Recordando a Mario Silva y su Hojilla

¿Mario: qué es de tu vida? Sigues en Venezuela o ya partiste para
Marte o estás en lista de espera. Por tu vesícula no te pregunto,
porque esa leí que se la llevó el 2013. Es decir que quedaste
invesiculado y con una Hojilla apagada como cualquier producto
venezolano de escasa producción o, como un contrabando para pocos.
¡Qué de vainas, amigo, Mario Silva! Se dice y no se cree, pero, ahí
vamos como ciegos sin garrote con un derroche de alegría y, el que no
se puso en los dos últimos meses del año pasado en un electrodoméstico
el año nuevo lo agarró en tiniebla hogareña, pero con billete.

Cuántas cosas por comentar y otras que criticar y, muy pocas que
alabar, al no ser del triunfo del pasado 8-D, en que la oposición a
decir de ellos ganaron, porque acá todo es como ellos digan con
mentiras como verdades y con una ilógica que traspasa umbrales
políticos fantásticos que sólo ellos saben razonar con una variante
que dan ganas de vomitar por decir lo menos y, Julio Borges en
particular vive atascado con sus cálculos numéricos en que la
diferencia para él es sumando y, esos son los grandes políticos que
tiene la oposición que quieren hacer labor de Patria –¡ah, Mario- ni
la puerca de la burla tuerce el rabo!

Mario, te has fijado últimamente en el caradurismo de Ledezma, el
carajo se cree que viene de convivir y actuar con Alicia en el país de
las maravillas agarrado del sostén político de su dos pajes de
consejeros como son, Ramos Allup y Guillermo Aveledo (qué par)
en su cielo raso de una Venezuela oblicua y, los vapores
que emanan de su poceta mental y sentimental se queda pendeja. Él
olvidó sin mucha sapiencia todas sus tracalerías y ruindades como
violador de los derechos humanos como perseguidor de ciudadanos y
estudiantes allá en su 4-R, eso no ocurrió, son gajes fantasmales de
los chavistas y tiene el cinismo como tupé de alcalde metropolitano de
pedir respeto y reconocimiento a sus actos de golpismo en que han
estado complicados varios de ellos y, además, no reconoce al
presidente Maduro como tal no, sino como un “señor” despectivamente
que viene de la clase obrera.

Se nos fue Chávez y el desastre económico con Cadivi al frente con los
empresarios de maletín fue un sueño y, la guerra económica todavía
mantiene al país en ascuas, lo que subió, subió y sigue subiendo,
aunque el Gobierno diga lo contrario y, lo que quedaron de devolver
por sobreprecio sigue igual no devuelven nada (tiene que salir en
gaceta oficial) y, los personeros del gobierno que andan tras de esos
atropellos de inflación, remarcado y usura, por más que hagan y digan,
días después sigue la cosa igual o peor. Te cuento que en Margarita
tenemos “Sigo” que está en un baja y sube y nadie le cae, se dice que
está en las buenas con el Gobierno y consigue dólares preferenciales y
después vende como quieren como si fueran orbitales. Allí los precios
están inflados y las “delicateses” imposibles de adquirir. Ése es uno
en particular del montón de todos los que especulan en la Isla.

¿Entonces, Mario Silva, te vas para Nueva York o, te quedas en
Venezuela? Porque algo útil y bueno tienes que hacer, pero no para ti,
ya que eso no es socialismo, sino individualismo o egoísmo. Y, otra
cosa, la viveza no es lo nuestro, sino el compartir. Recuerda la frase
del mexicano Benito Juárez. No la olvides

Este servidor en particular, te desea buena suerte y que todas las
acciones que emprendas en favor de los demás y de la revolución tengan
futuro y que logres sana convivencia al lado de tus seres amados y,
que la critica que tengas que hacer contra unos y contra otros, sea
por el camino recto de la ética y la honestidad como principios que no
estén entredicho y, lo que sea, tiene que ser, duélale a quien le
duela que esa debe ser nuestra convicción moral. Que otros mueran de
desengaño, que tenemos enchufados por demás y, el presidente Maduro
como que está distraído o más presto a la paz del silencio.

Bueno Mario, cumplo con los amigos, aunque nuestras manos no se hayan
unido, seguimos unidos y para finalizar te digo que, sigo sin
entender, el porqué de ese ascenso a capitán que le dieron a Diosdado,
¿será qué Diosdado hace milagros? Y sí es así que no se le ocurra
hacer el milagro de los…

Seguimos con Chávez. ¡Chávez vive! Y, Maduro en el poder. ¡Suerte!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3317 veces.



Esteban Rojas


Visite el perfil de Esteban Rojas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Esteban Rojas

Esteban Rojas

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a179400.htmlCd0NV CAC = Y co = US