Noticia sin importancia: "murieron ocho ancianos quemados"

El escaso despliegue mediático de este horroroso hecho, hace contraste con otros sucesos de poca data y pensamos que esto sucede por dos razones que lo explican:

1.-Eran "viejos" depositados por sus familiares en un geriátrico privado y no conviene escandalizar, para que no salgan a la luz pública las condiciones en las cuales están cientos de esos centros de atención, que simplemente funcionan como negocios a lo largo y ancho del país.

2.- Está ubicado este geriátrico en Chacao, Municipio donde a un Alcalde de apellido "Muchacho" y dirigente de la oposición, no le conviene que su imagen política pueda ser manchada con noticias de este tipo.

"Amarrados tenían a abuelitos del geriátrico incendiado"

"Cerca de las siete de la noche del domingo, 23 de agosto, los vecinos de El Pedregal sintieron un bajón de luz. Nada extraordinario. Unos minutos más tarde, el aire se inundó de hedor a cable quemado. Luego vieron la candela. Lenguas de fuego salían del geriátrico Chivacoa, ubicado en la avenida Mohedano, de Chacao. Un grupo de ocho personas corrió hacia la casa a ver qué podía hacer. Todas las puertas de la quinta estaban cerradas. Tuvieron que saltar la reja y romper una ventana para poder empezar a sacar a los ancianos.". ¿Se imagina el lector cuantos de los 43 ancianos habrían muertos si el hecho hubiera ocurrido en horas de la madrugada?

"Entramos como pudimos. Pero se escuchaban los gritos. Los sacábamos como podíamos. Algunos estaban amarrados con sábanas a sus sillas. Otros estaban tan sedados que ni se dieron cuenta de lo que pasaba. Había tanto calor que el techo colapsó. Con una manguera a presión que nos dieron del edificio de al lado le echamos agua. Vimos a los calcinados, que se quedaron con su postura".

¿Ustedes se imaginan que diría la gente si se enteran que estos viejitos no pudieron salir y ponerse a salvo, porque estaban amarrados y sin ningún tipo de vigilancia?.

De acuerdo con los cálculos de los testigos, el incendio duró menos de 20 minutos. Los bomberos y Protección Civil llegaron cuando ya la tragedia se había consumado: ocho personas fallecidas, de las cuales tres murieron calcinadas y cinco asfixiadas. La lista de quienes perdieron la vida: Yolanda Laya (75), María Alarcón (61), María García (74), María Méndez (46), Luisa García (72), Marlene Losada (66), Adelaida Ávila (55) y Nieves García (60).

"La mayoría de los 43 ancianos que vivían en el geriátrico privado tenían enfermedades mentales. Los vecinos aseguraron que con frecuencia se escuchaban gritos y golpes. En noviembre del año pasado ya había ocurrido un incidente similar, pero no había tenido mayores consecuencias".

¿Recuerdan queridos lectores el escandalo periodístico cuando la actriz Mónica Spear y su esposo fueron asesinados en una carretera del interior del país?.

Pienso que éste hecho debe tener las consecuencias del caso y debe servir para que nuestra población tome conciencia de los valores que los animan en relación a como están atendiendo y cuidando a sus Adultos Mayores. Una Sociedad que tiene poca estima por sus ancianos y no preserva el legado de los mayores, está sufriendo una crisis moral irreversible que la llevará a la extinción.

P.D.: De acuerdo con versiones preliminares, en el geriátrico Chivacoa no había personal suficiente. Para la noche del incendio, solo estaban en las instalaciones la encargada de la cocina y un enfermero que estaba llegando justo cuando se prendió el fuego. De nuevo, los vecinos se mostraron molestos ante la indolencia, pero de alguna forma confiando en la justicia divina.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1983 veces.



Juan Veroes


Visite el perfil de Juan Veroes para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a212858.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO