Crítica ácida

Esa "gente" no respeta ni a las madres

Pacientes, personal médico y manifestantes se vieron afectados el 11 de Octubre en Quito, por el intenso olor a gas lacrimógeno, que ese día se sintió en un sector donde se encuentran una Maternidad y un hospital. En esa zona de la capital ecuatoriana, la Policía Nacional reprimió a los manifestantes que avanzaban al centro histórico de Quito, como ha venido ocurriendo en rebelión popular.

En un video, difundido por el analista ecuatoriano Amauri Chamorro, se observa a una mujer que cierra con desesperación una ventana, al tiempo que manifiesta: "Somos madres, por favor, que nos ayuden". Luego, se muestra un pasillo del centro de salud lleno de pacientes con tapabocas, junto al personal del hospital. Víctimas del salvajismo represor desatado a raíz de la declaratoria de "estado de excepción" dispuesto por el Presidente casi saliente Lenin Moreno.

"La represión bombardea con gas lacrimógeno a una maternidad, pero culpa a las madres de respirar el humo", elocuente twitt #SOSEcuador, en el que el tuitero los ironiza. Al mismo tiempo en otra nación alterada, Colombia, se mantienen elevadísimos niveles de pobreza y desigualdad, tan altos, que no tienen comparación con otros países de la región.

La Unión Europea con gobiernos aturdidos y acobardados ante el loco magnate Trump, desde noviembre 2017 sostiene un embargo sobre el suministro de equipos que según afirman, si se le venden a Venezuela "pudieran ser utilizados para la represión interna". Insumos de seguridad que Europa no niega a otros gobiernos, sino a los que ordene Washington, amén de prohibir viajes e inmovilizarle activos a Venezuela, sancionando funcionarios, además de robarnos propiedades y ganancias petroleras en distintas partes del mundo.

El trogloditismo tiene niveles salvajes en Ecuador, donde el Ministro de la Defensa del ultraderechista renegado Lenin Moreno anunció que utilizarán la fuerza letal con todas sus consecuencias, para defender las medidas económicas, que incluyen rebaja de 20 % de sueldo, aumento de la edad para pensionarse o jubilarse, restan días de vacaciones, y alza de tarifas a servicios públicos, con un 123 % más en el diesel y otro tanto en el precio de la gasolina, incrementando las horas de trabajo diario y perjudicando la vida de toda la población ecuatoriana.

Enterado de la barbaridad contra una maternidad afectada en Quito por gases lacrimógenos policiales, recordé que en Caracas sucedió lo mismo en las guarimbas y en la Maternidad "Concepción Palacios", donde sindicaleros blanquiverdes que hoy están reclamando mejoras salariales, nunca dijeron nada en la era adecopeyana, cuando fue normal atender dos parturientas por cama, situación superada al arribo al poder socialista con Chávez y la revolución bolivariana.

Copio una pregunta hecha en internet por la gravedad de los hechos en Ecuador, el Min. Defensa afirmó "los actos criminales o de terrorismo, serán repelidos con la fuerza en sus reales términos. Nuestra Fuerza Armada, orgullosamente tiene experiencia de guerra". ¿Qué hubiesen publicado los medios internacionales si las declaraciones las hubiese hecho el Ministro de la Defensa venezolano Vladimir Padrino López?

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 530 veces.



Luis Sánchez Ibarra


Visite el perfil de Luis Sánchez Ibarra para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a283287.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO