepotismo trae solidaridad incondicional y satisface interés individual sin compromiso, se sacia apetencias egoístas.

Pero en los que no es sanguíneo; sino hermanos de LUCHA que se rasgaron el pellejo juntos en todas las batallas, la condición de solidaridad se llama lealtad y la lealtad en un revolucionario, es capaz de adaptar su conocimiento a cualquier necesidad (como el Ché cuando confundió comunista con economista. Anécdota picaresca) porque los compromisos se honran: para que la viabilidad del proyecto esté garantizada.

De no ser así lo que trae es disgusto, arrecheras y más, si a quien se le premia el afecto filial, tiene pactos con políticas diabólicas, distintas a la que la revolución práctica.

Por más que se trate de justificar; lo que haga un usurpador con la labor del compromiso familiar: resultará favoreciendo intereses del contrario y si no hay la intención del esfuerzo común; termina siendo, más que debilidad revolucionaria, traición.

Para poner como ejemplo de lo expuesto: Igual sucede con los "rescatados" por el plan tan cacareado de REGRESO A LA PATRIA (valga la comparación).

No puede volver a la PATRIA quien nunca la ha tenido; tal vez usado el lenguaje de derecha; vuelva a su país. (la individualidad marcada)

Si este esfuerzo por muy humanista que sea, no está acompañado de un mínimo trabajo social minucioso: termina favoreciendo al que persiguiendo intereses oscuros salió huyendo, porque incendio seres vivos buscando destruir un proyecto que ahora por su aventura desesperada quiere que el mismo lo proteja, exigiendo el regreso (pero con privilegios) a la patria que negó y exigiendo mantener beneficios que la revolución debería tener apartada para los que aceptan y entienden el proyecto; los delincuentes siempre volverán con la misma intención, de aglutinar planes golpistas.

Queda demostrado que su conducta no cambiará, si no se hace un trabajo social a fondo; que por lo menos, cree el reconocimiento al esfuerzo que el humanismo ofrece y hoy (lo hemos visto en sus campañas) sus actitudes no han cambiado en absoluto y la destrucción que permanece en su consciente, es la misma que tuvieron antes de marcharse. y el que se fue con una intención de progreso en busca de un bienestar que en determinado momento no fue capaz de visualizar en su PATRIA; no puede ser tratado con el mismo beneficio que se le da al traidor.

Las cuentas están claras y las deformación a la vista; no se puede seguir engañando a un PUEBLO que decidió y aún tiene confianza.

El camino que en algún momento se perdió porque la ambición desbordó el fervor revolucionario: aún existe y favorablemente no se han podido borrar y están en genes que luchan entre lo que cree y lo que es, ser revolucionario.

Hay que hacer un balance; los tiempos modernos exigen un ser nuevo, el que arrastramos confundido, hay que afianzarle valores para adaptarlo al nuevo tiempo, sin que se convierta en destructor de lo poco que queda: porque estamos aquí con la misma esperanza del que ha concientizado, que PATRIA O MUERTE, VENCEREMOS Y HASTA LA VICTORIA SIEMPRE.
SIN PATRIA EN NO QUIERO VIDA.
HAZTE CONCIENCIA.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 464 veces.



Antonio Machuca

Actor y militante revolucionario

 machucamelo@cantv.net

Visite el perfil de Antonio Machuca para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio Machuca

Antonio Machuca

Más artículos de este autor