Le contesto Sr. Uribe. Comerciantes de la muerte

Permítame contestarle señor Uribe, desde Guatemala, el día de la posesión del presidente Colon, su gobierno convoco a una rueda de prensa para manifestar que la FARC son terroristas, porque secuestraban, no respetaban a mujeres embarazadas y niños o estallaban explosivos en poblaciones civiles, en clara alusión al pedido del presidente Chávez, de retirar el status de terrorista a las FARC, pedido que esta desvirtuando personalmente o por llamadas de teléfono, a los presidentes de la región.

Especialmente en los años de su gobierno, la violencia para usted, es un gran negocio, negocio que le permite consolidar su poder económico, monopolizar los casi once millones de hectáreas, de fértiles tierras en manos de los paramilitares a lo largo y ancho de las fronteras con Panamá, Venezuela y Ecuador, mientras por otra parte, miembros de su entorno se han instalado como burgueses urbanos, montando empresas, construyendo centros comerciales, otorgando contratos de construcción a empresas de parientes y amigos lacayos de los Estados Unidos con mano de obra barata y abundante de los casi 4 millones de desplazados que abandonaron sus tierras presionados por los comerciantes de la muerte que lo tenían todo preparado, para la bienvenida del plan Colombia, que espera consolidar, afectando otros gobiernos, de Sudamérica especialmente.

Esta etapa de confrontación y violencia, presidida por usted presidente Uribe, por los medios y los métodos utilizados, permitiendo la utilización de armas químicas y biológicas, como el glifosato, cosmosflux, porea, una vez mezcladas son armas químicas y el hongo patógeno fusarium, utilizados por su gobierno en las áreas del rió Putumayo y rió SN. Miguel, frontera con Ecuador, para el control pleno del espacio, son actos terroristas, permitiendo a las trasnacionales farmacéuticas, realizar amplios análisis de la amazonia, armas prohibidas por la convención de Ginebra, por la ONU, especialmente por el humanismo. Para la historia de su país, jamás los costos del conflicto, los asumían los pobres y los desplazados, en su totalidad, que son los únicos que su guerra alcanza y afecta enormemente, el sistema social interno y externo de los países limítrofes con Colombia, pero ese es otro de los propósitos de ese proyecto militar imperial, llamado plan Colombia. Que también debemos llamar actos de terrorismo, ya que en el desplazamiento, hay mujeres, niños, población en general afectado por su conflicto, radicalizándolo para el segmento mas pobre de la población, que en todos estos años de su gobierno, no ha podido o no ha querido solucionar, cualquiera de las dos respuestas, es un fracaso de su gobierno Sr. Uribe

Los nuevos conceptos universales, sobre humanización de la guerra, la defensa de los derechos del niño y de la mujer, las nuevas legislaciones sobre pueblos indígenas y afro americanas, el respeto con los acuerdos internacionales, todo los acuerdos y comisione de la ONU, la comunidad económica europea las ONG internacionales y nacionales sobre derechos humanos, temas tratado por ustedes desde Guatemala, ponen en evidencia la inutilidad de la política ordenada por el presidente Bush, de tierra arrasada, paramilitarismo, y otros sistemas fascistas que en Colombia vienen siendo empleadas por usted y sus fuerzas armadas para combatir la subversión, lo único que ha conseguido en los años de su gobierno, es que con mucha sencillez, las armas y el sostenimiento de la guerrilla, dependen de la oligarquía colombiana dueña del gran capital. Cambiaron la constitución para reelegirlo, pretenden hacerlo por tercera vez, condenándose mientras usted exista, a pagar bonos o impuestos de guerra para sostener las convivir, paramilitares y autodefensas privadas, este presupuesto se agudizara en la medida que estos grupos crezcan en numero e infraestructura.

Sostener estos grupos es más costoso que sostener a la misma guerrilla, ya que al paramilitarismo hay que pagarles por cualquier trabajo, ya que carecen de ideología y convicción para sostener una lucha, excepto por algunos sentimientos de odio y rencor generado por los mismos desmanes de la guerra. Cuando dijo que la oligarquía que usted sostiene, tiene que comenzar a trabajar por la paz, no se trata que salgan a protestar en contra de al guerrilla, entre otra cosas, porque el pueblo colombiano, después de sesenta años de violencia ya no se traga ese cuento, le dijo por que esa oligarquía son los dueños del 92% de la tierra cultivable, son los dueños de la banca, son los últimos presidentes impuestos, son los que tienen negocios con la comandancia de las fuerzas armadas. En este tira y encoge, esta ocurriendo las cosas mas graves en la historia del país, fuerzas ocultas que se vienen gestando como resultado de su pésimo manejo político y social, han aumentado la corrupción que lo salpica a usted y a los miembros mas cercanos de su gabinete. Si nos detenemos un poco a reflexionar el panorama político, es un país en crisis generalizada , en el aspecto económico solo se esta viviendo una abundancia militar que durarara mientras dure el plan Colombia esto para el futuro colombiano social es muy preocupante, en el se reflejan los errores cometidos por su política interna y externa. Estos manejos socio políticos, de su gobierno abren la brecha entre ricos y pobres que no permiten que disminuya la violencia, por el contrario aumenta los cinturones de miseria, colocando a ese segmento de población como objeto de explotación y utilización.

Situación de poder, que no permite distinguir entre conservadores y liberales, esa ideología quedo atrás allá por los años 80s, todo se resume en una oligarquía militar, entrenada, pagada y alimentada por el imperio norteamericano, presionando para colocar sus aviones y armas, mas unos cuantos miles de millones de dólares, pero que de ninguna manera justifica vender la soberanía de su patria y la dignidad de su gente. La confrontación armada, propuesta por el capitalismo militar, especialmente desde el 2001, tarde o temprano perderá vigencia en su país, por no tener petróleo, mientras tanto privan a su pueblo de no poder elegir libremente a sus candidatos, en las elecciones locales, de las regiones apartadas, donde la guerrilla tiene influencia, y en las grandes ciudades donde se encuentran los corruptos y animales de la ciencia política, donde son continuamente reelegidos, protegidos por los grupos armados de derecha, que usted sostiene.

La historia del conflicto colombiano, es prolifera en personajes como el suyo desgraciadamente, todas las etapas del conflicto han dejado personajes tristemente celebres y cuando estos cumplieron su papel, es decir bañar al país en sangre de inocentes, solo fue para provocar el agigantamiento del partido, y aumentar los bienes de la oligarquía, fortaleciendo las fuerzas armadas, a la postre quienes sostienen ese tipo de gobiernos lacayos del imperio y comerciantes de la muerte, papel que UD, cumple ahora y mientras dure el plan Colombia. Propuesta también utilizada para la desestabilización de la región, proyecto al igual que el ALCA, FRACASADO, por los gobiernos de la región que son de izquierda y que desean la paz en su país, insistir en la solución militar, es insistir en el concepto de loco.

Por ultimo, el fracaso del control del narcotráfico, usted mejor que nadie sabe que ese no es ningún fracaso, ese es un negocio que su gobierno con el de EEUU, controlan, fue un pretexto, mas que una razón, como los utilizados por los norteamericanos, para justificar las invasiones y la explotación, presidente Uribe, usted es el títere de turno del imperio. Triste papel este, por usted desempeñado, en detrimento de su pueblo.


RAUL CRESPO.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2427 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: