La rebelión de los sudacas indigna a imperios y malinches

La ultraderechista oligarquía española no quiere asumir que hace más de 200 años, lo que quedó de los pueblos invadidos, sojuzgados y exterminados en el Continente Suramericano, dijo basta de robos, expoliación, crímenes e irrespeto a nuestra soberanía y echó de la patria grande a patadas a los cobardes invasores que prevalecidos de la inocencia de nuestros antepasados, que los recibieron como iguales, traicionaron esa confianza y cometieron el genocidio más espantoso que conoce la humanidad como fue el exterminio de más de 70 millones de almas, que ocupaban los territorios, desde el río Grande hasta la Patagonia.

El Rey Juan Carlos, cavernícola que desangra las arcas del estado español, para pagar a gobiernos lacayos del continente africano, el permiso, para la sádica práctica de asesinar pacíficos e indefensos elefantes especie que está en extinción, junto a sus vasallos pretende mantener el infame dominio sobre el continente, para lo cual los colonialistas se han disfrazado con diferentes marcas, que siguen robando y expoliando a nuestros pueblos.

La ira que ha despertado en España y sus aliados la soberana decisión del gobierno argentino de nacionalizar a la transnacional YPF, nos da una idea de la grosera concepción que tienen de nuestro continente, que gracias a la revolución bolivariana, que recorre montañas, sabanas, praderas y alamedas en esta heroica tierra, se está sacudiendo el yugo criminal, de quienes a través de los siglos se han aprovechado de todos nuestros recursos. Primero desde el Siglo XV, con su nefasta llegada a estos lares, a través de las armas y, el engaño con la llamada religión católica hasta el siglo XVIII, cuando nuestros libertadores se sublevaron contra el oprobioso dominio y la rapiña, que llegaba a los límites de llevarse en sus barcos, hasta el estiércol de los pájaros “El Guano”. En su sed de apropiación, no perdonaban ni la mierda de las aves.

Pero después de la dominación armada que cayó con el despertar de los pueblos, entonces se vistieron de marcas como todos los conquistadores, para a través del mercado continuar dominando sus colonias, que ahora con el huracán bolivariano están despertando y expulsando a los saqueadores. Frente a esta natural reacción, los godos europeos se engrichan y tienen el tupé de pretender pedir indemnizaciones a los gobiernos nacionalistas por las empresas nacionalizadas.

Una buena pregunta es: ¿Que pasaría si todo el continente y el Caribe pidiera indemnizaciones a los colonizadores europeos, por los robos realizados a través de los siglos? ¿Que pasaría, si el continente y el Caribe pidiera por la vía del juicio a los europeos que colonizaron estas regiones que respondieran e indemnizaran a sus estados por los asesinatos cometidos a lo largo de 300 años? ¿Que pasaría si todos los pueblos exigiéramos indemnización, por la destrucción de nuestra cultura, nuestro idioma, nuestros dioses y nuestro ambiente? ¿Y más recientemente con que respondería en el caso de España a los despojos que hizo a estos países de propiedades históricas con la connivencia de gobiernos traidores y serviles al coloniaje, como en el caso de Venezuela con VIASA, que se la tragó Iberia y gastas las prestaciones sociales le robó a los trabajadores de esta línea aérea insignia de la aviación civil venezolana? Lo mismo hicieron con con la aerolínea argentina, ahora la presidenta Cristina, es satanizada por las medidas contra la Repsol, transnacional que venía chupando los tuétanos del pueblo argentino.

Bravo por la presidenta Cristina Kirschner y su gobierno, porque ahora las regalías por la explotación petrolera que se fugaban allende los mares, para pagar las matanzas de inofensivos elefantes y las borracheras de la realeza, ahora se quedan en la patria de José de San Martín, para ser disfrutadas por los argentinos, gracias a las políticas liberadoras que las últimas décadas ha puesto en práctica Argentina, como patria soberana.

Quienes deben estar doloridos y avergonzados son los mexicanos, cuando su señor presidente cual “Malinche” hizo causa común con Rajoy, a favor de España, contra Argentina y de paso para cerrar con broche de oro declaró a los periodistas del mundo, en inglés, durante la rueda de prensa que dio en su país, junto a los demás gobernantes que asistieron a la reunión convocada por México. El padre Hidalgo, Doroteo Arango (Pancho Villa), Emiliano Zapata y otros tantos patriotas aztecas deben estar revolcándose en la tumba, al ver la vergüenza a que les somete este agente del imperio, cuando en vez de utilizar el castellano, declara en suelo patrio, en el idioma del vecino que mediante un acto de piratería les arrebató medio territorio, por considerarlos inferiores y hasta hoy los compara con los perros.

Las “republiquetas bananeras” y sus gobernantes “Sudacas”, le están diciendo a los inescrupulosos expoliadores, que nuestro continente jamás volverá a ser colonia de nadie y la bota imperial, tendrá ahogarse en sangre nativa y aún así no podrá profanar de nuevo nuestra soberanía. Porque definitivamente aquí se impuso la rebelión de los sudacas, que indigna a imperios y malinches.

Periodista*

CNP 2414 cd2620@gmail.com.

cadiz2021@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1862 veces.



Cástor Díaz*

Periodista CNP 2414

 cd2620@gmail.com

Visite el perfil de Cástor Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: