El socialismo del siglo XXI

El objetivo primordial de los gobiernos progresistas, incluido el gobierno revolucionario de la república bolivariana de Venezuela, es darle a la humanidad, una vida plena de justicia social en todos los estamentos y fases de la vida humana. Sí nos preguntáramos, ¿Es muy difícil hacer justicia social para la humanidad? Pensamos, que hasta los mismos socialistas seguramente dirían que si es muy difícil. Esto sucede porque solo vemos los obstáculos y las trabas que opondrían, los imperialistas y su máxima expresión como lo es el capitalismo; a los intentos de aplicar la justicia social por parte de los progresistas.

Soy de las personas que piensa que el capitalismo a diferencia del socialismo -el cual tiene una acepción en su descripción que habla del socialismo científico- no tiene nada de científico en lo que respecta a su concepto y su aplicación. Es probable que en su devenir histórico, ¬del capitalismo¬ las ciencias hayan tenido un importante impulso, pero ha sido por la conveniencia del capitalismo. Entonces pienso que el capitalismo es la consecuencia de métodos que los ambiciosos mercaderes y depredadores de siempre han tenido que aplicar para arrebatarle a las poblaciones más humildes sus riquezas de cualquier tipo.

Afortunadamente en nuestra Venezuela, y en Latinoamérica, estamos hablando del socialismo del siglo 21. Este no es otro que el mismo socialismo que fue formulado en el siglo 19. Simplemente es un socialismo de resurrección o reaparición. Puesto que –el socialismo- ya se creía muerto y sepultado, ¬recuerden el cuento de “el fin de la historia”¬ y que las naciones que aun se mantenían tras ese sueño social, pronto caerían en el capitalismo y su novel hijo menor (una trampa caza bobo) llamado neoliberalismo.

Sí, nosotros, hiciéramos una encuesta nos daríamos cuenta que mucha gente que habla de socialismo del siglo 21, no tiene mucho conocimiento histórico de lo que es y ha sido el socialismo. Por lo tanto es lógico pensar que ese grupo de personas dentro del cual me incluyo, estamos creando expectativas con respecto al socialismo porque todos los días notamos la forma eficiente y diferente hacia lo positivo, que ha resultado el gobierno revolucionario que tenemos.

Sí ese gobierno, se llama socialista entonces el socialismo es bueno y nos conviene mantenerlo. Aun cuando este gobierno, todavía no es socialista, podemos decir que “sí no mata, engorda”.

Lo antes descrito significa claramente, una ventaja comparativa, que debemos aprovechar, para lograr la implantación del socialismo del siglo 21, esto es una consecuencia de las buenas políticas, o sea, estamos construyendo el socialismo del siglo 21. mostramos un ejemplo.

¿Qué pasaría? Sí, estos ejemplos los acompañamos con una ideologización, bien incisiva, que llevara al pueblo a establecer, una clara y precisa diferencia entre el capitalismo y el socialismo. Diferencia esta que ha estado observando sólo como una acción de sacrificio, muy parecida a una extirpación o amputación de un miembro dañado.

Esto nos debería llevar a una conclusión, y es que, aunque lo que estamos haciendo casi en forma artesanal esta dando buen resultado, se podría tomar como parte de las bases del socialismo del siglo 21. Sí, a ello sumamos las razones históricas que motivaron la creación de la teoría socialista, y los elementos que ese movimiento socialista creó para aplicar dicha teoría.

Haciendo una definitiva integración entre lo inicial de la teoría, las experiencias anteriores, y todas las experiencias que se van generando en Venezuela con la aplicación de métodos nuevos y diferentes para solucionar los problemas del pueblo. Pudiéramos ir hablando del socialismo del siglo 21

Ahora, sí, nosotros tomamos en cuenta que la primera experiencia, que hemos tenido, es que logramos identificar los problemas reales que sufrimos, y las probables soluciones.

En consecuencia, de hecho, hemos estado practicando la aplicación de ese aprendizaje.

En los momentos en que estamos empeñados en, de una buena vez lanzarnos a la creación del socialismo del siglo 21, pasemos entonces a exponer que es lo que debe hacer el sistema socialista del siglo 21. Para convertirse en una forma de vida definitivamente de la totalidad de la humanidad, aun cuando sabemos, que lo hagamos, como lo hagamos, siempre será imperfecto, pero estaremos dispuestos a mejorarlo siempre.

Podemos de una vez sin detenernos en análisis, pasar a enumerar lo que consideramos que debe hacer y ser el socialismo del siglo 21.

A continuación vamos a enumerar una serie de premisas en las cuales se debe fundamentar la acción del socialismo del siglo 21. Estas premisas, por ahora solo se esbozaran, para después profundizar en ellas, las premisas solo servirán de motivadoras de las discusiones que darán el resultado final en cuestión, claro siempre hay que recordar que todo debe ser perfectible.

El socialismo debe tener como única motivación el bienestar del pueblo y para ello debe ejecutar o poner en ejercicio todos los métodos validos y competentes para satisfacer al hombre y la mujer junto a su entorno natural.

El socialismo deber trabajar para erradicar la cosa y concepto “dinero” como se conoce hasta ahora, porque significa y es realmente un elemento perturbador de la humanidad, sabemos que hay muchos ejemplos, pero todos los conocen. El dinero sí no conseguimos otra herramienta solo debe servir como elemento referencial, o simbológico, para no tener que andar con una vaca en el lomo para vender la leche.

El socialismo deberá trabajar para erradicar definitivamente, el concepto negocio y la plusvalía de todo lo que se intercambie o sea un bien de consumo o servicio. Esta erradicación, debe hacerse sin contemplaciones, como si fuera una extracción de una pieza dental. Como quiera que esta medida encontrará un obstáculo en la interacción con el resto de países capitalista o no, con los cuales tendremos que interactuar eventualmente, debemos en consecuencia desarrollar un método comercial, que proteja a la sociedad contra una infección de la burbuja que seria el pueblo venezolano. Todo esto será, claro esta, mientras implantamos el socialismo del siglo 21 en los países capitalistas.

El socialismo del siglo 21 trabajará y creará métodos leyes y procedimientos para erradicar absoluta y totalmente la exclusión, a nivel social, a nivel profesional, o a cualquier otro nivel o estamento que pueda ser susceptible de discriminación. En otras palabras, si se hace necesario, se deberá eliminar estas clasificaciones. Se deberá echar mano de todos los recursos disponibles. El socialismo deberá obrar eficiente y diligentemente para eliminar del pueblo venezolano la exclusión en toda la extensión del accionar y el existir del pueblo en el transcurso de su vida.

El socialismo debe erradicar de las practicas comunes de la gente la persecución del lucro en todas las actividades comerciales y no comerciales, realizadas en el diario accionar del pueblo venezolano, eso incluye que las necesidades artificiales que son generadas por las practicas capitalista deben sed erradicadas. Las necesidades reales de la gente deberán ser motivo de principal preocupación y ocupación del estado a favor del pueblo.

El socialismo del siglo 21 debe obrar para hacer del trabajo una actividad grata con motivación en lo social y lo moral, o sea el trabajo debe ser exaltado como una actividad sublime, como las artes o el deporte, tomando en cuenta que el trabajo se hace necesario solo para cubrir y satisfacer las necesidades de bienes y servicios para la humanidad.

Tomando en consideración que la consecuencia final del ejercicio del trabajo es el bienestar del hombre y la mujer, el resultado de la actividad ¬el trabajo¬ no debe ser para lucrar, de manera de no establecer diferencias groseras en el ejercicio del trabajo.

El socialismo debe agotar todos los recursos, para lograr que la producción alimentaria del pueblo, no sea objeto de lucro, la alimentación no debe tener calificación clasista de manera de hacerla excluyente, debe proveerse en suficiente y única excelente calidad, accesible a todo el pueblo con exacta equidad y justicia, sin exclusión y con el compromiso de llegar a instancias, y donde sea posible; hacerla totalmente gratuita.

Deberá ser un compromiso ineludible del estado socialista proveer a la población, de formación intelectual, entendida esta por la instrucción educación, y la instrucción para el trabajo, las artes, y la ciencia y tecnología bajo las siguientes premisas: Deberá ser suficiente en todos los niveles, ética y con alta moral, debe tener un compromiso con los semejantes (solidaridad), debe ser total y absolutamente gratuita, sin limitaciones ni exclusiones; no existirá educación privada ni lucrativa.

El estado socialista del siglo 21, asegurara definitivamente que el pueblo venezolano disfrute de Asistencia social y seguridad de su salud, que deberá ser de gran calidad y sin menos cabo. Deberá ser la prestación de la salud. Totalmente gratuita y de calidad en todos los niveles, todas las fases y todos los aspectos. La dotación de los hospitales preventivos y curativos debe ser completa eficiente y efectiva. En este particular vale la pena hacer un ejemplo de la maldad del capitalismo, relacionada con la prestación de salud, en la cual desgraciadamente el estado venezolano se hace cómplice. Es la gran cantidad de recursos económicos que el estado dilapida alimentando a las clínicas privadas y compañías aseguradoras que son todas propiedad de los capitalista, de paso estos entes capitalistas no dan un buen servicio, por lo cual cobran caro y puntualmente.

Es de hacer notar, la gran cantidad de guarimbas, que constantemente realizan los médicos que laboran en los hospitales públicos: retrasando y obstaculizando el desempeño, la logística y la calidad del servicio en los hospitales públicos para; de ésta manera inducir a los pacientes y sus familiares a buscar el servicio requerido en las clínicas privadas donde éstos mismos médicos y profesionales de la salud, también laboran.

Pero este ejemplo no se queda ahí, resulta que paralelo a este gasto bestial del estado, el mismo estado gasta una gran cantidad de recursos en la red de salud pública gratuita, la cual no es utilizada por muchas personas, porque le han hecho creer que la salud publica no funciona bien, y entonces accede a la prestación privada de la salud. Lo que viene a representar una aberración economicista, que a la larga favorece a los depredadores capitalistas.

La economía deberá ser totalmente humanizada. El valor del dinero nunca podrá ser ni más alto ni más importante que el valor de las cosas. De manera tal que los alimentos, los medicamentos, los fármacos, los insumos y equipos para la salud, la pedagogía en toda su basta extensión, y otros de igual importancia para la humanidad no podrán ser objeto de lucro.

Todas estas premisas parecieran ser difíciles de ejecutar y lograr, pero de ninguna manera son imposibles de poner en practica. De allí que el estado debe tener como principio la aplicación del socialismo del siglo 21, basándose solamente en los intereses del pueblo sin tomar en cuenta doctrinas costumbres procedimientos e intereses de otros países u regiones.

Podemos decir que antes de ponernos a sopesar o tomar en cuenta otras ideas con las cuales tendríamos que integrarnos para llevar a cabo nuestros proyectos, algo así como pedir licencia o en el mejor de los casos pedir permiso, deberíamos recordar que cuba a estado soportando y viviendo a pesar de un bloqueo brutal que la aísla; ¬ en contra de su voluntad¬ de gran parte del planeta. Entonces partiendo de ese hecho podríamos decir que también nosotros podemos bloquearnos por nuestro propio interés. Y negociar con el resto del mundo según nuestros requerimientos y necesidades.

Se puede concluir como lo ha dicho antes un gran líder socialista. “Los cambios que indiquen la característica definidora del socialismo solo los puede hacer el pueblo”; es su actitud ante las necesidades de cambios, es su predisposición a la lucha por el logro de sus reivindicaciones.

Por eso el pueblo no debe claudicar ni transigir, ni abrazar eufemismos para identificar al enemigo y sus acciones, por ello, es el pueblo quien decide. Lo que hace falta es un liderazgo definitiva y diáfanamente honesto y consustanciado con la responsabilidad asumida.

El socialismo es al genero humano, lo mismo que es el oxigeno al hecho de vivir, esto explica lo innatural que es el capitalismo en su relación con la humanidad.

La pachamama, nos ha dejado la mesa servida y la despensa llena con la reposición o repuestos necesarios. ¿Por qué entonces, se origina esta serie de necesidades insatisfechas que agobian al humano y hasta a las especies menores? Y, que solo serán satisfechas por lo elementos de la generación humana mas aptos para la lucha, o la depredación, o la humillación para generar la satisfacción de la necesidad como pago o dadiva; todo esto es absurdo.

En los textos de las religiones o la mayoría de ellas siempre se habla de justicia, en la repartición de las riquezas, inclusive existen relatos bastante inocentes y sin embargo encierran una gran enseñanza presentadas muy subjetivamente, por ejemplo la historia del maná es indicadora de esto que hemos mencionado. Cuando dios le dice a los hebreos en el desierto que no guarden el maná que ¬dios¬ les da diariamente, eso significa que hay suficiente maná para satisfacer las necesidades alimentarias, y que guardarla es inútil. Porque sí hay suficiente para todos, quiere decir que la cantidad que alguno guarde, es precisamente la dotación de otra persona. Además que el organismo, ya satisfecho, no reclamará en consecuencia otra porción de maná, y esa cantidad de maná indefectiblemente se convertirá en despojo o basura.

Ahora podemos deducir rápidamente que este sencillo ejemplo indica que el capitalismo sólo es delincuencia. Porque, sí alguna persona en ese caso acapara una porción extra de maná lo coloca no como un previsivo, sino como un aprovechador de una supuesta tragedia que pudiera presentarse al faltar el maná en la ración diaria de alguna persona, quien tenga entonces el maná faltante será el dueño de la posición privilegiada, y en consecuencia lo mas seguro es que utilice esa ventaja para sojuzgar al resto de las persona por hambre. Ello induce una distorsión en el socialismo natural que debe prevalecer en la interrelación de los humanos.

Veamos ahora claramente, y con certeza cuáles son las posibilidades de instauración del socialismo definitivo en nuestro país y nuestra América latina y caribeña.

Referenciándonos con la fecha bicentenaria del inicio de nuestras luchas libertarias, podemos decir con absoluta certeza, que sí ya en esa época, con muchas trabas y falta de condiciones favorables logramos independizarnos políticamente del imperio español, aún a despecho de las grandes diferencias de clases y conceptos de vida que existían en la fecha. Podemos en consecuencia, estar seguros; que si es posible, tener un éxito total en la lucha por liberarnos de las garras depredadoras del Imperio gringo y el engendro anglosajón llamado capitalismo.

La referencia al bicentenario, nos permite abrigar grandes esperanzas de implantar el sistema socialista. Es además un elemento de convicción inclusive, para borrar de la mente de los venezolanos y venezolanas, esa mala semilla que le ha sembrado la canalla mediática del capitalismo, que dice: Que el socialismo es una especie de ogro que devora niños y que les quita las pertenecías a la gente. Basado en su concepción capitalista, que el negocio y el provecho económico es lo principal en la relación entre los pueblos. La misma concepción que solo concibe las relaciones humanas como un objeto de lucro. Algo así como “aquí esta mi saludo; debes pagarme por ello”.

Estamos bien seguros que a raíz de las experiencias recientes que nos ha propiciado el transitar por la ruta revolucionaria bajo el marco de nuestra constitución y con la guía de nuestro máximo líder el comandante presidente Hugo Chávez Frías. Podremos propinarle una estruendosa derrota al imperialismo yanqui y la oligarquía venezolana. Ellos son derrotables porque su fuerza, solo depende del poder económico y el desprecio por las clases excluidas. Clases estas, que ellos mismos han venido fomentando desde siempre para su propio provecho.

Podemos entonces asegurar que triunfaremos en esta lucha, ya que nunca más Venezuela será una colonia de ningún imperio. Ellos son infinitamente derrotables porque la pleitesía que le profesan los líderes escuálidos al imperio obedece más al miedo y la resignación, tal como la que tiene el parasito que confía totalmente en la fuerza y protección de su anfitrión o amo ¬el capitalismo¬. Ya se veía este fenómeno en la Capitanía General de Venezuela, cuando los patriotas tuvieron que disfrazar la rebelión con un acto en defensa de los derechos del rey Fernando Séptimo; para poder lograr el objetivo de derrocar al Capitán General Emparan. No fue sino hasta un año después, el 5 de julio cuando se pudo confirmar la independencia de Venezuela del imperio español.

Hoy Venezuela vuelve a encarnar la definición de nacimiento de Venezuela como país tal cual como ya lo dijo el Libertador “Venezuela nació en un vivac”. Por ello, hoy la unión cívico militar vuelve a intentar con mas posibilidades de éxito la independencia total, y vamos a la consolidación de la patria grande como también lo soñó el libertador Simón Bolívar.

Hoy cuando conmemoramos y celebramos la emancipación, estrenando nuevas armas, políticas, las cuales son las juntas comunales y una conciencia socialista que cada día crece mas en las mentes de las venezolanas y los venezolanos, como elemento generador del poder popular que por vez primera empoderan al pueblo venezolano gracias a la gestión de la revolución en gobierno. Podemos en consecuencia asegurar que el sueño del libertador ahora si podrá ser una bendita realidad para nuestro pueblo.

Gracias a esa conciencia socialista podremos derrotar - así lo estamos haciendo-, vencer el egoísmo capitalista; la capacidad delictual contra la humanidad por parte del capitalismo. Lograremos esto con los nuevos paradigmas que han echado raíces en las mentes del pueblo, tales como el amor, la solidaridad, la colaboración, la equidad, la igualdad, la inclusión, las cuales son las características principales del socialismo.

Hacer referencia a la necesidad imperiosa de estudiar, de formarse una conciencia socialista, herramienta fundamental, para proteger nuestro sueño de tener independencia de los capitalismos depredadores, y crear y vivir libremente en una interdependencia sana y solidaria enmarcada en el sistema socialista, con los demás pueblos latinoamericanos. Como fue la motivación de nuestro libertador, cuando luchó por la unión de la gran patria colombiana. Lo antes enumerado viene a ser también, otras asignaciones que nos esperan en los próximos años de nuestra gesta revolucionaria hasta alcanzar la independencia definitiva.

El socialismo del siglo 21, toca a nuestras mentes cuando el capitalismo esta en crisis económica y el planeta esta mostrando los estragos a que los ha sumido la depredación capitalista. Por ello ante esa demostración de ineficiencia de los métodos capitalista surge para la humanidad el socialismo como la única vía para consolidar el bienestar y felicidad del pueblo. Por lo tanto debemos ser optimistas, porque estamos en la época ideal para materializar la independencia total inclusive en lo que respecta a independencia de conciencia.

La canalla mediática constantemente nos envenena la conciencia a través de sus medios, sembrándonos temor al socialismo, y la dependencia hacia el capitalismo como la única forma de vida conveniente al pueblo venezolano. Pero, el mundo esta lleno de ejemplos heroicos de concreción del socialismo y formas de organización y gobierno con un alto nivel de humanismo, sin menoscabo de la condición humana del pueblo, sin humillación sin depredación, eso si con mucha entrega y dedicación sin condicionamientos.

Ahí tenemos a la república cubana sobreviviendo al brutal bloqueo de los estados unidos, al ataque constante de las fuerzas desestabilizadoras de la CIA, los atentados contra Fidel Castro, la guerra mediática denigrante. Aun en esa situación su pueblo ha desarrollado un nivel de dignidad inigualable en el mundo, su patriotismo es un ejemplo de nobleza y entrega y nada que decir en contra de su solidaridad con los demás pueblos del mundo a los cuales acuden en ayuda solidaria e incondicional cada vez que esta sea requerida. Famosa es su consigna, “El pueblo cubano, da a otros pueblos lo que el pueblo cubano tiene y otro pueblo lo requiere, no da ¬el pueblo cubano¬ lo que le sobra”.

Llego la hora de romper las falacias que han infiltrado el capitalismo y la canalla mediática en el pueblo venezolano, vamos a liberarnos, el socialismo es el camino es la herramienta es el proceso que debemos conquistar. La vida del humano, en goce de sus plenos derechos, y el disfrute de todas las factibilidades y posibilidades que la naturaleza ha creado para el digno humano, debe ser el objeto de todo gobierno socialista.

Para ello lo único que debe realizar el gobierno socialista es organizar de manera efectiva y eficiente, el devenir vital del pueblo venezolano sin más obligación, presión o compulsión que su necesidad y sus auténticos derechos. Ello representa exactamente la diferencia principal con el sistema capitalista que solo persigue el lucro constante con el menor gasto posible, trasladando todas las pérdidas al pueblo pobre y las ganancias a los detentadores de los medios de producción.

Continuará

PATRIA SOCIALISTA O MUERTE ¡VENCEREMOS!

wiliancastillop@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4446 veces.



William Castillo Pérez


Visite el perfil de William Castillo Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



William Castillo Pérez

William Castillo Pérez

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /ideologia/a99593.htmlCd0NV CAC = Y co = US