Pildoritas 89 (año VIII)

Ojalá y me equivoque

Apenas quedan un poco más de 90 días para la nueva cita electoral y no hay que ser pitonisos ni adivinos para vislumbrar lo que viene para el país, hasta que ese día llegue por parte de una oposición que para nada va a desaprovechar su enorme poder mediático, el apoyo financiero gringo, de la godarria mayamera y las estrategias provenientes de una guerra declarada y descarada por parte del ex de Colombia Uribe Vélez máximo jefe de todas las mafias que en estos momentos pujan por imponer su ley, sobre todo en la frontera con nuestro país y que ven en las elecciones del 06 de diciembre una oportunidad paralela a sus acciones de terror alimentario y asesino, para por esa vía hacerse del poder y activar sus planes frustrados hace 17 años con la llegada de la Revolución de manos del Comandante eterno.

Veremos con toda seguridad el incremento de acciones violentas, ya han comenzado con la quema de las unidades de transporte en el Zulia y la continuidad de asesinatos selectivos por parte de sicarios.

El silencio cómplice de la llamada MUD para condenar acciones desde todo punto de vista terroristas les muestra como en realidad son, su solidaridad con el bandidaje que opera prácticamente en todo el país para violar los derechos de los venezolanos en la adquisición de bienes, sobre todo alimentos, medicamentos, útiles de aseo personal y de vestir y que ya no cabe duda que ha sido considerado un aliado, que según sus planes, por estar minando la capacidad de defensa de la revolución, les va a producir dividendos en el campo electoral y es la razón por la cual se han puesto de su lado, esperanzados en lograr una reacción violenta por parte de la gente y que aquí se repitan hechos como el de Chile que dieron al traste con una esperanza y un camino para el pueblo.

Lamentablemente la plaga instalada en la patria, ha penetrado e infiltrado cual caballos de Troya muchas de nuestras instituciones, algunos delincuentes sin conciencia que se han prestado para desde dentro corroer la administración pública, han caído haciendo de las suyas en misiones sociales sobre todo relacionadas con la alimentación y la vivienda y ello ha sido posible, hay que aceptarlo por negligencia o ineficiencia de quienes pudieron evitarlo.

¿Por qué, por ejemplo, se ha permitido que beneficiarios de la Misión Vivienda que habría que preguntarse cómo lo hicieron y que obtuvieron una vivienda, la han puesto en venta?; ¿de quién es la culpa?; ¿Cómo es eso de que le han sido entregadas viviendas a delincuentes con prontuario, incluso a paramilitares que han convertido los urbanismos en bases de todo tipo de crímenes?

Una de las acciones del gobierno ha sido iniciar un censo en todos los urbanismos de la Misión, lo cual a mi entender es innecesario, suponiendo que en el sistema de la misión debe existir una base de datos que solo habría que cruzar con la que debe existir en dichos urbanismos y así verificar si quien habita en cada vivienda es la familia a la que se le entregó, o no, de esa manera se evitan gastos administrativos, se logra el objetivo en menos tiempo y se ahorra dinero.

Ahora bien se ha afirmado que hay quienes han vendido los inmuebles y hay que pensar que de ser cierto habrá sido por vía privada, ya que sería inconcebible por vía notarial o de Registro, pues es imposible suponer que no se haya previsto dentro del documento una clausula, no solo que lo prohíba sino que lo penalice.

Se entiende que por esa vía habrá muchos indeseables que se habrán colado en los urbanismos y es la razón por la cual el gobierno ha tenido, entre otras cosas por imprevisión, que enfrentar situaciones como la del caso Robert Serra cuyo asesino material vivía en un urbanismo de la Misión Vivienda para solo mencionar lo que los medios han informado y por supuesto inferir que debe ser una caso de muchos.-

Estas situaciones irregulares, como hemos podido comprobar son estrategias impulsadas por la derecha apátrida de este país, a la cual para nada le importan las consecuencias siempre nefastas, que resultan de el establecimiento de planes conjuntos con mafias criminales, como ha quedado comprobado, con el caso de la que descuartizó a la militante de un partido de esa derecha.

En fin el mal siempre las tiene más fácil en sus afanes de destruir y sembrar terror, porque lo hacen a la sombra de la protección, a veces de funcionarios que venden su conciencia y con la protección política y mediática, que ya prácticamente actúa de manera explícita y descarada, no solo a nivel nacional sino internacional, lo cual ha quedado ratificado con el tratamiento que se le ha dado a una medida absolutamente necesaria como es la tomada en nuestra frontera, que, permítaseme afirmar, va tener efectividad mientras dure, pero que con toda seguridad va a arreciar en cuanto a todas sus aberraciones cuando cese. Eso escríbanlo y hablamos después. Ojala y me equivoque….



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1379 veces.



Saúl Molina


Visite el perfil de Saúl Molina para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: