Pedagogía política

La Celac y las Cumbres de las Américas

Al contrario que en las Cumbres de las Américas, asuntos obligados en las agendas de las Cumbres de la Celac, tienen que ser temas como: 1) el levantamiento del bloqueo a Cuba; 2) la devolución del territorio de Guantánamo a su legítimo propietario; 3) la independencia de Puerto Rico; 4) la devolución de Las Malvinas a la República Argentina por parte del Reino Unido; 5) la demanda de Bolivia de una salida al mar; 6) la secular injerencia de EE.UU., España y la Unión Europea en los asuntos internos de NuestraAmérica; 7) el fortalecimiento de Telesur; 8) la vigencia del Banco del Sur; 9) la creación de una moneda única; 10) la discusión en bloque de acuerdos comerciales, financieros, científicos y tecnológicos y comerciales con EE.UU, la Unión Europea y otras potencias y/o bloques extra continentales.

Al fin y al cabo, la creación de la Celac, sus motivaciones, lo que motivó a Chávez, Lula, Kirchner, Correa, Evo, Ortega, Tabaré, Lugo y otros mandatarios, empujados por sus pueblos, fue la necesidad imperiosa de tomar sus propias decisiones sin la injerencia ominosa y compulsiva de las dos potencias del norte y la Unión Europea, incorporando factores que van más allá de lo meramente económico, financiero, comercial e industrial.

Muy lejos estas motivaciones de las que dieron origen a la OEA, en cuyo trasfondo privó el asegurar la sumisión de los países latinoamericanos, y más tarde los anglocaribeños, como “patio trasero” de los EE.UU. y la organización como “Ministerio de las Colonias”, tal como funcionó hasta hace muy poco, digamos que hasta el advenimiento del siglo XXI.

En efecto, en la Declaración de la OEA se lee que “nace para fortalecer la paz, seguridad y consolidar la democracia”, mientras que, muy al contrario, sirvió para avalar, bajo la presión constante de EE.UU. en aras de sus intereses, dictaduras como las de José Videla (Argentina, 1976-1983), Hugo Banzer (Bolivia, 1971-1978), Humberto Castelo Branco (Brasil, 1964-1985), Augusto Pinochet (Chile, 1973-1990), Gustavo Rojas Pinilla (Colombia. 1953-1957), Fulgencio Batista (Cuba, 1952-1958), Guillermo Rodríguez Lara (Ecuador, 1972-1976), Anastasio Somoza (Nicaragua, 1934-1979), Alfredo Stroessner (Paraguay, 1954-1989), Juan Velazco Alvarado (Perú, 1968-1975), Rafael Leonidas “Chapita” Trujillo (República Dominicana, 1930-1961), Juan María Bordaberry (Uruguay, 1973-1984), Marcos Pérez Jiménez (Venezuela, 1948-1958), es decir, una suma de 210 años de dictaduras sin incluir otras que omitimos.

Otros dictadores militares, y civiles protagonizaron regímenes despóticos bajo  características, todos ellos, idénticas, tales como:

a)      Tuvieron su apogeo en el período de la “Guerra Fría”; b) Los dictadores militares fueron formados en la Escuela de las Américas; c) Fueron auspiciados, apoyados y asesorados por la CIA, las embajadas yanquis  y el Departamento de Estado; d) El apoyo se fomentó con el pretexto de la supuesta “amenaza” de la ideología comunista; e) Contó con la satisfacción manifiesta de los gobiernos de Washington; f) Imperó la censura de prensa; g) Fueron abolidos los partidos políticos; h) La dictadura sistematizó la tortura, la desaparición de los adversarios políticos; i) La persecución y encarcelamiento de los dirigentes políticos fue norma de esos regímenes; j) Fueron abolidos los sindicatos; k) Se protegió la libre empresa y el contubernio mafioso del Estado con el empresariado privado; l) Se incrementó el analfabetismo y la precariedad de la salud y la educación; m) Desapareció la seguridad social y la protección a la infancia y a los ancianos; n) Se disparó la mortalidad infantil; ñ) Las empresas estadounidenses y europeas se enriquecieron cada vez más  a expensas de los literales f) a n).

En los hechos, la OEA no ha cumplido ni hecho cumplir esos principios fundamentales de la Carta de la Organización: fortalecer la paz, seguridad y consolidar la democracia.  En la realidad, ha atentado contra gobiernos surgidos de la voluntad de sus pueblos, tales como se registra la promoción del Golpe de Estado en Cuba 1952 cuando es derrocado Prío Socarrás; Guatemala en 1954 con el derrocamiento de Jacobo Arbenz; en 1964 es derrocado en Brasil Joao Goulart; en 1973 es derrocado en Chile Salvador Allende; en 1981 muere en accidente aéreo el Presidente de Panamá Omar Torrijos Herrera, su muerte es atribuida a mercenarios al servicio de la CIA; en 1983 es invadida por fuerzas estadounidenses la Isla de Grenada y asesinado su presidente Jewel Maurice Bishop; en 1989 el ejército de EE.UU. invade Panamá, asesina miles de panameños y es apresado su presidente Manuel Noriega quien es llevado y encarcelado en aquél país; en el año 2002 la embajada yanqui, el Departamento de Estado, la CIA y sectores de la derecha venezolana derrocan por 47 horas al Presidente Constitucional Hugo Chávez.

En los años subsiguientes, son promovidas desestabilizaciones en Bolivia, Ecuador y otros países progresistas de América Latina, siempre bajo el auspicio de la embajada yanqui, el Departamento de Estado, la CIA y sectores de la derecha de cada uno de esos países.

En atención a todo lo anterior, más que esperar una rectificación de esas políticas por parte de los gobiernos de Washington, lo que conviene es profundizar y fortalecer los lazos de la CELAC, de manera que la integración latinoamericana y caribeña garantice por sí misma la paz, la seguridad y el progreso de sus pueblos en libre ejercicio de su soberanía.



 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1487 veces.



César Eulogio Prieto Oberto

Profesor. Economista. Miembro de Número de la Academia de Ciencias Económicas del Estado Zulia. Candidato a Dr. en Ciencia Política.

 cepo39@gmail.com

Visite el perfil de César Eulogio Prieto Oberto para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a205868.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO