Interrogantes del acuerdo entre Cuba y USA

El acuerdo logrado entre Cuba y los Estados Unidos, casi simultáneo con la firma por Obama de las sanciones contra funcionarios venezolanos, es una circunstancia histórica bastante confusa, y nos permitimos hacer algunas reflexiones, aclarando por una parte que nos falta información, y por otra que no nos tragamos las infantiles explicaciones que algunos en Venezuela pretenden dar sobre esto.

1. Los acuerdos entre Raúl Castro y Obama contrastan con el lenguaje agresivo que a lo largo de todo este año 2014 han tenido contra Venezuela tanto el gobierno de Obama como el parlamento norteamericano (agresividad mantenida constantemente en estos 16 años de revolución). Ese lenguaje agresivo ha sido ratificado hoy al promulgar Obama la ley que sanciona a funcionarios venezolanos por supuestas violaciones de derechos humanos.

2. También contrastan estos acuerdos de distensión Cuba-USA con el duro discurso y las más duras medidas tomadas por los Estados Unidos contra Rusia, discurso y medidas que ha logrado imponer a sus aliados de la Unión Europea, regresando el panorama político internacional a niveles de la guerra fría, como reconocen muchos analistas. Tengamos en cuenta que Rusia es un país tan capitalista como los USA, y que sin embargo la competencia entre los rusos y los gringos han llevado al enfrentamiento ya señalado.

3. De Obama y Kerry para abajo, muchos altos dirigentes del gobierno gringo han despotricado de la revolución bolivariana amparándose en los hechos de la Guarimba, y se hace evidente que esa estrategia semi insurreccional, del mismo tipo de las revoluciones de colores promovidas en la Europa oriental y países ex-soviéticos, estuvo promovida y coordinada por las organizaciones de inteligencia estadounidenses.

4. El acuerdo Cuba-USA pareciera ser un simple intercambio de prisioneros, similar a los que en el pasado los gringos acordaron varias veces con el gobierno de Vietnam. Pero creo que no tiene precedentes en Latinoamérica. Las FARC intentaron un intercambio de ese tipo buscando liberar a Simón Trinidad, pero los gringos se han negado todo el tiempo a ese tipo de acuerdos. Los cubanos pueden haber aprovechado una propuesta gringa interesada en lograr la libertad del funcionario de la USAID retenido en Cuba, y simplemente se logró el acuerdo de liberar a los tres patriotas cubanos presos en el imperio desde 1999. Todo lo demás sería adorno.

5. No creo que los acuerdos sean producto de “movilizaciones” y protestas recientes pidiendo el cese al bloqueo y la libertad de los cinco patriotas cubanos, pues esas actividades se han realizado desde hace años, bastante multitudinarias en algunos sitios y momentos, sin haber logrado resultados hasta ahora.

6. Tampoco creo que los acuerdos sean por el fortalecimiento de la Unasur, como pretendió argumentar un entrevistado cubano hoy en VTV. No creo que la Unasur esté en su mejor momento, luego del disputado triunfo de Dilma y de las dificultades económicas de Argentina y Brasil.

7. Obama viene de sufrir la mayor derrota electoral del partido Demócrata en los últimos 54 años, por tanto tampoco se puede aducir que sea una medida derivada del fortalecimiento del gobierno de Obama.

8. Pensamos que hay gato encerrado, pero nos falta información para hacer conclusiones. A primera vista pareciera que el gobierno cubano nos ha vendido ante el imperialismo. Ellos deberán aclarar cómo se explica que los gringos aprueben mejorar relaciones con Cuba y al mismo tiempo toman medidas extremas contra Venezuela.

9. Se supone que Cuba es más peligrosa para los gringos que Venezuela. La dirigencia cubana se supone que es más sólida en lo ideológico, más sólida en sus fundamentos organizativos como partido comunista, con una trayectoria de casi 60 años de experiencia en el camino socialista. Los gringos no son bolsas y saben esto. Entonces nuevamente no se explica lo que acaba de suceder. O los cubanos abandonaron la lucha y nos dejaron en el campo de batalla, o existe un piquete en estos acuerdos que aún no conocemos. Esperamos que esta segunda opción sea la que se ajuste a la verdad.

10. Parece que el gobierno de Obama busca ex-profeso enemistar al gobierno venezolano con el gobierno cubano, al decidir hoy las sanciones contra funcionarios ya mencionadas. Pero esto hay que saber valorarlo, porque hay algo de verdad en los hechos que analizamos. Nos preguntamos si Maduro estaba enterado de estas conversaciones cubano-gringas, y de cómo los cubanos nos informaron sobre las mismas.

11. La opinión pública lo que asimila es que los Castro sí saben resolver sus problemas, y en cambio Maduro-Cabello profundizan los problemas aquí en Venezuela. Esa apreciación no la tenemos nosotros, pero lamentablemente es la que queda expuesta al público bolivariano, y hay que saber aclarar esto muy bien.

12. De cualquier forma, que algunos abandonen la lucha por el socialismo no significa la derrota de esa lucha que los pueblos del mundo enarbolan como única opción ante el militarismo guerrerista y la esclavitud neoliberal que hoy imponen los Estados Unidos y sus países aliados.

Seguiremos enarbolando el legado del Presidente Chávez, el Plan de la Patria, y exigiendo el Golpe de Timón que permita enderezar los errores que nos han conducido a la difícil situación económica y política en que se encuentra al revolución bolivariana. Para ello se pueden consultar numerosos artículos anteriores y los documentos suscritos por Marea Socialista.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4856 veces.



Roberto López Sánchez

Roberto López Sánchez (Caracas, 1958). Historiador. Profesor Titular de la Universidad del Zulia (1994-2019). Magister en Historia de Venezuela y Doctor en Ciencias Políticas. Luchador social, activista del movimiento estudiantil y profesoral, vinculado al trabajo obrero, campesino, ambientalista, indígena y cultural desde 1977. Participante de la lucha armada revolucionaria (1977-1988); miembro del Frente Guerrillero Américo Silva. Sometido a persecución política y juicio militar en 1982. Actividad revolucionaria clandestina durante 1982-1988. Fundador de la Unión Nacional de Trabajadores-Zulia y miembro de su comité ejecutivo (2004-2012). Integra el consejo consultivo de la Federación Bolivariana Socialista de Trabajadores del Zulia (organismo que sólo ha sido convocado en una oportunidad en cinco años). Ha sido director de las Divisiones de Extensión y de Formación General; Secretario Docente de EUS; Coordinador de la Unidad Académica de Antropología, del Diplomado en Consejos Comunales (cinco cohortes graduadas) y el Diplomado en Formación Sindical con (cinco cohortes graduadas) en la Facultad Experimental de Ciencias (FEC). También ha coordinado la Zona Zulia-Falcón del Ministerio del Trabajo (2004). Ha publicado: El movimiento de trabajadores en Venezuela durante la revolución bolivariana: 1999-2012 (2017); Movimiento estudiantil y proceso político venezolano (2007); El protagonismo popular en la historia de Venezuela (2008-2015); Los Consejos Comunales y el Socialismo del Siglo XXI (2009); y Venezuela ante la globalización, la crisis mundial y los retos de su desarrollo (2012), además de 5 capítulos de libros científicos, 45 artículos científicos y 50 ponencias en eventos nacionales e internacionales. Es miembro del Programa de Estímulo a la Investigación (PEII), nivel C. Egresó en pregrado con 19,41 puntos de promedio (LUZ, 1994). Ha dirigido 10 proyectos de investigación en la FEC-LUZ. Actualmente dicta semestralmente las materias de Historia de Venezuela, Historia de América, Intercambios económicos y simbólicos, y Poder y Movimientos Sociales, en la Licenciatura en Antropología de LUZ. Ha dictado los seminarios Lucha de clases en el siglo XXI. Movimientos sociales y formas de participación política; y El análisis marxista y la sociedad global del siglo XXI, en el programa de Doctorado en Ciencias para el Desarrollo Estratégico de la Universidad Bolivariana de Venezuela, en Maracaibo. En la División de Extensión de la FEC desarrolla anualmente seminarios sobre: Crisis política en Venezuela; Marxismo y Antropología; Movimientos Estudiantiles en Venezuela; Movimiento de Trabajadores en la Venezuela Contemporánea; Crisis Económica Mundial y su repercusión en la economía venezolana; Movimientos Sociales y Protagonismo Popular en la Historia de Venezuela (dictado también en el Centro Internacional Miranda -CIM- y en Fundacite-Mérida en 2016); y el seminario La Lucha Armada en el Oriente de Venezuela: 1965-1990, en el CIM (2017). Es coinvestigador en el Proyecto: “Historia de los frentes guerrilleros Antonio José de Sucre y Américo Silva: 1966-1990”, Centro Nacional de Historia (2016-2017). Investigador principal en el proyecto “Identidades en el estudiantado de la Universidad del Zulia” y del programa de investigación “Universidad del Zulia: comunidad, organizaciones e identidades” (2017-2019).

 @cruzcarrillo09

Visite el perfil de Roberto López Sánchez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a199991.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO