Colombia: el imperio o la realidad al revés

Si Varito de las Nieves, el Carnicero de Bagdad, el Cónsul de Kabul y el Dictador de Islamabad, se pusieran de acuerdo para organizar una manifestación en contra de sus opositores, seguramente conseguirían un buen resultado visual, por cuanto tendrían asegurada la cobertura mediática planetaria de las cadenas televisivas de su patrón imperial, la presencia de las viejas oligarquías defensoras de su poder feudal y la obligada concurrencia de funcionarios y sectores populares bajo el control de sus partidos y de beneficiarios de los programas de “Acción Cívica” diseñados por asesores norteamericanos para ser ejecutadas en sus países.

Si en vez de ello se organizara una Conferencia Internacional en apoyo a sus “gobiernos democráticos agredidos por el terrorismo”, estaría asegurado un resultado muy feliz porque, con el apoyo logístico del imperio, la cobertura de mediática desinformadora de CNN, CBS, BBC, TVE, REUTER, EFE, etc, y la destacada presencia de reyes “democráticos”, presidentes fraudulentamente elegidos, primeros ministros designados por elites políticas y una corte de académicos, intelectuales y de turistas viajeros de la ONU, podrían declarar el unánime apoyo de la “comunidad internacional” a la política exterminio de sus pueblos que, en nombre de la Libertad, la Democracia y la lucha contra el Terrorismo, realizan estos productos de la “ciencia realidad” imperial.

Pero si no bastara estas formidables manifestaciones de apoyo nacional y de la comunidad internacional a tales “gobiernos democráticamente electos”, seguramente el señor George W. Bush pondría en movimiento su “marketing” diplomático para conseguir que el Consejo de (in) Seguridad de las Naciones Unidas, el mismo que se hace de la vista gorda con el terrorismo de Estado en Colombia y Pakistan y apoya las ocupaciones de los ejércitos imperiales en Afganistán e Irak; realizaría una sesión especial con el fin de recibir en pleno a estos “indignatarios” para que expusieran “los resultados altamente positivos de sus esfuerzos dirigidos a la consolidación de sus instituciones democráticas, el fortalecimiento de la seguridad y la protección efectiva de los derechos humanos de sus gobernados”; seguramente acordando llamar a la comunidad internacional a que “tengan mucha comprensión” por las vicisitudes que sufren estos gobernantes en su lucha contra el “terrorismo”, exhortando a que se les preste mayor ayuda financiera para mejorar las condiciones de vida de su población.

La Jornada Contra las FARC y el Terrorismo que el lunes 4 de Febrero impulsó el Señorito de las Nieves, a través del portal FACEBOOK, con el apoyo de las telecadenas planetarias y sus subsidiarias de la otra América y Europa, es una evidencia irrefutable que la política ha sido succionada del espacio público de los pueblos para ser instalada en el cuadrante de los televisores ubicados en todo el planeta, en donde íconos y emblemas de la burguesía mundial y sus aliados, son presentados como artífices del bien y de lo sagrado, mientras se diabolizan todas las fuerzas que se le oponen, por cualquier medio, a sus regímenes de terror, exclusión y explotación, descartando tragedias históricas, personajes siniestros y crímenes de lesa humanidad cometidos por esos mismos personajes en contra de sus pueblos.

“Como ustedes pueden ver”, dirían “los Robertos” en sus programas de radio y televisión venezolanos, el mundo real ha sido puesto al revés y esta inversión de los real concreto - imaginario pero verídico - tiene nombres y apellidos: el poder imperial hegemónico de los Estados Unidos, basado en su poderío militar y su aún importante economía y, el uso intensivo y profundo de la in dustria informativa, cultural y del entretenimiento - especialmente de los medios televisivos planetarios -, para construir realidades inexistentes y encubrir episodios relevantes y distraer la atención de los asuntos relevantes de la realidad, con el fin de legitimar la acción política y la represión de sus aliados ubicados en áreas energéticas de importancia estratégicas.

Para los revolucionarios bolivarianos, el aprendizaje de esta última acción global-ideológica del imperio en nuestra frontera occidental es claro: no es suficiente un líder con la fuerza política y moral del comandante Hugo Chávez Frías y la fuerza popular y revolucionaria que le acompaña para enfrentar a nuestros enemigos; es fundamental y urgente construir “una fuerza misilística del pensamiento”, en capacidad de bombardear todo el espacio planetario con las ideas de la Soberanía, la Paz, la Democracia y el Bienestar de Nuestro Pueblo y los Pueblos de Nuestra América, interceptando y destruyendo en la mente de la Humanidad, los mensajes desinformadores, alienantes y transculturizadores del imperio y de sus oligarquías y élites reaccionarias locales, en una confrontación de largo aliento, que tiene como campo de batalla todo el planeta Tierra y como objetivo, ganar las mentes y los corazones de toda la Humanidad para la Vida, el Amor, el Trabajo, la Solidaridad y la Paz, es decir, para el Socialismo.

¡Mil Gracias a Andres Izarra y TELESUR

¡Bienvenido Satélite Simón Bolívar!


yoelpmarcano@yahoo.com







Esta nota ha sido leída aproximadamente 1635 veces.



Yoel Pérez Marcano


Visite el perfil de Yoel Pérez Marcano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /medios/a50536.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO