Punto único a tratar: la retoma del poder

Convocar al chavismo a una convención nacional

Está claro para la inmensa mayoría que en Venezuela no hay el más mínimo indicio de socialismo y que la traición a la revolución bolivariana resultó todo un éxito. Ahora, la superación de este desastre solamente se puede lograr con la puesta en escena de un partido verdaderamente revolucionario de izquierda, arraigado en el tejido social y en las luchas de todo el pueblo, con la suficiente autoridad moral que sirva de instrumento orgánico para coordinar la estrategia, la tactica y el programa por la toma del poder. Y esta ausencia, quien la puede llenar es el Chavismo, no hay otra fuerza social con el potencial revolucionario hoy en Venezuela que asuma el papel de vanguardia socialista, es por eso que tanto la maduroburguesía y el imperialismo desean destruirlo.

Estamos de acuerdo en que es indispensable organizar y movilizar a los trabajadores en la lucha por los derechos económicos , pero uniéndole a estas jornadas el esfuerzo por explicar y llamar la atención sobre la opresión y la explotación capitalista que se oculta detras del salario , creando conciencia de clase para sí en los trabajadores. Hay que develar politicamente por qué los salarios son tan pequeños y nosotros tan pobres. Precisamente , detras de ese misterio reside la naturaleza de la lucha de clases en Venezuela. Hay que dejar al desnudo que con base en la relación salarial la civilización del capital levanta toda la estructura de su dominio colonial. Pero esta labor pedagógica la puede hacer sólo un partido chavista revolucionario y socialista.

El otro tema que debe abordarse es la construción del nuevo Estado Comunal. Todo el programa de lucha del pueblo trabajador en una sociedad capitalista, (y la venezolana lo es,además de subdesarrollada y dependiente ), debe tener como objetivo estratégico la toma del poder político. Los trabajadores no pueden dejarse escamotear el derecho y la obligación que tienen de construir su propio poder : El estado socialista.Pero para lograr este objetivo hace falta un partido chavista revolucionario y socialista.

Olvidar los aspetos arriba señalados implica que ningún Chavista y socialista puede hacer demagogia limitando las luchas a lo meramente reinvindicativo sin evitar sucumbir en el reformismo y, de otro lado, que por arrancarle al Estado o al capitalista un "mejor salario", se abandone la lucha esencial : la toma del poder político por los trabajadores , y se siga aplazando la edificación de la democracia participativa y protagónica.

Sobre los hombros de los trabajadores venezolanos pesa hoy un doble yugo: la explotación y el saqueo de las riquezas naturales por las transnacionales imperialistas chinas, norteamericanas y rusas. Además de la traición restauradora que lleva a cabo la maduroburguesía repartiéndo en pedazos el país a los capitalistas . Estas razones vienen a definir con claridad que el fin último de la lucha del Chavismo revolucionario y socialista, sigue siendo, la liberación nacional y la construcción del Estado Socialista.

Pero la prosecución de la lucha política se hace imposible si no se cuenta con un instrumento político que coordine y articule las acciones.Es urgente y necesario convocar a una convención nacional del Chavismo revolucionario y Socialista para debatir un único punto : El programa de la retoma del poder.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 821 veces.



Arnaldo Aguilar Dorta


Visite el perfil de Arnaldo Aguilar Dorta para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: