El siglo de la guerra total

El siglo XX comenzó como el siglo de la guerra total y se convirtió en la era atómica. El siglo XXI arrastra varias guerras del siglo pasado y es el siglo de la segunda era nuclear.

Hill Keller editor ejecutivo The New York Times dijo al New York Times Magazine que las naciones han entrado en una segunda etapa nuclear. Cuando Ucrania entrego el armamento heredado de la ex Unión Soviética en 1994 en ese momento concluyo la primera era nuclear. Durante la segunda mitad del siglo XX el mundo se encontraba inmerso en una guerra fría y estaba dividido políticamente en tres partes: A un lado de la invisible cortina de hierro se encontraba el bloque de la Unión Soviética y al otro lado los Estados Unidos y Europa. El otro bloque lo componían los países del tercer mundo, hoy conocidos como naciones en vías de desarrollo. Antes de terminar el siglo XX en 1998, en el desierto de Rajas tan, el nuevo gobierno nacionalista de la India detono 5 bombas nucleares de prueba, varias semanas después Pakistán hizo lo mismo, ahí empezó la segunda era nuclear. Cada vez que un nuevo país cuenta con armamento nuclear se incrementa el peligro de guerra con otro estado nuclear.

El mundo del siglo XXI ya no se encuentra dividido en aquellos tres bloques del siglo pasado, pero persisten las diferencias económicas e industriales entre las naciones incrementando la división y la pobreza. Mundo que ha heredado hasta el 2005, 19 conflictos, 16 de ellos iniciados el siglo pasado, 10 años atrás por el negocio de la guerra de mas de un billón de dólares según informes del instituto internacional para la paz con cede en Estocolmo, gasto mundial en armas que esta en crecimiento. Entre 1990 y el 2005, 23 países africanos se hallaban involucrados en guerras y el costo de estos conflictos ascendió a 300000 millones de dólares según el diario Herald Tribune y solo para resolver la pobreza se requieren unos 70000 millones. El periódico continua diciendo que si no hubieran esas guerras África seria un continente mas prospero y no el mas pobre del mundo.

Las guerras en África, el magnicidio de Israel al pueblo palestino tienen mucho que ver con la apropiación económica de nuestra cultura, de la alimentación, del trabajo, de los recursos energéticos y naturales, esto es globalización a cargo del BM, FMI y OMC. Las guerras en África coinciden con la construcción de más de 13000 kilómetros de oleoductos en ese continente, además que el negocio de las armas livianas es un muy buen mercado para esas naciones. 800 Millones de estas armas existen en el mundo, desde pistolas hasta lanza misiles disparados desde el hombro negocio que supera los 9000 millones de dólares, en 900 empresas 65% de las cuales están ubicadas en las naciones desarrolladas afirma el Shall Arms Survey en estudio hecho con las naciones unidas, 59% de estas armas se encuentran en manos de civiles fuera de los ejércitos y grupos guerrilleros.

Otro elemento que proporciona la excusa perfecta para los conflictos es el petróleo y con este la pobreza, garantía para el endeudamiento y la dependencia económica no solo de los países exportadores sino del todo el mundo del sur. Estratagema que empieza apropiándose de las constituciones de estas naciones que afectan la soberanía territorial para la instalación de bases militares, la extracción de minerales, gas y petróleo, para sostener la infraestructura del complejo militar industrial de los norteamericanos ligados a la producción y consumo de petróleo es justamente lo que afecta especialmente al Medio Oriente mientras Israel sea el brazo armado ejecutor de los EEUU y de la OTAN para la expansión de la nueva Europa hasta las fronteras mismas de Rusia y de las naciones árabes, permiten visualizar que muy difícilmente la política de Estados Unidos con respecto a las naciones consideradas hostiles como Irán, Siria, Líbano, Palestina, Irak, Rusia, en ese lado del mundo, Venezuela por acá, termine su política exterior netamente militar a pesar de su ya cacareada independencia energética de esos países y para que le permita a EEUU contribuir con el calentamiento global, investigando la utilización de energía alternativa le llevara no menos de 20 años, si realiza a toda marcha la masificación de combustibles limpios para toda la industria que utiliza la humanidad como energía. Y siempre y cuando esos poderosos intereses económicos que serán afectados se lo permitan.

La segunda era nuclear será sin duda más difícil de evitar por el poco control y conciencia de la utilización de ese armamento por gobiernos transitorios en esas naciones donde el fanatismo étnico y religioso se desborda. Alexander Bayev bioquímica ruso dice: “Una guerra nuclear una vez comenzada se desarrollaría conforme a las leyes de la física y la biología, no conforme a la de la política” Israel según el ex presidente Carter tendría unas 150 armas atómicas y junto a los EEUU esta cada vez mas tentado a usarlas. Lo mismo ocurre entre India y Pakistán, sus escaramuzas bélicas son frecuentes y de larga data. Sudáfrica en medio de serios conflictos étnicos esta rodeado de naciones donde el negocio de la guerra impone su política de interés económico, no es difícil que un loco en el poder este dispuesto a utilizar armamento nuclear sin importar las consecuencias en cadena que esto implicaría para el mundo.

Obama manifiesta se dedicara por entero a Afganistán y a esa parte de Asia descuidada por la anterior administración retirando en un tiempo prudencial las tropas de Irak para que los iraquíes con un gobierno títere la administren mientras fluya el petróleo, 2.6 millones hacia los EEUU de 4 millones de barriles que en un breve periodo de tiempo Irak debe producir tras la cuantiosa inversión de 6 mil millones de dólares realizada el pasado año solo por trasnacionales europeas y norteamericanas para un periodo de 10 años. El otro asunto es el apoyo dado por los EEUU a la India para sus centrales nucleares convenio firmado para el suministro de uranio y plutonio desde Australia y necesita establecer un equilibrio con su también socio nuclear y abastecedor de heroína para Europa y parte de Asia por los cientos de laboratorios existentes allí con el opio afgano por un valor que oscila entre los 500000 millones de dólares transportados por la ruta balcánica abierta por la UCK (ejercito de liberación de Kosovo) con la ayuda de la CIA desde la guerra yugoslava. Ese otro gran interés en tiempos de crisis económica para alimentar la economía de guerra que no puede desaparecer de la noche a la mañana.

La llegada de un presidente negro por primera vez en la historia imperial de EEUU desato imposiciones del pentágono “sugiriendo” que Gates continúe como secretario de defensa y la Sra. Clinton sea la canciller, dos personas de confianza para evitar desafueros con la paz que pueda promover el presidente Obama ya que el negocio de la guerra es rentable para los militares, negocio que mueve mas de un billón de dólares hasta el 2006. El siglo XXI esta ya presupuestado, será el siglo de la guerra total. Si los conflictos serán nucleares o no el tiempo tiene la palabra.


rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4770 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: