Reafirmación del sentido Afrorevolucionario

**** Con todas las limitaciones e incomprensiones, es en estos países progresistas donde los afro han logrado mayores beneficios sociales e institucionales, pero que quede entendido que no ha sido regalado sino peleado

Culminó el Foro de Sao Paulo, espacio de reflexión que ha servido para contextualizar las luchas sociales y sus nuevos sujetos a partir de la década de los noventa del siglo pasado con la caída de los paradigmas de la ortodoxia izquierdista y el catecismo neoliberal expresado en el consenso de Washington.


Este espacio político continental, iniciado en el año 1990 en la segunda ciudad industrial más poblada de América del sur, Sao Paulo, Brasil, se propuso construir una nueva agenda sociopolítica inclusiva de los sectores menos favorecidos después del fracaso de la lucha armada de los sesenta y setenta, así como la caída de las dictaduras militares del cono sur y el desvelamiento de la falsa democracia representativa. Los movimientos sociales de ese entonces, liderizados por el Partido de los Trabajadores, supieron captar las nuevas sensibilidades y aspiraciones de casi 500 millones de habitantes que habían sido sometidos a los dictámenes de los catorce mandamientos del Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial, Banco Interamericano de Desarrollo, creando la llamada década perdida de los años ochenta con la implementación de los ajuste estructurales al costo de un alto precio de sacrificio social, entrega de los recursos estratégicos de nuestros países y nuestras respectiva soberanías.

En ese contexto se pretendía imponer el Área Libre de Comercio (ALCA), creada por el gobierno de Bill Clinton y proseguida por George Bush desde el Pentágono estadounidense. Es así como se inicia una ruptura contra la “cadena del miedo” impuesta por la llamada “mano invisible del mercado” y la calle seria el canal para que miles de indígenas y afrodescendientes sin echar un disparo depusieran gobiernos títeres como sucedió en Bolivia y Ecuador, pero al mismo tiempo contribuirían con sus votos a colocar en el gobierno a representantes surgido al calor de estas nuevas prácticas políticas Hugo Chávez Frias, Lula Da Silva, Evo Morales, Correa, Daniel Ortega y mas tarde Pepe, Mujica, Celaya, Fernando Lugo, Néstor Kirchner, representarían esos nuevo liderazgos que rechazarían, cada quien en sus perspectivas, la concepción del modelo neoliberal y su expresión democrática representativa de cuatro décadas (1960-2000) para dar inicio a nuevo modelos económicos, sociales y de participación con inclusión y sobre todo etnocomprensión.

Desmomificación afrodescendiente


Los africanos y sus descendientes, como hemos reafirmado varias veces, no han dejado de participar contra toda forma de dependencia, humillación y coloniaje desde que fueron secuestrados de África subsahariana para ser convertidos en esclavizados en las Américas y el Caribe. Basta solo con revisar la historia oculta para verificar ese largo camino hacia la libertad. No obstante la estrategia de los sectores dominantes era convertir a los afrodescendientes en “negros-objetos”, seres momificados, folclorizados, apáticos y receptores de beneficios paralizantes para aislarlos de la onda expansiva de cambios que estábamos viviendo en nuestros respectivos países. En la década de los años noventa en paralelo al Foro de Sao Paulo, las y los afrodescendientes comienzan a desmomificar la intencionalidad impuesta no solo por las políticas culturales oficiales, así como la “dosis para la parálisis” sino también por las migajas dadas por los organismo financieros multilaterales y donaciones “inocentes” del Departamento de Estado a través de USAID. Así el Departamento de Estados de Estados Unidos fabricó algunos liderazgos, replicados por el gobierno ultraderechista y paramilitar Uribe Vélez, reforzado luego por los golpista de Honduras teniendo su máxima expresión en la Cumbre Afrodescendiente de Honduras, donde convergieron liderazgos afrodescendiente que hoy representan lo que denominamos la “afroderecha”, bajo la bendición diabólica de Hillary Clinton con su mensaje enviado a dicha cumbre.


Afrorevolucionarios....siempre


El año internacional afrodescendientes (2011), decretado por la ONU y su resultado concreto la implementación de la década afrodescendientes (2012-2022), puso sobre la agenda una interesante discusión en el seno de los liderazgos del movimiento afro. La realidad política ideológica de nuestra América estaba dando giros importantes. El movimiento afro asumiría definitivamente tres posturas. Primero, La afroderecha como una definición muy claro que aúpan los gobiernos derechistas con financiamiento de Estados Unidos. Segundo La tendencia afrocentro derechista que esta entre el cielo y la tierra, quieren estar con Dios y con el diablo y solo se compromete en la lucha contra el racismo como zona neutral en la agenda global afrodescendientes y además con una visión romántica de África. La tercera tendencia, AFROREVOLUCIONARIA Y PROGRESISTA, espacio politico-ideologico, amplio y comprometido donde estamos compartiendo nuestras esperanzas con el sector revolucionario y progresistas de nuestro continentes que hoy, estan o no, en el “Estado-Gobierno, aun conscientes de que poner nuestro tema no ha sido fácil ya que aun perdura en las mentalidades, muchas veces retrógradas, de algunos dirigentes y funcionarios "revolucionarios ortodoxos" donde el racismo, la discriminación y la etno incomprensión la tienen clavada en el alma. Sin embargo, como le dije a un académico del grupo de la afroderecha, veamos con indicadores concretos en que parte de la geografía de nuestro continente las y los afrodescendientes tienen mayores beneficios: Educación, tierra, agua, luz, vivienda y participación social

DONDE ESTAMOS MAS BENEFICIADOS?


Con todas las limitaciones e incomprensiones, es en estos países progresistas donde los afro han logrado mayores beneficios sociales e institucionales, pero que quede entendido que no ha sido regalado sino peleado. Para quienes integramos una corriente afrorevolucionaria en las Américas y el Caribe haber logrado la inclusión del tema afro en la décima octava edición del Foro de Sao Paulo ha sido un logro cualitativo que nos invita a dar otra mirada sobre el poder y la autonomía como movimiento social revolucionario. Dentro de las propuestas del taller afrodescendientes del Foro de Sao Paulo destacan la solidaridad activa para los afrocolombianos, afrohondureños y sumarse a la campaña de la denuncia contra los asesinatos a lideres y liderezas y trabajadores en dichos países. Solidaridad activa con Haití, impulso del Fondo afro en el Alba, Mercosur, Celac y Unasur, contribuir a la formación de cuadro en la dimensión afrodescendientes, impulsar la instalación afro en el foro de Sao Paulo entre otros. Consulte la www.redafrodescendientesdevenezuela.com donde esta la declaración completa del taller afrodescendiente del foro de Sao Pablo.

 

jesuschuchogarcia@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1779 veces.



Jesús Chucho Garcia


Visite el perfil de Jesús Chucho García para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: