Hasta ahora "sin novedad en el frente occidental"; pero subsiste la amenaza

1.- Como dijera en su oportunidad escritor alemán Erich María Remarque, al referirse a momentos de inactividad en el frente francés cerca del fin de la Guerra Europea de l914 a l918, en nuestra frontera Occidental con Colombia existe lo que pudiéramos definir como calma, mientras subyace un mar de fondo, que el propio Presidente no ha aquerido ocultar al ratificar que luego de las maniobras que coincidieron con el Alerta Naranja de apresto operacional de nuestra Fuerza Armada Bolivariana decretado y ratificado como de fase 2, deja bien claro que la posibilidad de un Casus Belli dentro de nuestro territorio como chispa a un conflicto mayor, sigue estando en el panorama de las acciones que pudieran emprenderse en comandita entre grupos de desertores del ejército venezolano asentados en Colombia, incrementados con mercenarios internacionales pagados por el Gobierno Norteamericano, entrenados en las proximidades de Cartagena de Indias en la costa atlántica colombiana, el propio ejército regular de Colombia, algunos Marines estadounidenses de ascendencia latina para que pudieran pasar inadvertidos, probablemente con apoyo aéreo desde las bases dispersas que rodean a Venezuela en: Colombia, Panamá, Curaçao, Aruba y quizá hasta del portaviones insignia de la 4ª flota.

Entendemos que esta organización tipo "cayapa" contra Venezuela pudiera limitarse a las acciones de los mercenarios, ejército regular de Colombia y sus grupos paramilitares que actúan en la frontera con Venezuela, porque es bien sabido que el Gobierno Estadounidense y el Pentágono no quieren aparecer como agresores y tampoco quisieran presentar malas cuentas con bajas de los que ellos designan como sus valientes muchachos y en todo caso, tratarían que el peso de la agresión descansara sobre los hombros de la OTÁN, Organización del Atlántico Norte, lejísimo de nuestra Latinoamérica (Colombia) creada en el Norte de Europa con fines exclusivamente bélicos, para enfrentar primero a la Unión Soviética, luego de desaparecida aquélla, para apoyar cualquier agresión que se ocurra alrededor del mundo, de la cual Colombia inexplicablemente a miles de kilómetros de su base y comando europeo , forma parte, probablemente por presión de USA, preparando al gobierno sigüí de Juan Manuel Santos, que en mayo de 2018, ingresó formalmente, para una posible acción bélica conta Venezuela, ya que esa declaración de que tal "ingreso no tiene propósitos guerreristas" nadie puede creérsela, ya que hasta ahora la única practica que se le conozcan a la OTÁN son acciones de guerra: como en Oriente Próximo, y especialmente Libia al Norte de África, la que bombardearon inmisericordemente sin razón ni justificación, que no fuera apoderarse del petróleo de la región Noreste cerca de Bengasi, encabezada por la aviación de Estados Unidos, extrañamente único sitio conforme a su nueva conducta belicista, de esconder la mano luego de tirar las piedras, donde han desembarcado tropas, hasta concluir en el asesinato de Muamar Gadaffi, con aquella expresión inolvidable de profundo humanitarismo, como debe corresponder a una "dama de sólidas bases cristianas, metodista", quien al frente del Departamento de Estado, Hillary Clinton: con enorme fe y alegría cristiana manifestó: Vine ,Vi y está muerto Ja, Ja, Ja. con risotada y todo.

2.- No es pequeña la amenaza que parece debe confrontar Venezuela y que el Gobierno del Presidente Maduro ha venido "toreando"; entendemos que no son suposiciones paranoicas las conclusiones que deben sacarse de las constantes amenazas que lanza el Presidente Duque, que hasta irrespetó a la ONU, al atiborrar de mentiras a los asistentes a la Asamblea General con acusaciones y fotografías, en contra de Venezuela, burdamente falsas, quedando vergonzosamente al descubierto y para disimular su responsabilidad en la mentirosa y fraudulenta exposición, destituyó a su jefe de seguridad responsabilizándolo del vulgar desatino, cuando con su engaño trataba de preparar también en las Naciones Unidas, el camino para justificar cualquier agresión a Venezuela, porque supuestamente en nuestro país se les da cobijo y apoyo a grupos guerrilleros que operan desde hace mucho tiempo en territorio colombiano y que no han podido reducir en décadas y ahora pretenden que es por el supuesto apoyo que le brinda el Gobierno Venezolano, excusa a mano para intentar una agresión contra territorio venezolano preparando la bandera falsa, que justifique la escalada guerrerista obedeciendo órdenes de la Casa Blanca en beneficio del interés de ésta sobre nuestras riquezas minerales comenzando por el petróleo, el oro y algunos otros productos estratégicos, que con la conquista y ocupación militar pretendan conseguir a precio de gallina flaca, por imposición mediante el uso y abuso de sus fuerzas contra el pueblo venezolano, sí es que eventualmente consolidaran la ocupación militar, superando la segura resistencia interna del total de la población, que luchará con denuedo por conservar su independencia, y apoyada en la Milicia Bolivariana y entrenada con tal fin.

3.- Dentro de todo este parapeto guerrerista, toman especial importancia, los grupos paramilitares y la delincuencia organizada en nuestra frontera que operan tanto del lado colombiano como del venezolano, y son quienes realizan el anti venezolano contrabando tanto de alimentos subsidiados como especialmente de gasolina y kerosene (para aviones a reacción tipo Kfir) que probablemente utilizarían para mover su maquinaria de guerra contra nuestras fuerzas.

Quizá el grupo más fuerte y organizado conocido como "Los Rastrojos" encargados de la protección y traslado del autodenominado presidente de Venezuela Juan Guaidó, desde el Vigía en Venezuela, hasta entregarlo directamente a los oficiales colombianos que lo recibieron al pie del helicóptero enviado por la presidencia de la República de Colombia a Puerto Santander, por supuesto que con pleno conocimiento y anuencia de las Altas Autoridades colombianas, lo que demuestra la conchupancia entre grupos irregulares como los citados Rastrojos, organización criminal que se dedica al contrabando de gasolina y alimentos en la zona del Norte de Santander así como a la trata de personas, mujeres jóvenes para iniciarlas en la prostitución, no obstante se asegura que su actividad principal la constituye el contrabando de cocaína y esta aparente asociación gobierno colombiano al más alto nivel de autoridades con el grupo paramilitar, actuante también en San Antonio y Ureña, teniendo en consideración el importante número de miembros con que cuenta y su ubicación, representan una peligrosa 5ª Columna en la aparentemente más probable puerta de ingreso de fuerzas agresoras.

Como una digresión obligada por la calma sin novedad en la superficie, pero que pudiera preceder a movimientos de mar de fondo, aquí me veo obligado rarificar un alerta que ya he detallado en anteriores artículos, y es el tema de los combustibles, que como todos sabemos constituyen la sangre de los ejércitos modernos; en nuestro caso su contrabandos hacia Colombia, constituiría cuchillo para nuestra garganta, siendo de primerísima importancia la determinación in situ, de algo que según me han ratificado, informantes confiables (no lo he comprobado personalmente) el grueso de la extracción no se realiza en camiones cargados de tambores por trochas como se ha hecho ver, posiblemente para desviar la atención sobre el sistema que pareciera según mis informantes, ser menos riesgoso, más eficiente, sencillo y menos costoso, que consiste en bombear desde unos 300m en territorio venezolano por tuberías de PVC de 3 ó 4 pulgadas de diámetro resistentes a los combustibles, debidamente enterradas incluyendo en el cauce del río Táchira, para volverlas a la superficie ya en territorio colombiano, a estación receptora donde se carga en cisternas

4.-La masacre de Ticoporo del 27 de julio con saldo de 5 fallecidos, entre ellos una dama en Barinas. muy dentro del territorio venezolano, realizado por paramilitares colombianos y el asalto a un grupo de Guardias Nacionales que se desplazaban cerca de Puerto Ayacucho, capital del Estado Amazonas, hecho que pretendieron endilgar al ELN colombiano, pudieron haber sido uno de tantos "globos de ensayo "a manera de comprobación de la disposición de repeler un ataque, capacidad y velocidad de respuesta. Estos incidentes unidos a los constantes vuelos de espionaje que realizan aviones de reconocimiento estadounidenses de alta tecnología en nuestro espacio aéreo, hace que la calma en la superficie, no nos haga descartar posibles incrementos en las provocaciones, porque no se pueden descartar las amenazas de la Casa Blanca que alega disponer de la opción militar contra Venezuela y las constantes advertencias admonitorias sobre posible ataque al " Gobierno de Maduro" por parte de Iván Duque, para derrocar la supuesta "dictadura".



Esta nota ha sido leída aproximadamente 372 veces.



Edgar Valero Díaz

Ingeniero Agrónomo.

 edgarvalerodiaz@gmail.com

Visite el perfil de Edgar Valero Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a283327.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO