Socialdemocracia: patíbulo antisocialista

La socialdemocracia es la última válvula de seguridad del capitalismo, ella ha derrotado a numerosos movimientos revolucionarios. Estudiarla, conocer su "modus operandi", es imprescindible para el éxito revolucionario.

El "modus operandi" es el mismo desde hace siglos: siempre que aparece una posibilidad revolucionaria emerge la socialdemocracia con su traje de sensatez, de equilibrio, de “todos somos iguales”, de “no podremos avanzar sin la ayuda de los burgueses”, de “no tocar la hegemonía de la propiedad capitalista”. La socialdemocracia opera desde dentro de la dirección de las revoluciones, las extravía, las castra. No puede haber Revolución sin la derrota previa de la socialdemocracia. Si revisamos la historia encontraremos, siempre, este enfrentamiento decisivo. Veamos.

La Revolución Soviética fue posible porque Lenin derrotó a la socialdemocracia de Kerensky. En aquella oportunidad le dijeron de todo, desde extremista hasta agente alemán, por momentos se quedó solo, aun en su mismo partido fue incomprendido, siempre estuvo en “estado general de sospecha”. Kerensky planteaba la alianza con la burguesía para elevar las fuerzas productivas. “Rusia está muy atrasada”, alegaban. Tenían miedo de no poder avanzar sin los burgueses. Y ésta es la primera característica de la socialdemocracia.

La Revolución Cubana, desde su inicio, surge en franca batalla contra la socialdemocracia: primero, en la etapa de la democracia burguesa, Fidel se enfrenta a los derechistas del partido ortodoxo que no querían avanzar. Después, cuando se empeña en la lucha armada, en irse a las guerrillas, fue calificado de loco, aventurero, voluntarista y, por supuesto, de extremista. Luego Fidel fue culpado de la caída del socialdemócrata Prío, decían que por extremista, por divisionista, había provocado el golpe de Estado. Después, ya en el poder, la corriente socialdemócrata fue derrotada rápidamente cada vez que se presentó.

El Che escribe en su diario en Bolivia que el 26 de Julio fue una rebelión contra los dogmas y las oligarquías. Podríamos añadir: y contra la socialdemocracia encargada de disuadir la revolución en aquella isla. Decían “estamos muy cerca del imperio”, “aquí no prospera el Socialismo”, “este pueblo no está preparado”, “es bueno el Socialismo, nosotros somos socialistas, pero hay que ir poco a poco, esperar las condiciones”. Y ésta es otra característica de la socialdemocracia.

El 23 de Enero del 58, es historia muy sabida, la socialdemocracia supo birlar aquella posibilidad revolucionaria: eugenio mendoza, la burguesía en persona, formó parte de la Junta de Gobierno, y Fabricio, el revolucionario, el Presidente de la Junta Patriótica, fue marginado de todo gobierno. Triunfó la socialdemocracia. Y dice Fabricio, a manera autocritica y creadora, que el 23 de Enero sólo hubo un cambio de hombres. Así encontramos otra característica de la socialdemocracia: propugna un cambio de hombres para que todo siga igual, para que el capitalismo continúe.

Con Allende el “modus operandi” es diferente. Allá la socialdemocracia debilitó de tal forma al gobierno que éste sucumbe frente al golpe fascista. Y así aparece otra particularidad de la socialdemocracia: debilita a los gobiernos revolucionarios y permite la acción fascista.

Sería cándido pensar que este proceso no sufre los embates de la socialdemocracia, ahora están usando su mejor arma: discurso encendido Socialista y práctica descaradamente capitalista. Mientras tanto, en el plano teórico disfrazan al capitalismo, encontraron en China, en Rusia, en Brasil un "capitalismo bueno", "con rostro humano" (¡ay! Chávez, tus hijos no aprenden), tan bueno o mejor que el Socialismo, y sobre ese contrabando construyen la traición y el patíbulo del Socialismo.

El deber de los revolucionarios es enfrentar a la socialdemocracia, desenmascarar su oportunismo y su ideología.

www.elaradoyelmar.blogspot.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2256 veces.



Toby Valderrama


Visite el perfil de Toby Valderrama para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: