Evaluación a primera vista de los resultados

Estando nuestros lectores/lectoras ávidas de las primeras evaluaciones sobre los resultados electorales, no queda otra opción que arrancar sobre las mismas, amparándonos en el Primer Boletín emanado del CNE. Lo primero que debemos resaltar, es la actuación del árbitro electoral, el CNE dirigió el proceso de manera impecable; como siempre lo ha hecho, en estos 16 procesos electorales, tan impecable fue el proceso, que apenas una pocas denuncias han salido a la palestra pública, destaca la hecha por Súmate, una ONG financiada por los organismos de inteligencia del imperio norteamericano, y cuya presidenta era candidata por el oposicionismo, saquen ustedes sus conclusiones, nos imaginamos que si la señora en cuestión queda electa, las denuncias de esa organización pro imperialista, pararán en el basurero de la historia.

El segundo hecho a resaltar, lo constituye –sin duda- la altísima participación popular en el proceso electoral, expresada en un 66.45% del Registro Electoral compuesto por 17.575.975, potenciales electores/electoras. Esta cifra constituye un record de participación en toda nuestra historia, comparable solo con los procesos electorales presidenciales; lo que verifica las palabras de nuestro Camarada Presidente, Hugo Chávez, durante la campaña, “huele a 2012”. Este solo hecho, constituye una prueba irrefutable de la consolidación en nuestra Patria de la Democracia Participativa como nuevo modelo político de organización social, establecido en la Constitución Bolivariana que nos dimos en 1999,

El tercer hecho, resaltable, del proceso electoral parlamentario es que la reelección presidencial de nuestro Camarada Presidente, Hugo Chávez, es un hecho, por supuesto, si las elecciones fueran en este momento. El pueblo se manifestó contundentemente por la continuidad de la Revolución Bolivariana.

Por demás, los resultados reflejados en el Primer Boletín emanado del CNE hablan por sí mismos: Psuv, 95 diputados; MUD, 60 diputados y PPT, 2 diputados, de un total de 165 escaños en disputa, faltando el resto por definir. Con este resultado, el Psuv se garantiza la mayoría simple en la Asamblea Nacional, lo que le permitiría aprobar leyes Ordinarias más no Orgánicas, para lo cual tendrá que establecer alianzas con los factores del oposicionismo, en otras palabras, olvídense -para este período parlamentario- de esas leyes fundamentales para propulsar cambios radicales en la estructura del Estado Revolucionario en construcción.

De los resultados se evidencia la reducción del partido oposicionista PPT, la “tercera opción”, al Estado Amazonas, en donde el gobernador es un militante de esa organización, Estado en que, no obstante, el Psuv le disputó gallardamente esas diputaciones. El rescate para la Revolución, de dicha gobernación, se convierte en un objetivo ineludible para quienes desde el campo revolucionario nos hemos propuesto construir la causa del Socialismo, más aún, si tomamos en consideración, que nuestros pueblos indígenas tienen mucho que enseñarnos sobre ese modelo societario, en el cual conviven. Las perspectivas de sobrevivencia del PPT, dependerán de las próximas elecciones regionales para elegir gobernadores; hecho que evidencia la imposibilidad de una “tercera opción” en nuestra Revolución Bolivariana. Por demás, los resultados del Estado Lara en que el gobernador Henry Falcón, abandonó la causa revolucionaria; los resultados: 6 diputados para el Psuv, 3 para los oposicionistas apátridas y ninguno para el PPT. Un claro mensaje del pueblo bolivariano a quienes traicionan la causa revolucionaria, un rechazo contundente a los traidores/traidoras.

Ya que estamos conversando sobre los oposicionistas, debemos decir que este resultado favorece las posibilidades de crecimiento a las organizaciones apátridas, representantes del imperio. 60 diputados en la Asamblea Nacional y el logro de la paridad (5 diputados) en el Parlamento Latinoamericano, le permiten acceder a espacios de participación de importancia tanto nacional, como internacional. En el caso del Parlatino, esta importante representación parlamentaria, se uniría a la ya existente por parte de la derecha internacional, propendiendo a convertir a esa instancia parlamentaria en un foro permanente de ataque a nuestro país, mucho ruido harán desde dicho foro los parlamentarios que fueron electos, imagínense a un Henry Ramos Allup como parlamentario latinoamericano, que podría decir sobre nuestra Patria. Del análisis estadal, de los resultados obtenidos por el oposicionismo apátrida, se evidencia la consolidación de su poder en los estados Zulia, Nueva Esparta y Táchira, bastiones opositores. Mientras, pierden en Carabobo y empatan en Miranda, estados en que tiene el poder gubernamental. La sorpresa, sin duda, de este proceso electoral, lo constituyen los resultados obtenidos por el oposicionismo en el Estado Anzoátegui, donde logran ganar 5 de los siete diputados en disputa; hecho que contradice lo que parecía ser una buena gestión gubernamental por parte del camarada gobernador Tarek William Saab. La realidad de estos resultados, vienen a desmentir ese supuesto; por lo que urge, en dicho Estado, la aplicación de las 3 R, con mayúsculas; evaluar las causas de esa debacle electoral, profundamente; y aplicar los correctivos, radicalmente, el pueblo anzoatiguense se pronunció: la gestión revolucionaria en Anzoátegui, está raspada, no ha hecho su misión: garantizarle la mayor suma de felicidad posible a dicho pueblo.

Al igual que en Anzoátegui, en el Estado Sucre, el oposicionismo avanzó rotundamente, logrando emparejar las acciones, 3 diputados para ambos bandos, refleja un deterioro de la gestión del camarada gobernador revolucionario en dicha entidad. Esta gobernación, que la causa revolucionaria obtuvo por la vía de la pésima gestión de Ramón Martínez, quien llegara a dicha gobernación en filas revolucionarias, las que traicionaría posteriormente para posicionarse luego en las filas del oposicionismo; es así, que llega a dicha gobernación, la causa revolucionaria; estos resultados evidencian un deterioro de la gestión revolucionaria al frente de dicha gobernación, fallas que, sin duda, el oposicionismo ha sabido captar en provecho de su causa, los resultados están a la vista.

Este avance de los apátridas, en posiciones de gobierno, les permitirá retrasar el avance de la Revolución Bolivariana; en el caso de la Ley Orgánica del Trabajo, fundamental para transformar el proceso productivo y las relaciones trabajador-patrón, su aprobación requerirá de 2/3 de los votos de la Asamblea Nacional, lo que nos induce a pensar que en este nuevo período legislativo es casi imposible su aprobación, ya que el oposicionismo como representantes de la burguesía impedirán toda iniciativa que tienda a privilegiar al factor trabajo sobre el capital, así pues, que olvidémonos de una nueva Ley Orgánica del Trabajo, revolucionaria y socialista. Otra Ley, clave en el proceso de cambios revolucionarios, como es la nueva Ley de Universidades, que plantea la democratización y transformación de dichas instituciones, no podrá ser Orgánica, ya que requeriría de los 2/3 de votos; no obstante, desde el propio seno de la Asamblea Nacional, los oposicionistas resistirán fuertemente su aprobación, de manera de impedir que la elección de las autoridades universitarias se realice democráticamente como manda la LOE.

Otras situaciones presentarán problemas que, contradictoriamente, como efecto retruque serán beneficiosas para la causa de la Revolución Bolivariana, como lo es el caso de la elección de los miembros del Poder Moral: Defensor/Defensora del Pueblo, Contralor/Contralora General de la República y Fiscal/Fiscala General de la República. Su elección requiere de los 2/3 de votos de los diputados de la Asamblea Nacional, no teniendo las fuerzas de cambio revolucionario, los votos suficientes para su aprobación; una negociación sería la salida. No obstante, el pueblo bolivariano desaprobaría tales términos, característicos del parlamentarismo cuarto republicano adecopeyano. Lo que conduciría a la causa revolucionaria a propender a su elección popular, como lo establece el 279 de la Constitución Bolivariana, reforzándose con ello, aún más, nuestra Democracia Participativa y Protagónica.

Finalmente, tenemos los resultados desde la visión revolucionaria, el Psuv y sus aliados PCV, Tupamaros y UPV, obtienen unos resultados para nada despreciables: la mayoría simple, que le permitirá aprobar con sus votos leyes ordinarias, el Presupuesto de la Nación y otras facultades legislativas. No será fácil este período legislativo, de antemano sabemos a qué van los oposicionistas a la Asamblea Nacional: a hacer oposición, a destruir y no a construir. Eso deben tenerlo bien claro quienes fueron electos/electas en filas revolucionarias y actuar en consecuencia. Las leyes que dejaron de aprobarse en este período legislativo en que hubo supremacía revolucionaria y no fueron aprobadas, en el que está por comenzar se hará cuesta arriba aprobarlas, se perdió una extraordinaria oportunidad y sobre la conciencia de quienes conformaron la actual Asamblea Nacional deberá pesar dicha culpa. Desde el punto legislativo, se frenarán muchas iniciativas legislativas que estaban en marcha y cuyo objetivo no era otro, sino darle más poder al Pueblo. Un nuevo frente de batalla se abre, importante por demás; pero el camino de la Revolución no está hecho de pétalos de rosas para que lo transitemos libremente.

Los numeritos son contundentes, Anzoátegui y Sucre a revisión interna, qué está pasando en dichas entidades? Malas gestiones o roces internos, divisiones? El Partido de la Revolución debe intervenir en dichas entidades, no solo en lo político sino también en la gestión que vienen realizando sus gobernadores y alcaldes/alcaldesas. Los/las militantes del Psuv, esperan respuestas sobre lo que allí pasó, sin ocultar sinvergüenzuras ni errores, no es hora de solidaridades automáticas, la Revolución es enemiga de compadrazgos y complicidades.

Como siempre, destacan los resultados de Guárico y Delta Amacuro, entidades en que el oposicionismo no pudo obtener un solo diputado; la Operación Demolición barrió a los apátridas sin clemencia, ni piedad. William Lara se sentiría orgulloso de obtener estos resultados electorales, por los cuales trabajó inclementemente y en ello se le fue la vida, no fue en vano su esfuerzo camarada, su terruño natal se lo retribuyó en diputados/diputadas.

En segundo lugar, destacables, resaltan Apure, Barinas, Cojedes, Monagas, Portuguesa, Trujillo, Yaracuy, Vargas, Bolívar, Falcón, Lara, Mérida, Aragua, en ese orden de importancia por sus resultados. Hemos dejado por fuera a Carabobo, Distrito Capital y Miranda, porque en esas tres entidades la causa revolucionaria viene de sendas derrotas, que estos resultados revierten en Carabobo y Distrito Capital y empatan en Miranda.

Carabobo 6 diputadas/diputados revolucionarios y 3 de la oposición; Distrito Capital 7 diputadas/diputados revolucionarios y 3 de la oposición, expresan la reversión del poder adquirido en ambas entidades por la causa pro imperialista. Estos resultados abren la posibilidad de que en ambas entidades regionales se posibilite la realización de sendos referendos revocatorios de mandato tanto al gobernador de Carabobo como al mal llamado Alcalde Mayor de Caracas, el vámpiro Ledezma, cuya gestión ha sido reprobada por los caraqueños/caraqueñas ampliamente, al igual que la del “pollo” Salas Feo. En Miranda, la cosa no alcanza hasta allá, hay que trabajar más, pero un empate es un avance que no debemos menospreciar, es una recuperación importante, sobre todo si tomamos en consideración que venimos de una pésima gestión gubernamental como lo fuera la del camarada Diosdado Cabello, en la que el Camarada Presidente, Hugo Chávez, cifró sobradas esperanzas y apoyó ampliamente. No pudiendo, dicho camarada cumplir con las expectativas que fueron puestas en su resguardo.

El análisis de los resultados obtenidos por la causa revolucionaria es mucho más complejo, ya que en el mismo influyen otras variables de excepción, como la actuación de los camaradas ministros/ministras; a manera de ejemplo, cómo cuantificar el daño producido por el ministro de educación superior, Edgardo Ramírez, quien desde julio somete a los trabajadores/trabajadoras universitarias a un bloqueo salarial y demás beneficios socio-económicos. El efecto sobre los electores/electoras, de la continuidad del racionamiento de agua, por parte de Hidrocapital, pese a que nuestro territorio se encuentra inundado de agua por sus cuatro costados. La negativa de Mercal a discutir contrato colectivo con sus trabajadores/trabajadoras, impidiéndoles acceder a ese derecho constitucional y, por ende, al mejoramiento de sus condiciones de existencia. La inactividad existente en materia de vivienda y construcción de obras públicas por parte del extinto Mopvi, por fortuna ya desaparecido; decisión algo tardía desde nuestro punto de vista. En todo caso, en el gobierno central urge hacer una revisión profunda de su actuación en el proceso electoral y qué hicieron o dejaron de hacer en provecho de nuestro pueblo, para que éste aprobara la gestión revolucionaria. Nos imaginamos que el Vicepresidente, el camarada Elías Jaua, muy activo, sobre todo en Miranda, sabrá hacer las evaluaciones pertinentes, como consejo solo le propondríamos no limitarse a lo dicho por el camarada ministro/ministra, sino que amplíe su radio de opinión.

Estos resultados, abren nuevos caminos a seguir por la Revolución Bolivariana, una derecha fortalecida en nuevas trincheras, pero en contraposición, tenemos un pueblo que –nuevamente- demuestra un alto nivel de conciencia revolucionaria; la continuidad de la Revolución dependerá de las correcciones pertinentes que habrán de acometerse en lo inmediato en el Gobierno Revolucionario, tiene usted la palabra Camarada Presidente, Hugo Chávez, ya el pueblo habló!!!


henryesc@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2078 veces.



Henry Escalante


Visite el perfil de Henry Escalante para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Henry Escalante

Henry Escalante

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a108847.htmlCd0NV CAC = Y co = US