No somos pitonisos, ni tampoco poseemos una bola de cristal en el 2017

En verdad la crisis "en todas sus variables, en lo económico, social, salud, seguridad, ambiental, político, etcétera..."que hoy padece el pueblo de Venezuela tiene su origen, la contraofensiva del capital, el imperialismo no se resiste a ver otro modelo alternativo que no sea copia y calco de la democracia representativa de los Estados Unidos, nada que huela a populismo ni socialismo, menos a democracia participativa y socialismo, de allí toda su saña, toda sus mañas políticas para destruir la revolución bolivariana su objetivo es llevarnos a una situación de crisis como cuando el Caracazo. El imperialismo siempre con las misma receta el neoliberalismo para salir de la crisis que mas tarde o temprano vuelve agudizar.

La maña política llegó al punto de hacernos creer que esta crisis es la peor de nuestra historia, "Desde la guerra de independencia y Federal el venezolano no había sentido las carencias que hoy padecen, atrás quedaron las conquistas que pudo lograr el presidente Chávez y su modelo distributivo de la renta petrolera para todos los sectores", ciertamente socavaron las bases rentista del socialismo bolivariano, debilitaron las política distributivas, tratando de destruir la autoestima del venezolano y desmemoriarnos de la invasión al país en tiempo de Castro cuando estalla por primera vez la deuda externa con s consiguiente bloqueo comercial y financiero.

Todo comenzó por socavar las bases de la política social del socialismo bolivariano, los logros sociales que se hacía atractivo a las masas populares, de allí la agresión a los mercados petroleros en el 2013, se arrecia el desplome de los precios en el 2014 y continua hasta el 2015 no sin cierta recuperación gracias a las iniciativas y acuerdo entre los países petrolero Opep y No Opep. A esto se suma, la intervención de las mafias de la burguesía parasitaria, responsable de que "Nuestra calidad de vida se ha deteriorado definitivamente. Una inflación rayando en hiperinflacion, Falta de trabajo productivo, escasez y desabastecimiento de alimentos y medicinas, corrupción y deterioro de las instituciones" del Estado, todo para impedir la buena marcha social, la estabilidad y la paz,

Pero resulta que al pueblo trabajador, la guerra silenciosa, la guerra del capital contra el trabajo, le debe importar mucho, "todo este cuadro dramático", sobre todo porque atenta contra su calidad de vida, socava la eficiencia política del gobierno, la misma credibilidad inducida por una política macabra, las perversiones conspirativa del dólar today y la destrucción del Estado nacional, acompañado de la erosión de la confianza de las masas populares y su moneda.

Por supuesto, hay errores políticos en la revolución bolivariana, de ineficiencia e ineficacia, de claridad ideológica en la dirección del proceso, a la falta de control y supervisión, pero no es menos cierto que el post chavismo de Maduro, tiene razones suficientes para achacarle muchas de estas "ineficiencia al imperialismo", a su política de saboteo permanente, a su bloqueo financiero y comercial, En esto le incumbe también al "ciudadano de a pie" y no es que le importa un bledo el imperialismo", si es "lo único que quiere es salud, alimentación, seguridad y trabajo…". Está demostrado que quien socaba los mercados internacionales de las materias primas, el sustento de los ingresos en divisas en dólares, es el imperialismo, entonces si el ciudadano trabajador quiere lograr esos derechos, debe luchar contra el imperialismo y su burguesía parasitaria e improductiva.

Por otra parte; a la pregunta de si ¿"Nosotros (…), debemos sucumbir todos, por una supuesta conspiración Internacional contra el post chavismo" de Maduro?. Primero no es supuesta la conspiración internacional, esta más que demostrada la guerra económica, que los enemigos del pueblo quieren subestimar, invisibilizando al enemigo de la revolución bolivariana, debilitar el apoyo al chavismo verdadero, asumir el oportunismo político de relevo del chavismo verdadero por el crítico, quien pretende un nuevo liderazgo "socialista" alegando que "Ningún gobernante por más "Socialista" que sea, deja que su pueblo pase hambre y penurias......".

Al respecto sería bueno preguntarle si Fidel Castro con todo sus honores socialista de gobernante en el periodo especial de la revolución cubana al lado de su pueblo no pasaron vicisitudes a causa de las agresiones y el bloqueo del imperialismo de los Estados Unidos, y si la guerra no convencional, química y bacteriológica como hoy también sufre la revolución venezolana, ya sea por saboteos en los servicios públicos, tales como eléctrico, entre otros.

Patiño señala que "2017: No somos pitonisos, ni tampoco poseemos una bola de cristal, pero sin ser pesimista, el 2017 va ser un año de definiciones, que marcará el destino del país para sus próximos 6 años. A los politiqueros que tenemos hoy no le vamos a pedir que cambien, porque sabemos que no lo van a hacer. El Post chavismo continuará con sus políticas agresivas contra la propiedad, incluyendo los bancos, (…..), es decir el ingrediente del socialismo frente al liberalismo, a la desregulación del Estado, el desarrollo desigual y la propiedad privada.

Entonces propone el señor Patiño frente a los politiqueros y la crisis política una nueva clase política, alternativa al chavismo verdadero y al postchavismo, también a la oposición Mud, el chavismo crítico, "una nueva clase política", el asunto es que es una minoría quiere remontarse sobre el difunto y sus herederos, sin logros propios en la política que exhibir en las acciones de masas, tan solo diatribas en el teclado, críticas y propuestas de tiraflechas.

Si nos atenemos a ser pitonisos consultando la bola de cristal del señor Patiño, según sus palabras, "Muchos economistas predicen que si no existen medidas como: Cambio único de divisas, recorte del gasto, libre oferta y demanda de divisas, creación de casas de cambio en la frontera, Libre movilidad económica para las inversiones extranjeras, no se saldrá a mediano plazo de la crisis actual. Otros argumentan que; vendrán más controles económicos, estatización de la banca y empresas productivas, el gobierno tratará de asfixiar todo lo poco que queda de libertad económica", ¿Qué le molesta al señor Patiño del papel del Estado en el socialismo, el problema de la libertad económica de los capitalistas, de los empresarios vendepatria, el neoliberailismo de los inversionistas que nada quieren de regulación de la economía?, ¿De que sirve una nueva clase política sino empuña el Estado y da rienda suelta a la libertad económica privada?.

Para el señor Patiño "Lo que comenzó como una propuesta se ha hecho cada vez más firme. Ni el post chavismo ni la MUD, que se vayan todos!!!!! Es la consigna!!! .... Amanecerá y Veremos, recomienda asi, lo cierto es que nadie abandona la arena política así de fácil, el terreno hay que conquistarlo y con esas supuestas recomendaciones, dudo que esa clase política llegue al poder, las personas después de haber llegado Chávez al poder se han politizado, votan no solo por una ideología específica, socialismo o capitalismo, sino también por aquélla fuerza política que demuestre con acciones la solución y satisfacción de sus necesidades!!!. Y en esto el chavismo critico esta carente de pruebas en la arena política

Fuente consultada:

Patiño, Pedro "2016: Año Catastrófico del Gobierno y de la MUD. 2017 ¿Qué nos espera?", Aporrea, 22/12/2016



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1059 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a239045.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO