Evitar costos, que actúan como daga de Damocle sobre las economías Latinoamericana y El Caribe

El desarrollo de los países progresistas en Latinoamérica y El Caribe, tienen que estar fundamentados, en el incremento de la eficiencia humana. Que permitan lograr, el mayor nivel de felicidades. Para eso, los elementos comunes tienen que ser preservados, a objeto de asegurar la existencia. Y las diferencias, investigarlas, para extraer de ellas lo común. Para que en sentido general, las diferencias remanentes sean tan insignificantes, al compararlas con lo específico. Incluyendo en lo común: amor a la patria grande, el aire, agua, biodiversidad, alimentos, salud u otros. Y las diferencias, pueden enfocarse según el tipo de enfoque que se practican.

Muchas personas de otros países « incluso, de un mismo continente» con cargos de relevancias, mediante un enfoque directo; de publicaciones e informaciones, que otros ponen a disposición, emiten criterios sobre otros países, sin medir las consecuencias de las ligerezas. Si tienen una necesidad política para opinar, es conveniente manejar informaciones, producto de un enfoque indirecto. Enviar a una persona capacitada al sitio de los acontecimientos, para que integren al entorno, actores y opositores, para describir los hechos, tal cual, como acontecen.

Si se maneja un enfoque directo, se corre el riesgo de involucrarse. Porque de acuerdo a la parcialidad política, al confrontarse con el opositor u actor, uno de ellos normalmente pertenece al círculo en que se desenvuelve. Y sobran, los que suministran informaciones manipuladas, con el pretexto de ser una fuente confiable. Y muchas veces, permitiendo publicaciones de acontecimientos pasados, como si fuese del presente y vinculados, a un lugar, considerados como detalles insignificantes, que marcan la diferencias, con intenciones de actos aventureros.

Con un enfoque indirecto, no solo involucra el opositor, al actor y el entorno, sino también, ademanes, gestos y variables externas muy sutiles, que se puede captar y consultarlos con un experto, para lograr identificarlos. No es exagerado pensar, que un enfoque indirecto, es más eficiente. Cuando son muchas las informaciones, que se manipulan, por el enfoque directo, que está vinculada con la individualidad; que no está dispuesto a compartir los intereses y ni aceptar un punto de vistas común, exacerbando las diferencias.

En Venezuela, las próximas elecciones legislativa, está impactada por una gran efervescencia política, por el desconocimientos de los resultados. Lleva a inferir, que existe una masa electoral dividida en los dos enfoques: directo e indirecto, sobre la realidad del país. Como se afirma, sobre la eficiencia de la indirecta, lo cual identifica a la mayoría del pueblo venezolanos. Es menester ir a la contienda, con un claro diagnóstico, de lo que va acontecer en las venideras elecciones políticas. Donde se incluyan actores y opositores, en concordancia con un entorno en equilibrio.

Las estrategias más significativas, que también pueden desarrollar los países Latinoamericanos y del Caribe es cultivar los factores comunes, con la finalidad de lograr la ansiada seguridad social, mediante un enfoque indirecto. Y desarrollar áreas tecnológicas compartidas y Centros de Investigaciones, con la finalidad de obtener ventajas de la complementariedad en las diferentes adquisiciones de materia prima, repuestos, equipos y propiedad intelectual. Que muchas veces los costos, actúan sobre la economía, como la daga de Damocles; dentro de la individualidad.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 930 veces.



Basilio Lezama


Visite el perfil de Basilio Lezama para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: