Flor sin retoño II

Meses atrás, redacte y envié un artículo titulado Flor sin Retoño, donde, analizando la evolución política del autoproclamado como presidente de Venezuela, viendo sus actuaciones delictivas y observando la dinámica de la opinión pública internacional, que ya dudaba de este espantapájaros, afirme: "languidecerá, palidecerá, se consumirá con el tiempo y no será más, que UNA FLOR SIN RETOÑO.

No se necesitaba ser profeta, ni tener las cualidades predictivas de Nostradamus, para ver, lo que se veía venir, sus despojos, luego de haberlo utilizado, de exprimirlo y dejarlo como un bagazo, poco a poco lo van minimizando, apartando. Ya les cumplió con su papel de títere, ahora lo relegarán y quizás porque por vergüenza no residiría en Venezuela, donde le tienen varios juicios pendientes, lo enviaran con el mismo procedimiento seguido a los testigos en los Estados Unidos, cambiándole el nombre, dándole una nueva identidad, lo enviarán a cualquier rincón para que allí se consuma y llore sus penas.

Por allí fumea, se avizora que será el destino del autoproclamado, quien hoy, pretende liderar conversaciones con el gobierno legítimo de Venezuela, a pesar que dentro de las propias filas opositoras cuestionan el efímero período en el que se convirtió en Vedette de los enemigos de nuestro país.

Ante las declaraciones recientes de voceros de la Casa Blanca, donde no lo mencionan en su condición de presidente autoproclamado, comienza a desesperarse lanzando pancadas de ahogado: "Pero es que Estados Unidos me apoya"…. "Pero es que Estados Unidos me reconoce", esta afirmación va dirigida contra sus propias bandas de ultraderecha, que ya ponen en juicio su liderazgo y claman por nuevos voceros más calificados.

¡Qué vergüenza¡ de "líder", ¡Qué falta de patriotismo!; ¡Qué entrega desvergonzada¡ a los intereses de otros países, que aspiran sólo a las riquezas de Venezuela.

Ese es precisamente, el tipo de liderazgo que los Estados Unidos y sus aliados, pretende imponer en nuestros países. Un liderazgo, que carezca de visión integradora de nuestra región; que carezca de sentido patriótico; que esté dispuesto a entregar los recursos naturales de nuestros países para beneficio de sus sociedades; que se preste a dividir nuestros países para favorecer el reinado de ellos y la sumisión de nosotros. Esa es la verdadera caricatura, del líder que desean, lo demás que alardean: Democracia, Derechos Humanos, Libertad, Elecciones libres, etc...etc., son conceptos vacios, con los cuales ellos juegan y aceptan, cuando están al servicio de sus intereses, pero cuando esos mismos conceptos cuando no les sirven a sus intereses, los desechan, los ignoran y hasta los niegan.

El ejemplo más patético son los Estados Unidos: No firmaron por ejemplo los Estatutos de Roma, para que sus tropas mercenarias y asesinas no puedan ser juzgadas en los Tribunales Internacionales; No firman la mayoría de los Convenios sobre Derechos Humanos, pero se dan el lujo de calificar a los países que según ellos los violan; No les importa salirse de los Convenios Internacionales en Materia Ambiental, si consideran que eso afecta sus intereses; Critican y asumen el derecho de cuestionar las elecciones que se realizan en otras naciones, pero las sucias y poco transparentes que ellos realizan, no dejan que nadie las supervise.

Por eso, a estos países imperiales, les interesa tener liderazgos que puedan controlar y manipular en nuestra región, para que no sólo apoyen sus desmanes a nivel internacional, sino, que le sirvan como punta de lanza para aprovecharse de los recursos naturales de otros países en beneficio de sus sociedades. POR ESO GUAIDO ES UN ZAPATO QUE LES CALZA A LA MEDIDA.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 271 veces.



Jesús Sotillo Bolívar

Docente en la UCV

 jesussotillo45@gmail.com

Visite el perfil de Jesús Sotillo Bolívar para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Jesús Sotillo Bolívar

Jesús Sotillo Bolívar

Más artículos de este autor