Mundo Local

Visión estratégica del 4-F:

La estrategia estaba visionada en términos de corto, mediano y largo plazo: aún cuando la acción perseguía lograr el poder a través de la insurrección militar y deponer al desacreditado gobierno de aquel entonces -estando en su nivel más bajo de credibilidad- quienes organizaron la insurrección militar en la madrugada del 4-F, disponían de planes adicionales, siempre presentes en toda revolución. 

En lugar de un fracaso, la toma de Miraflores se constituyó en un precedente comunicacional, debido a que las imágenes y las palabras del líder de la insurrección -Hugo Chávez Frías-, quedaron reflejadas en el imaginario colectivo del pueblo venezolano, convirtiéndose de hecho en un triunfo político que permitió dar a conocer públicamente su liderazgo carismático y las intenciones futuras de conquistar el poder junto a su pueblo. Tal acción logró articularse posteriormente con la movilización popular que devino en la libertad de los sublevados detenidos y el posterior triunfo electoral del comandante Chávez en 1999.

La profundidad estratégica  de las acciones emprendidas por los militares bolivarianos, puede apreciarse en un extracto del mensaje pronunciado por el comandante Chávez, en la mañana del 4-F:

“…Compañeros: lamentablemente, por ahora, los objetivos que nos planteamos no fueron logrados en la ciudad capital. Es decir, nosotros, acá en Caracas, no logramos controlar el poder. Ustedes lo hicieron muy bien por allá, pero ya es tiempo de reflexionar y vendrán nuevas situaciones y el país tiene que enrumbarse definitivamente hacia un destino mejor…Oigan al comandante Chávez, quien les lanza este mensaje para que, por favor, reflexionen y depongan las armas porque ya, en verdad, los objetivos que nos hemos trazado a nivel nacional es imposible que los logremos. Compañeros: Oigan este mensaje solidario. Les agradezco su lealtad, les agradezco su valentía, su desprendimiento, y yo, ante el país y ante ustedes, asumo la responsabilidad de este movimiento militar bolivariano. Muchas gracias.” 

Este mensaje de convicción y seguridad, dirigido a quienes participaron decididamente en la acción emprendida y al pueblo que exigía cambios profundos, es y seguirá siendo el emblema histórico de inspiración, para los cambios profundos que necesariamente debemos consolidar en nuestro socialismo bolivariano.

vielmajota4@hotmail.com




Esta nota ha sido leída aproximadamente 2201 veces.



José Miguel Vielma


Visite el perfil de José Miguel Vielma López para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: