Más sobre la Deuda Externa acreditada por el Imperio burgués

(La doble Pdvsa)

¿Por qué el Presidente Hugo Chávez en vez de comprar parte de la deuda de terceros no cancela la que tiene su país?

Si en su gesta internacionalista, alabada y magnífica hasta ahora, ofrece, promueve y efectúa esa operación estaría violando la Constitución porque dicha decisión debe ser aprobada por la Asamblea Nacional.

Como ocurre que hasta ahora el Ejecutivo Nacional viene gozando de un buen control sobre la autonomía de la Asamblea Nacional (prueba de ello fue la violación activa a la Constitución que hizo el diputado Rodrigo Cabezas con la aprobación del Presupuesto en curso, a todas luces impugnable, y que todavía no ha sido denunciado ante unos tribunales que, complementariamente, disponen de una mayoría proclive al Ejecutivo), entonces también seguiría violándose dicha Constitución, habida cuenta que en *nuestra* carta magna no hay una sola frase que permita el endeudamiento público para resolverle problemas a otros países, sobre todo mientras el gobierno sigue endeudado hasta el cuello con sus mismos conciudadanos, sigue malpagando a los profesores, a los acreedores de bajo giro, a los empleados menores y medianos de la Admón. Pública, etc., etc. etc.

Damos nuestra modesta opinión:

Porque el sistema se lo impone para que sean los mismos deudores los que sigan endeudándose, unos para sí y otros en favor de terceros, con lo cual la Deuda Externa Pública estos países crecería en su conjunto; porque de resultas el Presidente Hugo Chávez quedaría como filántropo, los izquierdistas puntofijistas se llenarán de ese orgullo bolivariano y pendejo que nos caracteriza, la burguesía argentina se reirá para sus adentros, y buena parte de los politiqueros argentinos se sembrarán aquí, menos la Fullop que cometió la torpeza de felicitar a Carmona el mismo 12/4/2002 desde esa pampas.

Porque a todas luces resulta incongruente que el Gobierno dedique parte del Presupuesto Nacional, el mismo que fue declarado insuficiente y con un Déficit que ha servido a la Vicepresidencia de la República para firmar el *Acuerdo cambiario* que decretó la última devaluación del bolívar, dedique parte del P. N., decimos, para realizar compras de Deuda externa de terceros, cuando podría cancelar la suya propia, máxime si en paralelo ha recibido el beneficio de un P. N. en cuya violatoria aprobación fue aprobado un endeudamiento para otros fines.

Tal operación sería muy bolivariana y muy tercermundista, muy filantrópica y muy misericordiosa, pero sería perfectamente tipificable como distractora de fondos públicos, y encajaría muy bien en los abusos administrativos por los que el ex Presidente Carlos Andrés Pérez fue enjuiciado años atrás y que hoy lo mantienen como vulgar prófugo de la Justicia local.

Y porque, además, todos sabemos de la coexistencia actual de dos (2) presupuestos manejados imperiosamente por el Ejecutivo Nacional con la tenencia de un Ministro ambivalente al frente de las presidencias de Pdvsa y de Min. Minas: uno chucuto aprobado por el diputado Cabezas, y otro que representa el escamoteo que hace Pdvsa de buena parte de sus Ingresos, sin pasar por el Banco Central de Venezuela, con la poderosa excusa de que son para obras misioneras y afines.

Y si antes, durante la IV república, pudimos hablar de dos Estados paralelos: Pdvsa y el Ejecutivo Nacional genuflexo, ahora podemos hablar de dos Pdvsas: la que se encarga de producir los dólares, residente en los centros extractores y refineros, y la que reside en Miraflores.

Es lamentable y preocupante que estas autocríticas no puedan ser avaladas por una Oposición carente de toda moral para señalarle defectos y violaciones administrativas al presente gobierno, pero si somos medianamente objetivos, veremos que no todas sus denuncias sobre estos temas que plantean algunos NO chavistas tienen mucho de verdad, aunque le pese al bolivarianismo y al chavismo a ultranzas.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2479 veces.



Manuel C. Martínez M.


Visite el perfil de Manuel C. Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas