Trincheras de Ideas

Los 11 del patíbulo o el otro yo del fascismo criollo

Aunque no lo digan los siniestros 11 representantes de la MUD que asistieron finalmente al llamado de paz que reiterada y machaconamente ha venido haciendo el presidente Maduro todos estos meses, en un gesto insólito celebrado por todo el país se presentaron en Miraflores portando en sus alforjas altísimas dosis de veneno, mentiras y atroz miseria humana representando una posición política que gobernó al país durante 40 años, de absoluta decadencia y atraso, un verdadero parque jurásico donde el boomerang de presentar el debate en cadena de TV para producir un tsunami político en el país, al decir jaquetón y provocador de Capriletti antes de la reunión, se les devolvió y quedaron desnudos ante la nación.

¿Por qué aceptó la anacrónica MUD y sus 11 patibularios representantes ir a la reunión que estuvieron rechazando durante dos meses consecutivos pese a haber comenzado las Mesas de Paz?

¿No les quedaba más remedio porque la evidente derrota política, militar y policial por parte del Gobierno del golpe suave los arrinconó y el país rechazaba la violencia y arrinconaba las guarimbas asesinas?

¿Porque estaban demasiados comprometidos con el golpe de indiscutible factura yanqui y esperaban el triunfo de los paramilitares colombianos que dirigían las acciones militares o un levantamiento militar con supuestos 60 oficiales que contactó Julio Borges según reveló en su conversación con la asesina de Patricio Poleo denunciada por el portal La Iguana, y su futuro político estaba en riesgo?

¿Por la captura de Leopoldo López, Escarano, el alcalde Ceballos de San Cristóbal, de mercenarios y criminales terroristas guyaneses, árabes, colombianos, chinos, policías del Sebín implicados en asesinatos, policías asesinos de Chacao y la virtual cana de la terrorista y asesina María Malinche Machado?

¿Sería porque los jóvenes de Javú, Manos Blancas, los terroristas del grupúsculo voluntad impopular y otros han recibido su fuerte ración de golpes políticos y militares a sus estructuras organizativas pese a que los dirigentes universitarios fascistas de la UCV quieren llevar a esa decadente casa de estudios al extremo de la violencia, del crimen, de la pérdidas total del año escolar a 50 mil estudiantes que no comparten tan bárbaros procedimientos con el apoyo de la no menos fascista Rectora, del Consejo Universitario?

Muchas serían las preguntas y otras tantas las razones que se pueden hacer en el análisis político para interpretar las razones por las que ese grupo de ultra derechistas aceptaron reunirse con el Presidente Maduro y el Estado Mayor de la Revolución más un conjunto de invitados de lujo y prestigio como José Vicente Rangel.

No hay dudas que el gran ganador político de esa reunión fue el presidente Nicolás Maduro. Su persistente lucha por la Paz de Venezuela, defendiendo los intereses supremos de la Patria y del Pueblo con el apoyo indiscutido de todo el gobierno, el Psuv, el Polo Patriótico, el pueblo bolivariano y chavista organizado en las calles. Por supuesto la lucha por la Paz no comenzó en esa reunión, al contrario ya tiene más de un mes con las Mesas de Paz Económica, las Mesas de Paz regionales, lo que faltaba era el componente político de una MUD que está siendo chantajeada y amenazados de muerte muchos de sus dirigentes por los terroristas venidos de Colombia y los del grupúsculo de voluntad impopular.

Como dije esa aceptación por parte de la MUD de asistir a la convocatoria a la Mesa de Diálogo por la Paz estaba presionada por la derrota de las guarimbas y el terrorismo y una posible y cierta debacle política total, pero también por las amenazas de muerte que se ciernen sobre muchos de ellos como lo denunció el Presidente Maduro ¿de nuevo la ruleta rusa que pusieron en práctica el 11 de abril de 2002 con los francotiradores que mataron activistas del chavismo y de la derecha, además no ordenaron asesinar a Leopoldo López? por parte de los grupos más recalcitrantes de la derecha. Pagan probablemente así su gravísimo error anti nacional de permitir o aceptar esa alianza contra natura de grupos de la oligarquía política con el paramilitarismo colombiano, con el uribismo y su jefe el expresidente narcoparamilitar Alvaro Uribe, con la excrecencia del criminal paramilitarismo colombiano, hoy mercenarios que pretende cecesionar los estados Táchira, Mérida, Trujillo, Zulia,. Todo como parten del plan golpista organizado por el gobierno norteamericano. La actitud anti venezolana de la MUD y otras expresiones de la extrema derecha la comienzan a pagar, el Frankestein que crearon ahora se les fue de las manos y tenemos grupos de terroristas armados asesinando y haciendo daño que deben ser reducidos por la fuerza de la violencia del Estado, es decir, el Gobierno y el Ejército tiene que garantizar la paz de la República.

A Miraflores llegaron los 11 del patíbulo, de eso no cabe la menor duda, más allá del lenguaje altisonante o de los discursos catastróficos de un verdadero parque jurásico, incluso intervenciones que dieron asco como por ejemplo las de los diputados Julio Borges que ratificó la continuación de las guarimbas terroristas para presionar al gobierno como cínicamente dijo o la del converso diputado Andrés Velásquez de lo que queda de la Causa R quién hizo, entre otras estupideces, la solicitud de excarcelación de los asesinos del Fiscal Danilo Anderson, los hermanos Guevara, de Simonovich y Forero y un discurso lamentable, insoportable.

Pero la idea es que el chavismo reconoce la existencia de un sector minoritario de la sociedad, altamente evidenciado en estos dos meses de irracional violencia, de las guarimbas en sus zonas residenciales exquisitas y marchas que se redujeron a sectores muy específicos de la clase media, que viven en el país y forman parte de la población, que se creen superiores al resto de los compatriotas, pero son venezolanos aunque un importante sector de esa clase media de origen extranjero no ve a Venezuela como una patria sino como un negocio, a ellos debe llegar también los beneficios del Plan de la Patria y hacer entender a su liderazgo y a ella misma que es preciso vivir en lo que el presidente ha llamado la Coexistencia Pacífica, eso conviene a todos.

¿Se sostendrá el diálogo?

Amanecerá y veremos. Apostamos a que sí, pero



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1397 veces.



Humberto Gómez García

Director de la revista Caracola. Pertenece al Movimiento de Medios Alternativos y Comunitarios (MoMAC). revistacaracola.com.ve

 humbertocaracola@gmail.com      @hgcaracola

Visite el perfil de Humberto Gómez García para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: