Para el Debate

Profundicemos la Revolución Bolivariana

Las cosas han estado saliendo bien, el pueblo venezolano ha derrotado la intentona golpista del fracasado paro, pero hoy seguimos pagando las consecuencias de los saboteos: colas en las gasolineras, desabastecimiento, especulación, entre otras, sin embargo el proceso bolivariano se ha enmarcado definitivamente en el camino correcto, “la profundización de la Revolución”, discurso y práctica que se venia fraguando desde los movimientos populares y autónomos, las condiciones objetivas fueron propicias para demostrar que esta es la salida revolucionaria a la crisis que atravesamos como sociedad. El Comandante Hugo Chávez ha correspondido con los debates y propuestas populares y ha declarado este año para la profundización del proceso y de esta forma ha subrayado la necesidad de crear poder desde los pobres, lo que llamaríamos poder popular, que solo así lograríamos resolver muchos de los problemas de la actual crisis.

Vuelven a juntarse así las condiciones subjetivas y objetivas brindando la oportunidad para de una vez por todas Profundizar la Revolución Bolivariana y así crear verdaderos espacios para el ejercicio del mandato popular, al igual que para generar alternativas económicas anticapitalistas, entendiendo que de este cuadro se desprenden múltiples tareas, de organización, de formación, de comunicación, de articulación, unidad revolucionaria y así unas cuantas mas, que nos garantizarían la defensa y la profundización de la revolución, siempre y cuando sean dirigidas hacia el fortalecimiento de la democracia participativa y protagónica donde quepamos todos y todas y no hacia beneficios individuales y autoritarios que solo conducen al fortalecimiento de cúpulas antidemocráticas que solo trabajan en su beneficio.

Desde esa situación, el Movimiento Revolucionario Solidaridad redobla sus esfuerzos hacia la necesidad inmediata de nuevos actores sociales, crecidos y formados desde los valores colectivos de emancipación, rebelión y autonomía, que logren practicar y ejecutar el ejercicio del mandato popular mediante la puesta en marcha de los programas y leyes que estimulan la acumulación y construcción de poder popular. Los Consejos Locales de Planificación, el Decreto de Tierras Urbanas, son esenciales instrumentos para el acercamiento entre el mandato popular PODER POPULAR y el estado y sus instituciones. La importancia de esta articulación, siempre y cuando sea efectiva, radica en la creación de un nuevo modelo de gestión pública, una nueva institucionalidad adaptada a las dinámicas que hoy marca el pueblo en su proyecto emancipatorio “La Revolución Bolivariana” y a su vez fortalecer el poder de la revolución bolivariana para enfrentar los ataques sistemáticos de los poderes económicos trasnacionales. Es simple, se trata de cumplir con una tarea revolucionaria para estos tiempos “el poder popular” y el “poder constituido”(estado, instituciones, FA) articulados, entendidos bajo unos mismos códigos, por ejemplo: La necesaria unión cívico-militar, nuevas formas de entendimiento entre los militares y el pueblo revolucionario que responda a los intereses del proceso revolucionario, como lo han demostrado los últimos meses, que sin ningún decreto unitario y en la práctica se encontraron militares y pueblo revolucionario para librar una batalla por la patria. Hoy creemos que las Fuerzas Armadas del país tienen un compromiso al lado del pueblo, que sus tiempos de desunión con los sectores oprimidos han ido caducando y siendo sustituido por una posición patriota, contra las intenciones colonialistas de los poderes transnacionales y a favor de la democracia participativa y bolivariana.

Por otro lado, la oposición derrotada no abandona sus planes conspirativos, pero ahora con una derrota en su cuenta, diría el presidente “con un ponche acumulado”, a demás con una situación interna marcada por la división entre sectores de poder oligárquico, ahora independientemente de quien triunfe en la batalla interna de la oposición, diría el comandante Chávez “la Revolución Bolivariana va al ataque”, ahora nos toca a nosotros llevar la ofensiva, y el ingrediente fundamental de la ofensiva es y así tiene que seguir siendo la construcción del Poder Popular, el avance de las fuerzas revolucionarias contra la oligarquía, la corrupción y la burocracia, en la búsqueda permanente de la práctica concreta de la democracia participativa y protagónica, hacia la construcción de un nuevo proyecto civilizatorio anticapitalista, solidario, libertario y justo

Tenemos por delante un futuro de lucha por la construcción de una nueva sociedad, por una nueva patria, donde es necesario la unidad de todas y todos los revolucionarios enmarcados en los valores colectivos de emancipación y rebelión reflejados en una nueva cultura política, que destruya los valores de la vieja cultura política que atentan contra los sueños y esperanzas de un pueblo que ha decidido caminar colectivamente hacia un modelo civilizatorio donde quepamos todos y todas.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3073 veces.



Jesús Silva - Movimiento Revolucionario Solidaridad

Doctor en Derecho Constitucional. Abogado penalista. Escritor marxista. Profesor de estudios políticos e internacionales en UCV. http://jesusmanuelsilva.blogspot.com

 jesussilva2001@gmail.com      @Jesus_Silva_R

Visite el perfil de Jesús Silva R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas