Carmona y su gobierno

Carmona integra su gobierno

No fue posible hasta las 5 p.m. del viernes 12, concluir la integración del equipo ministerial. No obstante, habiendo logrado un buen avance, se decidió hacer anuncios parciales en el acto de instalación del gobierno, Carmona decide que el Ministerio de la Defensa fuese ocupado el Vicealmirante Ramírez Ofrecí al VA (r) Jesús Enrique Briceño García, el Ministerio de la Secretaría de la Presidencia, Se designó Ministro de Relaciones Interiores al General de División GN Rafael Damiani Bustillos, por sugerencia del VA Ramírez Pérez, el Ministerio de Relaciones Exteriores al Dr. José Rodríguez Iturbe, hombre de dilatada trayectoria política e internacional vinculado a la democracia cristiana, La Cartera de Finanzas fue otorgada al Diputado Leopoldo Martínez y este la aceptó. Había meditado en otros nombres para el Ministerio de Finanzas, en particular los economistas Domingo Fontiveros sería el indicado para la Presidencia del Banco Central de Venezuela y Maxim Ross, podría ocupar el Fondo de Desarrollo Social César Augusto Carballo como Ministro del Trabajo, Se anunció el nombre del Médico Veterinario Raúl de Armas como Ministro de Agricultura Así mismo se anunció el nombre del Médico y Abogado Rafael Arreaza como Ministro de Salud, Completó el primer grupo de anuncios la reincorporación del General Guaicaipuro Lameda a la Presidencia de PDVSA, Además, se informó que Daniel Romero, abogado de ejercicio privado Procurador General de Venezuela y Finalmente había, que la Dirección de la DISIP sería asignada al General Ovidio Poggioli y la Dirección de la PTJ al Comisario Iván Simonovis.

Al día siguiente, sábado 13 de 2.002 a primera hora de la mañana, Carmona tiene una  reunión en Miraflores con el Secretario General de la CTV Manuel Cova, a quien se le ofreció la Vicepresidencia Ejecutiva de la República, con la intención de proporcionar al equipo gubernamental balance y pluralismo. El mismo sábado se continúa perfilando el equipo de gobierno y se nombra como Ministerio de Educación a un luchador social del área educativa, Leonardo Carvajal, quien lo aceptó muy contento y agregó: “yo sabía que usted pensaría en mi para Ministerio de Educación” Allí se escogería también el nombre de Eduardo Praselj como Ministro de Transporte y Comunicaciones, en la lista seguía como Ministro de Infraestructura el Ing. Juan Andrés Sosa Branger, quedaban pendientes para un anuncio posterior el Ministro del Ambiente y de los Recursos Naturales no renovables y el Ministro de la Producción y del Comercio, para los cuales barajaban el nombre de unas profesionales, mujeres que por justicia debían tener una participación en el Gabinete, aparte del ofrecimiento que se le hizo para la Dirección de la OCI a la inefable Patricia Poleo. Es de advertir que ningún Ministro o funcionario llegó a ser juramentado, ésto debido a la interrupción que hace la Guardia de Honor, al mando del Teniente Coronel Jesús Morao quien por propia iniciativa y a nombre del Presidente Hugo Chávez toma el recinto y retiene a quienes no huyeron apresuradamente cuando vieron los movimientos extraños de la Guardia de Honor.  Entre estos retenidos comenzaron a señalarse mutuamente sobre que el equipo de gobierno tenía una orientación plutocrática o de derecha y que eso dio motivo a se comenzara a satanizar al gobierno; y en especial el nombre del Canciller designado, José Rodríguez Iturbe, copeyano y miembro destacado Opus Dei.


Despues de la caída de Carmona, que fue a refugiarse en el Fuerte Tiuna, él  asegura que antes de la instalación de su gobierno provisional ya estaba sentenciado de muerte, desde el momento mismo en que se negó la salida de Chávez a Cuba, subestimar la importancia del perfeccionamiento de su renuncia escrita y en ello pesaron el criterio de algunos militares y civiles que argumentaron sobre el valor insuficiente del anuncio hecho por Lucas Rincón de que Chávez había renunciado. Carmona asegura de que al no haberse suscrito la renuncia y frustrado el viaje del Presidente, quienquiera que hubiera encabezado el gobierno provisional habría enfrentado la reacción de los seguidores de Chávez, de ciertos sectores castrenses y de parte de la comunidad internacional confundidos ante la información difundida luego de que Chávez no había renunciado. Poco importaba que la declaración del General Lucas Rincón tuviese fuerza jurídica, como hecho comunicacional que fue. La decisión adoptada por el estamento militar de que Chávez permaneciera en el país para rendir cuenta de sus desafueros, y por la masacre del 11 de abril, resultó fatal y tal medida obedeció más a la emotividad prevaleciente que a la racionalidad requerida en esos delicados momentos.

joseameliach@hotmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2903 veces.



José M. Ameliach N.


Visite el perfil de José M. Ameliach N. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José M. Ameliach N.

José M. Ameliach N.

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a141477.htmlCd0NV CAC = Y co = US