Ramón Martínez, mentiroso y manipulador

Ramón Martínez tiene más de 15 años gobernando el estado Sucre.
Sucre es uno de los estados más pobres del país.
Martínez gobernó desde el 92, cuando adulaba a Carlos Andrés Pérez.
El pueblo de Sucre desechó a los adecos en ese entonces.
Eduardo Morales Gil, casi-hijo de Rómulo Betancourt era el gobernador que le entregó a Martínez luego de repetir las elecciones que Gastón Navarro Dona había perdido pero los adecos patalearon, con el control que tenían en el antiguo Consejo Nacional Electoral, Pérez de Presidente, Post Lusinchi y una Aamblea Legislativa controlada por la adeca Rosa Hernández de Bethermit y el copeyano Jose Ramón Benavides.
Copei, con Benavides volteó sus votos a favor de Martínez para que fuera gobernador del estado Sucre y les repartiera sus migajas.
De esas migajas comió bastante Ednardo Bravo, para la época secretario general de copei con la sociedad del MAS que dirigía un tal José Luis Mesa. Ambos amasaron grandes fortunas con la anuencia de Martínez.
Rafael Alvarez Marval, fue gobernador del estado Sucre antes que Eduardo Morales Gil. Eran tiempos de copeyanos y adecos repartiéndose la torta del presupuesto del estado más pobre del país. Carlos Eduardo Berrizbeitia (antes de copei y ahora de proyecto venezuela mercantil) tenía una empresa que vendía lámparas y cables, bien caros por cierto. Obtuvo grandes negocios con Eleoriente con el amparo de Bravo, jefe político de copei y tranformista, de político a negociante político.
Mesa se creía el rey por que su voto en la Asamblea Legislativa variaba según los negocios hasta que cuadró con un adeco de nombre Marcos Garzón Garzón Adeco durante el último año del período que fue gobernador Eduardo Morales Gil
El MAS era dirigido por Fredy Muñoz, Teodoro Petkof y Pompeyo Márquez, entre otros, quienes eran senadores y diputados durante los gobiernos de Jaime Lusinchi, Carlos Andrés Pérez, Ramón J. Velázquez y Rafael Caldera.
Eran los tiempos de la cuarta República, de los negociados politcos y la supuesta convivencia democrática a base de chantajes.
En las elecciones de diciembre del año 1992 Ramón Martínez ganó frente a Gastón Navarro Dona (AD) y Rafael Alvarez Marval (COPEI). Los adecos controlaban el Consejo Nacional Electoral y le robaron los votos a Martínez. El gobernador Eduardo Morales Gil se enfrentó a su partido AD y se negó entregar la gobernación a Navarro Dona. Martínez pactó con COPEI y logró que se realizaran nuevas elecciones que ganó con el apoyo de los copeyanos.
Ramón Martínez desarrollo una gran habilidad política que le permitía estar bien con Dios y con el diablo. Su primer Secretario General de Gobierno fue Régulo Gómez, un ex adeco fundador de ASIS quien había sido el secretario de Gobierno de Eduardo Morales Gil.
Luego su gran negocio fue nombrar al ex-secretario de organización de Acción Democrática, Luis Bravo Peña, como Secretario General de Gobierno y al ex–secretario Juvenil de AD, Fredis Guzmán, como Director de Política de la Gobernación, amigos de un hermano suyo también militante de Acción Democrática. Con ellos Martínez formó un nuevo partido político, Alianza Social Independiente de Sucre, ASIS, integrada por connotados ex adecos convertidos en “ramoncistas” a base de billetes y cargos burocráticos.

ASIS se convirtió en el verdadero partido de gobierno dejando migajas para los del MAS que llevaron a Martínez a la Gobernación del estado Sucre.
Ramón Martínez y sus adláteres de ASIS se repartieron los contratos, los cargos burocráticos, negociaron con los otros adecos para mantener las cuotas de poder.

En todo esto el pueblo del estado Sucre ha pasado 15 años de incertidumbre.

Los que critiquen a Martínez son excecrados y puestos a pasar hambre para doblegarlos.
Martínez es un comprador de conciencias. Con todos los recursos que ha manejado, más los adicionales que le entraron cuando el terremoto de Cariaco y Cumaná, el pueblo sucrense se pregunta donde están las grandes obras que planteó Ramón Martínez.

Negoció con Adrian Cupersmith (el RECADITO de oro de Blanca Ibañez), las salinas de Araya, vendió el puerto pesquero internacional de Güiria, negoció los centrales azucareros. Preguntamos, cuales han sido los beneficios para el pueblo de Araya, el pueblo de Güiria, Cariaco, Cumanacoa?

En el año 1995 Ramón Martínez ganó la reelección con una minoría mínima en la Asamblea Legislativa, entonces negoció con un adeco descontento, el Gato Fernando Malavé quien fue nombrado Presidente de la Asamblea Legislativa con los votos del MAS. Los adecos se quedaron con los crespos hechos. De todas formas Malavé medió para que los contratos se repartieron entre él, Ednardo Bravo (copeyano) e Ismael Guerra (adeco).
En 1998 Pastror Fermín del MAS, era uno de los más íntimos de Ramón Martínez, le jugó una treta a su mentor (Martínez) y tomo la presidencia de la Asamblea Legislativa con el apoyo de los adecos. En una maniobra muy astuta por parte de Pastor Fermín, destituyeron a Ramón Martínez y nombraron como gobernador interino a Ivan Esquerre, un bandido del MAS amigo de José Luis Mesa y Victor Hugo de Paola. Estos tránsfugas gobernaron a su antojo el estado Sucre con la complicidad de los adecos y del mismo Ramón Martínez.
En las elecciones de gobernadores en noviembre de 1998 el MAS llevó de candidato a José Luis Mesa para la Gobernación de Sucre. Mesa fue derrotado por el adeco Eloy Gil.
Ramón Martínez fue electo Senador y como su suplente el ex-adeco Fernando Gato Malavé. Martínez tuvo que renunciar a la Cámara del Senado, requisito necesario al convocarse y ser electa la Asamblea Constituyente. En las siguientes elecciones, luego de la Constituyente, Martínez ganó las elecciones y retomó la Gobernación del estado Sucre continuando su hegemonía con los ex–adecos de ASIS.
Luego vino la división del MAS y Martínez fundó PODEMOS junto a Didalco Bolívar e Ismael García.

15 años de mentiras y manipulaciones.

Ramón Martínez es un descarado manipulador, tiene verbo convincente lo cual le ha permitido engañar a la gente con falsas promesas que nunca cumple. Es todo un vacilador, chantajista y mentiroso.
Pero Ramón Martínez quedó al descubierto. Los equipos de inteligencia social le siguieron los pasos y levantaron gran cantidad de información donde quedan al descubierto todas sus tracalerías. Por ello el Presidente Chávez lo desenmascaró publicamente llamándolo mentiroso.
Ahora Ramón Martínez no solo se ha quitado la careta, quedó desnudo ante el pueblo de Sucre y de toda Venezuela. Basta leer sus declaraciones al diario El Universal y en el Nazional para darse cuenta lo mentiroso, traidor, manipulador y sinverguensa que es este individuo soquete que ha gobernado al estado Sucre durante los últimos 15 años, a base de mentiras, trácalas, engañando al pueblo sucrense.

Ramón Martínez y su Combo, no volverán, dan asco.

Patria Socialismo o Muerte,

mpiturbe@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 9589 veces.



Manuel Pérez Iturbe


Visite el perfil de Manuel Pérez Iturbe para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: