Mi palabra

¿Quién tiene la verdad?

"Di la verdad aunque sea amarga.

Di la verdad aún contra ti mismo."

Mahoma

El día 9 de octubre, me llegó un correo electrónico de una respetuosa lectora, dándome su opinión sobre un artículo, el cual fue publicado en esta página web APORREA (Ramírez, un falso positivo) En el mensaje se refiere sobre la responsabilidad de Rafael Ramírez, en la grave crisis, que estamos viviendo, pero además lo complementa con un cuestionamiento muy severo, contra el gobierno. Transcribo, textualmente el recado: Estimado señor Torrealba: Leo su artículo en Aporrea.org y con mucho respeto le expreso mi opinión: Se trata de una pelea entre bandas.............más nada, porque el señor Ramírez es gran culpable de la tragedia que actualmente vive Venezuela provocada por un gobierno carcomido por la corrupción y la improvisación. Este gobierno (?) es "un árbol sin hojas con el tallo seco y las raíces podridas, no dio una sola flor y mucho menos un solo fruto" Como la cuerda está ya muy tensa, golpeará muy duro al reventar, Un cordial saludo, GM.

Mi respuesta, se la hice llegar con el debido respeto, pero haciéndole ver, que no compartía su opinión, por las siguientes razones, el cual voy a tratar de ahondar en este artículo de la manera más entendible posible. En primer lugar, se puede percibir de una manera muy clara, como germinan las informaciones de la derecha en un sector muy importante de la población, a través de las matrices de opinión, el cual dejan correr para ver, si crean un estado exaltación en la mentalidad del pueblo, para provocar un estallido social; al no conseguir los resultados esperados, experimentan con nuevos métodos, bajo mediciones a través de las llamadas encuestas relámpagos.

La remitente del e-mail, muestra la misma mezquindad de los más destacados dirigentes de la oposición, a la hora de examinar los resultados del gobierno; mete en el mismo saco, tanto al gobierno, como a la oposición; una táctica muy utilizada por John Foster Dulles, el secretario de estado, del presidente estadounidense, Dwight D. Eisenhower, entre 1953 y 1959, para justificar su férrea oposición a cualquier movimiento comunista. La expedidora del correo, no reconoce los esfuerzos del gobierno, en los 18 años de lucha intensa, contra los enemigos de la patria, el cual han hecho todo lo posible para echar por tierra, todos los proyectos, y mecanismos puestos en práctica, para enfrentar una guerra económica, que por muchos intentos por negarla, es imposible esconder, sobre todo en los últimos años, al tomar el poder, el pistolero Donald Trump, el auténtico representante del gran capital. Ningún gobierno, ha puesto tanto empeño en favor de los desposeídos, pero a la vez, ningún mandatario –Nicolás Maduro– ha experimentado en carne propia, una indetenible avalancha de enemigos, apoyados abiertamente por el gobierno de los Estados Unidos, y un grupo de títeres, sin ninguna moral, y dignidad, y para agregarle más peligrosidad al incesante bombardeo, ahora aparecen unos descarados, "identificándose" chavistas, encabezados por Rafael Ramírez, arremetiendo contra el Presidente, haciendo el dúo con Julio Borges, en las mismas condiciones: huyendo de la justicia.

Estos opositores, se vienen aprovechando de cualquier circunstancia para confundir al pueblo, porque la situación económica es bastante delicada, y precisamente golpea con más fuerza a los de abajo–sobre todo a los obreros– pero precisamente en ese sector, es donde empieza a verse más claridad a la hora de juzgar la conducción del Presidente Nicolás Maduro. Esta apreciación se puede comprobar en conversaciones desatadas en barriadas populares. Recientemente le preguntaron a un señor: ¿Cómo estás? La respuesta, fue rápida, contundente, parece establecida en la manera de pensar de esta persona: ¿Cómo voy a estar? ¡En guerra! Antes una nueva pregunta: ¿Cómo es eso? buscando una aclaratoria; respondió con mayor profundidad: "La oposición lo ha planteado de esa manera, buscando rendir al pueblo de hambre, y eso, lo han hecho en otros países, y los que han salido adelante, es cuando el pueblo toma conciencia".

¿Quién tiene la verdad? Esto parece algo relativo, porque en medio de las contradicciones, cada quien, cree tener la razón, y sino que le pregunten a Rafael Ramírez; sumamente cuestionado, y señalado en casos de corrupción, pero el señor, escribe, como si cargara la verdad absoluta guardada en un portafolio. Sin embargo, son los hechos los que nos van presentando las verdades, aun, cuando se busque cualquier subterfugio para negarlas. Esa es la razón, por la cual el dramaturgo Bertolt Brecht, nos dejó un pensamiento para luchar por la verdad, cueste lo que cueste: "El que no conoce la verdad es simplemente un ignorante. Pero el que la conoce y la llama mentira, ¡ese es un criminal!...".



Esta nota ha sido leída aproximadamente 550 veces.



Narciso Torrealba


Visite el perfil de Narciso Torrealba para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Narciso Torrealba

Narciso Torrealba

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a270572.htmlCd0NV CAC = Y co = US